Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
10 ESPAÑA www. abc. es VIERNES 11- -1- -2008 ABC El Gobierno dice que la Iglesia falta a la verdad y no tolerará su tutela moral El PSOE asegura que la intención es llevar a cabo el sueño de los cardenales de convertir el pecado en delito J. L. LORENTE MADRID. El Gobierno socialista está dispuesto a plantarse en la campaña electoral manteniendo vivo su enfrentamiento con la jerarquía eclesiástica. Así lo demostró ayer la vicepresidenta primera del Ejecutivo, María Teresa Fernández de la Vega, que, durante su comparecencia ante la Comisión Constitucional del Congreso, se encargó de echar más leña al fuego con el argumento de que la Iglesia miente y con la advertencia en toda regla de que el poder socialista no aceptará tutela moral alguna de esta confesión religiosa. Su discurso consistió en subrayar por activa y por pasiva que una parte de los obispos ha atacado al Gobierno faltando gravemente al respeto y a la verdad La comparecencia de De la Vega ante la Cámara Baja vino a demostrar que al Gobierno le interesa este rifirrafe con los católicos ante los comicios del próximo mes de mayo. Durante el debate parlamentario, PP y CiU se encargaron de poner el dedo en la llaga al subrayar que los socialistas quieren polarizar el debate con fines electorales. Lo que seguro ha conseguido ya el PSOE es convertir el Congreso de los Diputados en un púlpito laico donde las fuerzas más a la izquierda del arco parlamentario- -entre ellas el partido mayoritario- -aprovechan el debate para arremeter sin contemplaciones contra la jerarquía eclesiástica desde la sede de la soberanía nacional. No deja de sorprender a los grupos de la oposición que, en plena desaceleración económica, el Gobierno de Zapatero fomente la polémica con los católicos. Los populares, que tachan de estéril este enfrentamiento, interpretan que la estrategia de los socialistas consiste en intentar tapar los fracasos de estos últimos cuatro años. El PP hace hincapié en que cuanel Gobierno socialista sigue en tensión por el éxito de la concentración a favor de la familia que organizó el Arzobispado de Madrid el pasado 30 de diciembre. Siguiendo la estrategia que esta misma semana marcó Zapatero de intentar dividir a la Conferencia Episcopal- -diferenciando a obispos buenos y malos la portavoz del Ejecutivo subrayó que una parte de la jerarquía eclesiástica ejerció hace unas semanas su derecho a la crítica y el Gobierno lo respeta Lo que ya no resulta tan tolerable- -sentenció- -es que para ejercer ese derecho se vulnere el respeto debido a dos poderes legítimos, como son el Gobierno y el Parlamento, y se haga, además, faltando a la verdad LOS MENSAJES De la Vega: No resulta tolerable que una parte de los obispos vulnere el respeto debido al Gobierno y al Parlamento y lo haga faltando a la verdad. Esta sociedad no necesita tutelas morales, como tampoco las necesita, ni tolera, ni acepta su Gobierno José Andrés Torres Mora, diputado del PSOE: El PP, coetáneo de Torquemada, oculta su intención de pretender llevar a cabo el sueño de los cardenales de convertir el pecado en delito No habrá llamada a consultas Lección de laicismo to más se hable de la relación Iglesia- Estado, menos se discutirá sobre la subida en la cesta de la compra y el desempleo. La intervención de De la Vega- -la máxima responsable del Ejecutivo para las relaciones con la Iglesia, según el encargo que en su día le hizo el presidente del Gobierno- -fue toda una clase de laicismo. Se notó que llevaba muy bien aprendida la lección. Tras empeñarse en ilustrar a sus señorías de cómo son las relaciones Iglesia- Estado en los países de nuestro entorno, la vicepresidenta terminó su discurso con duras cargas de profundidad contra los obispos. Las palabras de De la Vega en sede parlamentaria demostraron que De la Vega pretendió en todo momento dejar claro que vivimos en un sociedad que no necesita tutelas morales, como tampoco las necesita, ni tolera, ni acepta su Gobierno Una sociedad- -según su esquema- -que no está dispuesta a retroceder a tiempos pretéritos. Tiempos en los que una única moral era impuesta a todos los españoles Sin embargo, añadió que lo más preocupante no ha sido el ataque al Gobierno sino que muchos españoles, que no comparten el modelo de sociedad que se propugnó en el acto del día 30, se hubieran podido sentir afectados en su dignidad como ciudadanos Independientemente como vivan o hayan elegido vivir cada uno de ellos cuenta, y cuenta por igual, y nadie puede considerarlos como una realidad que deba ser corregida aseveró. Por último, insistió en que el Gobierno no va a llamar a consultas al embajador de España ante la Santa Sede, Francis- co Vázquez, ni revisará los acuerdos y normas que regulan las relaciones con la Iglesia. Por su parte, en su turno de debate, el diputado socialista José Andrés Torres Mora acusó a los populares de ser coetáneos de Torquemada y de ocultar su intención de pretender llevar a cabo el sueño de los cardenales de convertir el pecado en delito ¿Por qué no dicen que van a derogar la ley de divorcio exprés o la de matrimonio homosexual? preguntó a las bancadas del PP. María Salom, miembro de la dirección del Grupo Popular en el Congreso, recordó que la libertad religiosa está garantizada por la Constitución y hasta ahora no ha habido problemas entre el Estado y la Iglesia católica, por lo que interpreta que el actual Gobierno socialista ha emprendido una ofensiva contra los católicos y parece querer romper esa libertad religiosa. Ha sido- -resumió- -una legislatura de retroceso en determinadas libertadas. La convivencia se ha deteriorado por culpa del sectarismo del Gobierno. No ha sido la legislatura de la concordia ERC CiU IU Reprochó al Gobierno no tumbar los acuerdos con la Santa Sede. Les tienen acojonados dijo Joan Tardá Lo que más preocupa a los ciudadanos es la subida del 25 en el pan y no hablar del sexo de los ángeles Rouco nos ha hecho un favor: plantearnos la aconfesionalidad del Estado para la próxima legislatura