Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
38 INTERNACIONAL LUNES 7 s 1 s 2008 ABC Alberto Sotillo Las autoridades electorales de Georgia dan la victoria a Saakashvili La oposición mantiene que hubo fraude, aunque la OSCE legitima la limpieza de los comicios RAFAEL M. MAÑUECO ENVIADO ESPECIAL TIFLIS. Tras proclamar su victoria a los cuatro vientos en las presidenciales de sábado, el presidente saliente de Georgia, Mijaíl Saakashvili, pareció ayer estar cerca de tener que someterse a una segunda vuelta electoral. Según los datos que ayer iban saliendo, Saakashvili estuvo casi todo el tiempo en la frontera fatal del 50 por ciento, oscilando por encima o por debajo según iban llegando las actas de los colegios a la Comisión Electoral. Quedar por debajo hubiera supuesto tener que medir sus fuerzas el próximo día 19 con Leván Gachechiladze, su principal adversario. Pero al final, un miembro de la Comisión Electoral confirmó ayer su victoria con casi el 53 por ciento de los sufragios, pese a que aún queda por efectuar una pequeña parte del recuento. Para los observadores internacionales de la OSCE (la Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa) los comicios fueron libres y democráticos Admitieron, no obstante, ciertas irregularidades aunque, según ellos, no lo suficientemente importantes como para influir decisivamente en el resultado de la votación. La oposición, sin embargo, no está de acuerdo con tal valoración. La lentitud del recuento, por ejemplo, es para ellos un indicio inequívoco de que ha habido fraude. mañana martes, tras la Navidad ortodoxa que se celebra hoy. Pero tampoco esta vez parece que las autoridades del país estén dispuestas a permitir que la calle se desborde. Las arterias más importantes del centro de la ciudad y los aledaños del Parlamento, lugar habitual de encuentro de la oposición, permanecían ayer tomados por la Policía. Cordones de agentes rodeaban además los principales edificios oficiales. Para dificultar aún más las cosas, nadie está recogiendo la nieve caída desde el viernes, lo que, junto con los nuevos descensos registrados en el termómetro, ha convertido las aceras de la capital georgiana en pistas de hielo. El riesgo de romperse uno la crisma es altísimo. Durante la votación del sábado, los georgianos se pronunciaron también a favor del ingreso del país en la OTAN y de la celebración de las legislativas en primavera. Saakashvili necesitaba que los resultados definitivos de las presidenciales le fueran favorables ahora en la primera vuelta. Enfrentarse a Gachechiladze el día 19 hubiera podido acabar fácilmente en derrota y significar el final de su carrera política. DODGE CITY, CIUDAD CON LEY uando el ferrocarril llega a Dodge City, ciudad sin ley, Errol Flynn- -antiguo guía de caravanas- -se empeña en civilizar aquel típico pueblo del viejo Oeste con propuestas tan llamativas como la prohibición de llevar armas o, ¡pásmense! la conveniencia de pagar impuestos para el progreso de la comunidad. Y es que aquellos viejos westerns- -tan incomprendidos- -cuentan la historia de cómo Errol Flynn, James Stewart o Gary Cooper, cada uno a su manera, finalmente traen a la última frontera de América la ley y el orden de la civilización para superar la vida salvaje que hasta entonces había imperado. Es la vieja historia de un país habituado a vivir en una frontera donde sus gentes se abrieron camino con hábitos broncos y el revólver a la cintura. Pero en el que, finalmente, se impuso Errol Flynn con la ayuda del director del periódico local y de su hija, Olivia de Havilland. Resulta sintomático ese repetido enfrentamiento del aventurero asendereado- -en compañía del periodista, del tahur, del tísico y del tipo raro con afición a estudiar libros de leyes- -contra rancheros unilateralistas y asilvestrados. La última frontera cruzada por EE. UU. fue la de su victoria en la guerra fría, tras la que quedó como única superpotencia mundial. Se adentró entonces en un terreno desconocido en el que, frente a nuevas amenazas, volvió a actuar como en los primeros tiempos de la vieja frontera. Se olvidó de aquellas formalidades predicadas por James Stewart o Gary Cooper. Se olvidó, por ejemplo, de que una superpotencia de dimensiones globales, cuando actúa fuera de sus fronteras, tendría que observar el mismo respeto a la ley con que se rige en su propia casa. Guantánamo, por ejemplo, es un limbo creado para no aplicar a sus presos las garantías que protegen a cualquier ciudadano norteamericano. Y como dirían los viejos héroes del western, no se puede ser un perfecto caballero en casa y un vivalavirgen fuera de ella. Pero la historia en la frontera evoluciona muy deprisa. Y caben pocas dudas de que, sea quien sea el vencedor de estas elecciones en EE. UU. a él- -o ella- -le corresponderá interpretar el papel de James Stewart o Gary Cooper. C Aguantar el frío Los seguidores de Gachechiladze, el principal candidato opositor, que ha quedado por detrás de Saakashvili con un apoyo en torno al 27 por ciento, se concentraron ayer al mediodía en una explanada del casco viejo de Tiflis, junto al río Mtkvari. Había no más de 10.000 personas y aguantaron el frío algo más de dos horas. Después se dispersaron pacíficamente. Gachechiladze dijo a los congregados durante el acto que pese a las medidas de terror aplicadas contra nosotros, hemos ganado palabras que levantaron una fuerte ovación. Se refería en particular a la contundencia con la que fue reprimida, el pasado mes de noviembre, la protesta que él encabezó contra Saakashvili. Tras reiterar que los resultados de los comicios han sido amañados y se impugnarán, llamó a sus partidarios a continuar con las movilizaciones Leván Gachechiladze, rival de Saakashvili, se dirigía ayer a sus seguidores en Tiflis REUTERS Kostunica exige a la UE que elija entre el Tratado con Serbia o Kosovo SIMÓN TECCO CORRESPONSAL LIUBLIANA. Con un talante poco convencional, el primer ministro de Serbia, Vojislav Kostunica ha advertido que la UE, el próximo 28 de enero, deberá elegir entre firmar el Tratado de Estabilización y Asociación con Serbia o tomar la decisión de enviar a Kosovo su misión civil En el caso que tome la ilegítima decisión de enviar su Misión, la UE anulará la firma del Tratado con Serbia, porque una cosa excluye a la otra Kostunica se refiere al hecho de que el 28 de este mes la Unión tomará la decisión de enviar a Kosovo una misión europea compuesta por algunos miles de funcionarios, con la tarea de reemplazar a la misión de Naciones Unidas (UNMIK) sobre lo cual las autoridades de Belgrado no están de acuerdo. Por casualidad o no, ese mismo día Belgrado debería firmar con Bruselas el mencionado tratado, primer paso para la futura adhesión de Serbia a la Unión Europea. Kostunica presenta el dilema como si fuese la UE la que se integrará a Serbia y no a la inversa. El sector político serbio pro europeo reaccionó llamando la atención sobre el hecho de que Kostunica, en realidad, es contrario a la integración de su país a la UE, si bien el 70 por ciento de la población es partidaria de la adhesión. Vesna Pesic, presidenta del Consejo Político del Partido Liberal- Democrático, pidió ayer al presidente del Estado, Boris Tadic, que, en el caso de que Kostunica no firme el acuerdo con la Unión Europea, retire su partido político de la coalición de gobierno, disuelva el Parlamento y convoque comicios anticipados.