Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
52 MADRID La Cabalgata más grande de España DOMINGO 6 s 1 s 2008 ABC La Cabalgata más espectacular de la historia recoge los deseos de 800.000 madrileños Se lanzaron ocho toneladas de caramelos en dos horas y media s Completó el recorrido con el apoyo de cien pajes LETICIA TOSCANO MADRID. El cielo fue el protagonista en la visita que los Reyes Magos realizaron ayer a Madrid. A bordo de tres carrozas, ambientadas en otras tantas constelaciones, sus Majestades de Oriente, arropados por un séquito de más de cien pajes, ángeles, caballos y peces, recorrieron el paseo de La Castellana desde Nuevos Ministerios hasta Cibeles. La lluvia amenazó durante toda la tarde con amargar la velada y, aunque llegó a caer con suavidad, nada consiguió estropear la fiesta a los miles de niños que durante horas esperaron en la calle, desafiando al frío, la visita de los Reyes. La constelación de Pegaso sirvió de vehículo para el rey Melchor, el primero de sus majestades en aparecer en La Castellana. Detrás, Gaspar y Baltasar saludaban al público subidos sobre las constelaciones de Piscis y Capricornio, respectivamente. La espectacular cabalgata dio comienzo en torno a las seis de la tarde, cuando miembros a caballo de la Policía Municipal enfilaron el céntrico paseo madrileño. Poco después, la primera carroza que lanzaba caramelos, la del Cuerpo de Bomberos, desató la locura entre los asistentes, muchos de los cuales llevaban más de tres horas esperando a la comitiva. En total. se lanzaron ocho toneladas de caramelos, de los que 1.200 kilos- -los que tiraron Sus Majestades- -fueron sin gluten para no discriminar a los niños celíacos. Pero la ilusión del desfile no estuvo sólo en los caramelos. Cañones de confeti, serpentinas, zancudos, animales gigantes y hasta mujeres voladoras sorprendían a las más de 800.000 personas, que según la organización, se congregaron ayer para recibir la visita de los Reyes. Y es que nadie quiso perderse una cita de tanta envergadura: desde los Lunnis hasta Doraemon, pasando por las Supernenas o los nuevos pandas del Zoo de Madrid, todos estuvieron allí. Entre las carrozas más coloristas destacaron la de Coca- Cola, ambientada en su último anuncio o la de Miguelañez y el Atlético de Madrid, aderezada con gominolas gigantes. Los vehículos comerciales dejaron paso al mundo de los cuentos, con Pinocho como protagonista. Personajes disfrazados recreaban distintas escenas de la historia del niño de madera y hasta una recua de burros, simbolizaron su transformación en este animal. Una marioneta de cuatro metros hizo el papel de Gepetto, Pepito Grillo no paró de bailar y varios pinochos mostraron su nariz de mentiroso a pie de calle. También hubo espacio para el arte. Varios cuadros animados realizaron un espectáculo en la plaza de Colón para posteriormente incorporarse, junto a unas gigantes y metalizadas meninas a la cabalgata y llegar hasta Cibeles. En Colón también esperaban tres enorme planetas que hicieron volar a las representantes del oro, el incienso y la Carrozas de cuento Melchor recuerda a las víctimas del terrorismo en su discurso Como cada año, el Rey Melchor se dirigió ayer a los niños madrileños para agradecerles emocionado su presencia en la cabalgata. Hemos recibido todas las cartas y venimos con más regalos e ilusiones. Tenemos la esperanza de que el mundo sea mejor, que desaparezca la violencia, la pobreza y la injusticia y de que haya más paz y libertad para los hombres manifestó el Rey en su discurso. En una noche tan familiar como la de ayer, Melchor quiso hacer especial hincapié en las familias españolas que siguen sufriendo la barbarie terrorista y manifestó su deseo de que se termine con esta lacra mirra que llevaron los Reyes al portal de Belén. Además hubo espectáculos en la plaza del Doctor Marañón y en la Glorieta de Emilio Castelar. Sus majestades fueron recibidas a las ocho y cuarto de la tarde por el alcalde de la capital, Alberto Ruiz- Gallardón, en la plaza de Cibeles. Como ya es tradicional, Melchor pronunció un discurso de agradecimiento en el que no quiso ol- vidarse de las familias rotas por la violencia terrorista en España ni del Rey Juan Carlos, que ayer cumplía 70 años. Competencia entre Reyes Antes, en un ambiente más distendido, los flamantes Reyes reconocieron que, a pesar de la experiencia adquirida durante miles de años, cada 5 de enero vuelven a ponerse nerviosos, casi más que los pequeños La comitiva real estaba formada por más de cien personas, completamente vestidas de blanco, que realizaron el recorrido a pie y a caballo FRANCISCO SECO El cuento de Pinocho fue uno de los protagonistas de la noche y no faltó la enorme ballena que se tragó a Gepetto FRANCISCO SECO