Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 2 s 1 s 2008 ESPAÑA 19 La OTAN retrasa a marzo la elección de la Base de Vigilancia Terrestre, a la que aspira Zaragoza La designación estaba prevista para diciembre de 2007 s El Gobierno reconoce que será difícil que se consiga PALOMA CERVILLA MADRID. Un informe del Estado Mayor Internacional de la OTAN, al que ha tenido acceso ABC, ha aconsejado retrasar hasta marzo la decisión sobre el lugar donde se ubicará la Base de Vigilancia Terrestre de la OTAN, a la que España ha presentado la candidatura de Zaragoza. Aunque el ministro de Defensa, José Antonio Alonso, ha venido afirmando que esta decisión se podría conocer en el mes de diciembre de 2007, la OTAN ha optado por la prudencia a la hora de elegir una de las ubicaciones más importantes en las misiones de vigilancia terrestre aerotransportada. La candidatura de España se encuentra en el nivel uno, junto a las que presentan las localidades de Sigonella en Italia y Schleswig en Alemania y, en el caso de que no alcanzara su objetivo, supondría el segundo revés que sufre en la Alianza Atlántica, después del fracaso en su intento de conseguir que el jefe del Estado Mayor de la Defensa, Félix Sanz Roldán, presidiera el comité militar de la OTAN. De hecho, el ministro Alonso reconoció el pasado martes que la elección es difícil La decisión de crear una base que acoja el Sistema de Vigilancia Aérea de Superficie de la OTAN (AGS) se acordó en 1993, pero no fue lanzada hasta 2002 por Francia, Alemania, Italia, Holanda y Estados Unidos. Este sistema aliado de vigilancia terrestre es uno de los más ambiciosos de la Alianza Atlántica, con un coste de cuatro mil millones de euros, y el objetivo es que esté operativo en 2010. La localidad que finalmente sea sede recibirá una importante creación de infraestructuras y empleo, con unos dos mil puestos de trabajo. Este sistema de vigilancia se hará mediante la integración en aviones Airbus A 321 y en aparatos no tripulados Global Hawk de un radar fabricado por los seis países miembros presentes en el consorcio TIPS. A España, que participa a través de la empresa Indra, le corresponde el área de sensores (radares) y de mando y control, dentro del programa previsto hasta el año 2012. Aunque el Gobierno español apuesta por conseguir la instalación de este sistema de vigilancia, en Zaragoza se han levantado varias voces en contra de este proyecto, agrupadas en torno a una plataforma. El portavoz de esta plataforma, José Ramón López, justificó el rechazo a la ubicación en Zara- Maniobras en la base de la OTAN en Valencia goza de esta instalación de la OTAN en que creemos que no se trata más que de una cortina de humo para encubrir lo que es realmente: una instalación militar que reunirá información para que tanto la OTAN como Estados Unidos, su principal garante, realicen cualquier tipo de intervención en cualquier país EDUARDO MANZANA El ministro no entiende este rechazo de la sociedad aragonesa y hace ahora un año ya afirmó que el contexto de la Guerra Fría en el que nació la Alianza Atlántica ha desaparecido y que la organización atraviesa en la actualidad un proceso de modernización encaminado a legitimar en la ONU sus operaciones.