Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
16 ESPAÑA Crisis en las infraestructuras s Cadena de retrasos en el AVE SÁBADO 29 s 12 s 2007 ABC Edurne Uriarte El AVE a Málaga falla por tercera vez y amenaza con colapsar la línea de Sevilla Otros tres trenes del trayecto Madrid- Segovia- Valladolid acumularon retrasos considerables S. SANZ J. GUTIÉRREZ MADRID VALLADOLID. El traductor de lenguajes de señalización de uno de los trenes de la línea AVE Málaga- Madrid volvió a ayer a fallar por tercera vez, y se esperan más errores hasta que, como reconoció la ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, Renfe no termine de sustituirlo por una versión mejorada, algo que no ocurrirá como mínimo hasta dentro de trece días. También se repitió ayer la catarata de parones y retrasos- -hasta tres máquinas- -que está experimentado desde el primer día de su estreno la línea del AVE Madrid- Segovia- Valladolid. En concentro, si el pasado jueves fueron dos máquinas del trayecto que une la Costa del Sol con la capital de España las que registraron incidentes por el mismo error en el sistema de señalización, ayer se dio la particularidad de que un convoy de la esta nueva línea AVE Málaga- Madrid, inaugurada in extremis por el Gobierno socialista, afectó a otro tren de una línea ya consolidada, la que cubre el trayecto SevillaMadrid, cuyo rendimiento desde 1992 ha sido excelente. La causa de los parones de ayer fue que el convoy que había partido de Málaga a las 7.10 horas se paró al no funcionar correctamente su traductor a la altura de Ciudad Real, de forma que obligó a otro tren que cubría la línea Sevilla- Sevilla- -partió a las 7.15 de la capital andaluza- -a detenerse hasta en dos ocasiones. El primero acumuló en llegada un retraso de 26 minutos, y el segundo 20, después de que éste no sólo se tuviera que esperar a que el AVE Málaga- Madrid averiado retomara el rumbo, sino también a dejar paso al tren que salió de la capital andaluza media hora después de él, a las 7.45 horas. Este riesgo de colapso en el trayecto que va de la estación de Córdoba a la madrileña de Puerta de Atocha, compartido tanto por el AVE Sevilla- Madrid como el AVE Málaga- Madrid, sienta un mal precedente, pues anteriormente los trenes TALGO- 2000, que eran los encargados de viajar de Málaga a Madrid, hasta en el caso de que se retrasaran no perjudicaban a los trenes de Alta Velocidad. En cuanto a la línea Madrid- Segovia- Valladolid, el pri- ELEFANTITIS a autolimitación de mandatos de Rajoy me parece un gesto de generosidad, de desprendimiento del poder, de compromiso personal con una democracia más dinámica y abierta. Y, sin embargo, soy escéptica sobre sus efectos en los vicios del poder democrático en sistemas de partidos como el español. De la misma forma que el gesto de Aznar o el totalmente improbable de Zapatero, a juzgar por la ridiculización que Rubalcaba ha hecho del anuncio de Rajoy. Ante mi escepticismo, un colega de este periódico me señala el poco higiénico caso de nuestras autonomías con presidentes que van camino de permanecer en el poder más que los dictadores. Y admito que el problema es cada día más evidente, pero creo que tiene mucho más que ver con los partidos que con los líderes. Con la elefantitis de los partidos, una enfermedad que afecta a la política de manera parecida a ese terrible mal llamado elefantiasis que hace crecer de forma desmesurada algunas partes del cuerpo. Son los partidos los que fijan con clavos los sillones del poder, los que desarrollan unos enormes tentáculos en cada una de las zonas sensibles de la sociedad, los que convierten las instituciones, sus presupuestos y su capacidad de decisión, en instrumentos para otros cuatro, ocho, dieciséis años de poder. Los que han mudado aquella lejana agrupación de ciudadanos comprometidos y participativos en maquinarias deformes al servicio de sus gestores. Pueden renovarse los líderes, que los partidos se reafirman y la elefantitis multiplica sus apéndices. Especialmente en las autonomías donde la enfermedad es mucho más grave que en la política nacional. Algún día habrá que dedicar la atención que aún no le hemos prestado a esa otra forma de degeneración de nuestro modelo autonómico, el de la creación de regímenes de partido, que está ocurriendo no sólo en las autonomías nacionalistas. La solución sería la autolimitación de mandatos de los partidos, no de los líderes. Dada su nula viabilidad, por motivos obvios, sólo queda la esperanza de los ciudadanos. Y, por el momento, no funciona. Como si la elefantitis también los hubiera atrapado. L Largas colas de afectados que exigían ayer en Valladolid la devolución del billete mer tren de la mañana, un AVE que salió de Valladolid a las 06: 50 horas, acumuló una demora de 19 minutos, mientras que el récord de la mañana, con 41 minutos sobre la hora prevista, fue para el que efectuó su salida de la estación de Chamartín a las 06: 35 horas. La tercera tardanza de esta jornada coincidió en tiempo con la primera, ya que igualmente se cronometraron 19 minutos más de la cuenta para un tren que paró en la vallisoletana Estación del Norte a las 12: 41 horas, cuando debía haber alcanzado su meta a las 12: 22 horas. En la víspera, el jueves, dos trenes que circulaban en ambas direcciones redujeron forzosamente la marcha a consecuencia de un fallo en el suministro eléctrico. Además, cabe recordar que esta línea carece aún de subestación eléctrica propia en Chamartín y tiene que abastecerse de la de Soto del Real, que también suministra a otras líneas ferroviarias. FRANCISCO HERAS Media hora de pánico en el túnel Nos están utilizando como conejillos de indias para probar los trenes señalaba Ana, una afectada que el jueves viajaba en el AVE Madrid- Valladolid que se retrasó 48 minutos y que ayer le tocó repetir experiencia, aunque con menor tiempo de demora. Según relató esta pasajera, en la jornada del jueves el tren estuvo parado durante más de media hora en el interior del túnel de Guadarrama. Además de ofrecer esta claustrofóbica vivencia, el AVE realizó otras paradas, antes y después del túnel de Guadarrama situaciones que, para Ana y un buen número de viajeros, se deben a la precipitación del Ejecutivo socialista por lograr que los nuevos trenes entraran en funcionamiento cuanto antes. En el tramo Córdoba- Madrid Nos están utilizando como conejillos de india para probar los trenes se quejaba una pasajera afectada Cerca ya de 2.000 perjudicados En los tres trenes ValladolidSegovia- Madrid que ayer protagonizaron retrasos viajaban un total de 227 personas. A once de ellas, las que hicieron su recorrido en el AVE que llegó 40 minutos tarde, recibirán el cien por cien de la cuantía de su billete, mientras que el resto, que vivió retrasos menores, recibirá la mitad del dinero. Renfe devuelve la mitad del billete a aquellos que sufren una tardanza de entre quince y treinta minutos, y la tarifa completa cuando el retraso supera la media hora. En total, con estos 227 perjudicados de ayer, el número de afectados en ambas líneas, recién puestas en marcha, se acerca a los dos millares. Desde el PP, las críticas a la gestión del Gobierno en materia de infraestructuras continuaron ayer. La portavoz del PP en el Parlamento de Andalucía, Esperanza Oña, calificó de impresentables los retrasos y subrayó que ya todo el mundo los presuponía porque sólo se realizaron pruebas durante apenas dos semanas. La dirigente popular, que recordó que en la época del gobierno de PP se hacían cuatro y seis meses de pruebas consideró asimismo inaceptable que en este momento, con las tecnologías tan avanzadas que existen, venga y nos diga la ministra que las vías hablan un idioma y el tren habla otro Más información sobre los nuevos AVE en http: www. adif. es