Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
6 OPINIÓN VIERNES 28 s 12 s 2007 ABC AD LIBITUM LA INOCENCIA DE RAJOY IENTRAS varios, los más notables, de los presidentes de las grandes empresas españolas de cotización bursátil modifican los estatutos societarios que rigen sus respectivas actuaciones para prolongar el tiempo de sus mandatos y mejor machihembrarse en sus sillones, Mariano Rajoy nos hace llegar el recado de que, según el modelo de José María Aznar, sólo estará ocho años- -dos legislaturas- -al frente del Gobierno... si gana las elecciones. Ignoro el fundamento de la muy cantada astucia rajoyana, pero alguna sutileza debe esconderse en el hecho de que una información verdaderamente M. MARTÍN relevante sobre su renunFERRAND cia a la condición faraónica nos la haga llegar por personas interpuestas. Quizá sea que, al modo de los viejos manuales de cuando el Bachillerato tenía contenido- incierto se presentaba el reinado de Witiza improbable nos parezca ahora el acceso del líder del PP a La Moncloa. Lo de tasar el tiempo de la posible permanencia en el cargo de un gobernante es, en principio, una medida de higiene política; pero eso tiene más sentido en una república presidencialista que en un sistema en el que, como el nuestro, sólo los vecinos de Madrid pueden votar la lista que encabeza su presidente preferido y que es, aunque ya nos hemos acostumbrado al uso impreciso de la denominación, un primer ministro o un jefe de Gobierno Los empadronados en cualquiera de las demás circunscripciones eligen, de hecho, siglas en lugar de nombres y, al ser estas cerradas y bloqueadas, quiebra en buena medida la aspiración representativa que define una democracia parlamentaria. Las elecciones de segundo grado aconsejan rebajar el nivel presidencial a términos menos solemnes y ejecutivos y más equiparables. Rajoy es muy dado a que su mano derecha ignore la actividad de su simétrica por la izquierda; pero, en esta ocasión, vistas las encuestas disponibles y olfateado el ambiente dominante, la limitación a su tiempo de Gobierno es tan optimista como ucrónica. Más todavía cuando el líder del PP, muy celoso del tiempo y los ritmos de su agenda, tiene en vilo, tal y como las focas esperan la sardina generosa de su domador, a muchos entre quienes aspiran a encabezar las listas provinciales o integrarse en ellas con posibilidad de llegar a sentarse, y no el bordillo de la acera, en la Carrera de San Jerónimo de Madrid. ¿Querrá decir el siempre anfibológico Rajoy, además o en lugar de lo que parece habernos dicho, que sólo permanecerá ocho años al frente de su partido y como cabeza de la Oposición si no llega a ganar las elecciones? Lo del Gobierno parece optimista, pero lo de la Oposición sería temerario. Todo ello, además, en el supuesto de que quien llegó al puesto que ocupa de la mano de su predecesor no salga de él de una manera más pedestre y resolutiva. CON CAJAS TEMPLADAS LA CORTE DE LAS GARRAPATAS creación de empleo, esta contribución monárquica? XISTE un nuevo tipo de cortesano zumbón que Tengo la impresión de que no se calcula y, aunque igrevolotea constantemente alrededor de la Fanoro si se ha establecido con rigor su influencia en el milia Real, vive de ella, para ella, por ella; tieaumento del PIB español, confío en que algún emine olfato para los negocios, adora la influencia y sanente economista o politólogo relacione pronto nuesbe a la perfección dónde están las líneas rojas, como tro reciente adelantamiento de Italia con las respeclos cortesanos de siempre. Al contrario que aquéllos, tivas formas de Estado. Obsérvese también cómo delos de hoy se enriquecen traspasando esos límites, clina la economía francesa mientras la británica va porque si no, aquí no hay tomate. como un tiro. Cada vez que se desplazan los reyes, los Paradójicamente, nunca se han oído palapríncipes o las infantas, no sólo llevan consibras de agradecimiento a los Reyes de aquego su personal habitual, sino también la millos que más se lucran a su costa, esos biemrada de ese séquito paralelo de parásitos. Se pensantes capaces de obtener réditos inmealimentan del cuerpo que dañan o pretenden diatos de su viaje a contracorriente. Es cierto dañar, por eso me sabe mal que, cuando se crique la Monarquía alimenta muchas bocas. Y tica a la Monarquía por los dineros que nos que los redactores jefes de los periódicos se cuesta, nunca se hable de las familias a las acuestan tranquilos tras la copiosa cena de que da de comer. Muchas son gente de bien, IRENE Nochebuena sabiendo que con el discurso del periodistas no deslumbrados por los señueLOZANO Rey tienen hecha la portada del día siguiente. los del dinero y la fama: cobran sólo un suelPero lo agradecen. Lo agradecemos todos, porque a do. La corte de las garrapatas es otra cosa, ha converestas alturas del año estamos ahítos de declaraciotido su especialidad en una actividad económica nes partidistas y nos conforta una voz sin furia, una tan floreciente que pronto Hacienda habrá de inmente humana distinguible de sus vísceras, una bocluirla en su registro de profesiones autónomas. Suca sin espumarajos rabiosos, unos ojos sin ofuscagiero que lo haga bajo el título de charlistas sin ción. A los italianos, en cambio, el 26 de diciembre fronteras por aquello de que han cruzado los límiles viene La Reppublica con el mismo menú indigestes de la decencia. to que el resto del año: Dini ataca a Prodi. Puag. La Casa Real es el blanco perfecto para esa corte Cada relato interpretativo sobre el discurso del de garrapatas que vive de la rabia y la mentira, porRey o su foto plantando un árbol es crecimiento ecoque nunca se van a dar de bruces con un desmentido, nómico. Y todo eso, a escala macro, acaba sumando. y parece que tampoco con una querella: de manera En Italia, como aún no se han dado cuenta, se chinincomprensible, a los jueces les irrita más la burla chan con su PIB decadente. En Francia, el presidente que la mentira. Esa ultraderecha mediática que un avisado hace sus pinitos para ocupar texto y fotos, en día despelleja a la Princesa de Asturias porque es color o en blanco y negro, en Le Monde y en Paris Matuna persona que ha cogido el metro y ha vivido de su ch: tengo para mí que los amoríos de Sarkozy con Cartrabajo, al día siguiente pide la abdicación del Rey. Y la Bruni son el plan económico más ambicioso que con ese fardo ideológico se gana las simpatías de la ha abordado Francia desde los tiempos de la guillotiultraizquierda separatista, que también se lleva un na. Puede funcionar, aunque se ve que no está asesobuen pellizco en capital simbólico. rado del alto precio que pagan quienes viven en un Todo esto es movimiento, dinamismo, actividad Gran Hermano permanente. económica, ¿o no? ¿Cómo se calcula, en términos de M E -Y pensar que hasta dentro de un año por estas fechas no volveremos a encontrar la ocasión justificada para desearnos felicidad.