Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 15- -12- -2007 CIENCIAyFUTURO www. abc. es cienciayfuturo 87 El Banco Mundial y el Fondo para el Medio Ambiente gestionarán el Fondo de Adaptación al cambio climático Se autoriza la captura y el almacenamiento de CO 2 en formaciones geológicas El responsable británico de Medio Ambiente, Hilary Benn, no tuvo reparo en participar ayer en una protesta de los ecologistas en Bali AFP Europa renuncia a incluir en Bali límites para la reducción de emisiones Estados Unidos mantiene su posición y el documento final de la Cumbre del Clima no reflejará objetivos vinculantes para combatir el cambio climático ARACELI ACOSTA. ENVIADA ESPECIAL BALI. Los rumores fueron constantes todo el día y anoche se confirmó. Las negociaciones sobre cómo afrontar el futuro en la lucha contra el cambio climático proseguirán hoy, fuera de plazo. Está previsto que recale en Bali de vuelta de su viaje a Timor Oriental el secretario general de la ONU, Ban Ki Monn, para dar el impulso final a las negociaciones y, en su caso, presentar la hoja de ruta más o menos devaluada, que salga de esta cita. El objetivo de la reunión, que comenzó el 3 de diciembre y oficialmente debía clausurarse ayer, es lanzar un proceso de negociación para seguir la lucha contra el calentamiento a partir de 2012, fecha en que expira el protocolo de Kioto. La UE, apoyada por los países en vías de desarrollo, ha propuesto que el texto recoja unas guías de recorte de emisiones de gases de efecto invernadero de entre el 25 y el 40 para los países industrializados antes de 2020. Para Estados Unidos, el primer contaminador del mundo y único país industrializado que no ha ratificado el protocolo de Kioto, tal mención comprometería el resultado de las futuras negociaciones. En la misma línea le apoyan Canadá y Japón y, al parecer, también Australia, a pesar de que el mismo día 3 el recién elegido primer ministro anunció que ratificaba Kioto. Tan sospechosa resulta la delegación australiana de bloquear cualquier acuerdo que se ha llevado la mención al deshonor dentro de los Fósiles del Día que otorgan los ecologistas, por realizar un pésimo trabajo de representación de la mayoría de los australianos, que votaron por actuar más duramente para enfrentarse al cambio climático Es más, ayer Munir Akram, embajador de Pakistán ante la ONU y presidente del grupo del G- 77 más China, que reúne a 150 países en desarrollo, denunció presiones y amenazas en forma de sanciones comerciales por parte de algunas delegaciones para que los países en desarrollo asuman compromisos importantes de reducción de emisiones. La mirada se dirigió a Estados Unidos, aunque la negación de Yvo de Boer, secretario ejecutivo de la Convención, a una pregunta de los periodistas llevó a la pista de qué otro país podía ser: No creo que un país y medio (por Australia, que acaba de ratificar) amenacen a 150 naciones, sería muy arriesgado Por ahora, los países en desarrollo, incluyendo a los más beligerantes en este proceso, China e India, han aceptado el párrafo que dice que se esperan acciones de mitigación por parte de estos países, que si bien no parece que vayan a ser obligatorias, sí deben ser medibles y se debe informar sobre ellas a la comunidad internacional. Es un importante cambio de posición. Al cierre de esta edición, bien entrada la madrugada, las negociaciones se habían detenido y, según algunos delegados, el engorroso punto de fijar una guía de reducción de emisiones de entre un 25 y un 40 para 2020 ni siquiera se había tratado a lo largo de todo el día. Este es uno de los puntos más sensibles y todos están pendientes de con qué grado de claridad se redacta finalmente, pues mar- caría las acciones de mitigación a discutir los próximos dos años. Estados Unidos pretende alargar los plazos y propone una redacción muy vaga de reducción de emisiones para mediados de siglo, lo que refleja muy a las claras su fobia a hacer números. La pasada madrugada, lo único claro era que el proceso para fijar el régimen post Kioto debe acabar en 2009 para que dé tiempo a su entrada en vigor el 1 de enero de 2013. Para decidir el resto del mandato de Bali sólo quedaban anoche en la cumbre los 40 países elegidos por la presidencia indonesia para hacer más fáciles las negociaciones. En él, la Unión Europea estaba representada por Portugal, Alemania, Eslovenia, Dinamarca y la Comisión Europea. El texto que finalmente acuerden debe ser votado esta mañana, y se espera que sea Ban Ki Moon quien lo haga público. Mientras tanto, en la trastienda de los objetivos de reducción, pero no menos importante porque se trata de mecanismos que ayudan a la mitigación y a la adaptación frente al cambio climático, se había producido algún avance. Así, se acordó que finalmente serán el Banco Mundial y el Fondo para el Medio Ambiente Mundial los que gestionen el Fondo de Adaptación, que podrá así empezar a aportar dinero a los países en desarrollo para que tomen medidas para adaptarse a los efectos del calentamiento global. Asimismo, Yvo de Boer anunció que se había acordado la posibilidad de utilizar la tecnología de captura y almacenamiento de CO 2 en formaciones geológicas, para lo que se crea un plan de trabajo que debe llevar sus conclusiones a la cita del año próximo en Polonia. Los otros objetivos Presiones y amenazas Trabajar de madrugada Más información sobre la cita de Bali: http: unfccc. org