Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 12 s 12 s 2007 El líder del PP, en el Foro ABC de Sevilla ESPAÑA 17 juicio- no garantiza ni la pluralidad ni el trato igual a todas las fuerzas políticas desde el primero al último de sus programas informa Efe. Fue Rajoy el que decidió a mediodía de ayer incorporar a Cuatro para ir a una terna de televisiones que amplía el modelo de 1993, cuando Felipe González y José María Aznar debatieron en Telecinco y Antena 3. De este modo, el líder del PP pretende cargarse de razones frente a las acusaciones, ya lanzadas por el PSOE, de que rehúye el debate. Pero es que la resistencia de los populares a que su líder vaya a la televisión pública no responde sólo a la supuesta falta de imparcialidad de TVE- -que vienen denunciando desde hace semanas- sino también a la negativa del PP a que su líder participe en un debate entre las siete fuerzas políticas con representación parlamentaria, conscientes de que este tipo de enfrentamientos dejaría en clara minoría a Rajoy. En efecto, la televisión pública viene obligada por Ley, y así lo ha refrendado la Junta Electoral Central, a celebrar un debate multipartito si celebra un cara a cara entre los dos grandes y el PP no está por la labor. Además, puestos a hacer aportaciones, el candidato popular invitó a Zapatero a que incorpore al secretario de Organización del PSOE, José Blanco, y a los ministros Miguel Ángel Moratinos y Magdalena Álvarez, al equipo socialista de debate, después de que el jefe del Ejecutivo confesara el lunes que le gustaría ver tam (Pasa a la página siguiente) Debates multipartitos Rajoy posa junto Catalina Luca de Tena, Álvaro Ybarra, José Antonio Zarzalejos, Javier Arenas, Rafael Bravo, Jorge Segura y Braulio Medel Rajoy pide debatir con Zapatero en tres privadas y el PSOE critica el veto a TVE Entiende que Telecinco, Antena 3 y Cuatro son independientes s García Escudero y Blanco consensuarán los cara a cara C. DE LA HOZ GABRIEL SANZ MADRID. Ni uno ni dos, sino tres debates televisados fue los que propuso ayer el candidato popular, Mariano Rajoy, a su principal adversario electoral, José Luis Rodríguez Zapatero. De esta forma, el líder del PP recogía el guante lanzado el lunes por el inquilino de la Moncloa, que le retó a un cara a cara con las cámaras y millones de ciudadanos como testigos. En la campaña de las pasadas legislativas fue Génova la que se negó a este formato por no ver las ventajas que para Rajoy podía tener un debate, dado que partía como seguro vencedor de la contienda electoral. Cuatro años más tarde, el PP parece dispuesto a corregir lo que más tarde admitió como un error En definitiva, parece que populares y socialistas están de acuerdo en celebrar debates televisados. Otra cosa es que haya consenso en cuál debe ser el territorio en que tengan lugar los mismos, y es aquí donde está servida la batalla. Yo creo que unos debates en televisión bien organizados pueden ser muy útiles para que la gente pueda conocer las propuestas y el diagnóstico de las situaciones de cada uno de los candidatos dijo ayer Rajoy desde Sevilla para señalar específicamente a Cuatro, Telecinco y Antena 3, es decir, a tres cadenas privadas, por entender que garantizan la pluralidad informativa y son independientes frente a TVE, que- -a su