Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC ETA VUELVE AL TIRO EN LA NUCA EL PNV CONVERGE IDEOLÓGICAMENTE CON LA BANDA LUNES 3- -12- -2007 ESPAÑA 25 EL PARTIDO POR ENCIMA DE TODO Urkullu es el prototipo de la endogamia de los partidos: su único puesto de trabajo conocido en su vida es el PNV, excepto una corta temporada como maestro M LUISA G. FRANCO BILBAO. Íñigo Urkullu tiene fama de ser un hombre gris, aunque hay versiones para todos los gustos. A lo largo de su larga carrera política, en el seno del PNV ha demostrado tener audacia e inteligencia suficiente como para desafiar con éxito de forma reiterada a quien en aquellos momentos era líder indiscutido del partido, Xabier Arzalluz. Llegó incluso a truncar sus planes para colocar al frente del PNV a su delfín, Joseba Egibar. No tiene el carisma de su antecesor, Josu Jon Imaz, pero cuenta, en cambio, con un grupo de apoyo en el seno del partido, algo que le ayudará a mantener el control de una formación en la que conviven con dificultad los pragmáticos y los puristas. Prudente y discreto, puede ser el dirigente ideal para manejar el engranaje interno del PNV aunque todavía tie, ne que demostrar si tiene la misma habilidad para liderar el partido que para mover a su favor los resortes del poder. Acostumbrado a identificar, desde la adolescencia, los intereses del partido con los suyos propios, Íñigo Urkullu tiene a sus amigos en el PNV y fuera de él sólo le importa su familia: su mujer, Lucía ArietaAraunabeña, y sus tres hijos. Nacido en Alonsotegui (Vizcaya) en 1961, se afilia al PNV antes de cumplir los 16 años. A los 19 formaba ya parte de la dirección de las juventudes del partido, EGI, mientras estudiaba Magisterio. Tras un trabajo fugaz como maestro, se dedica profesionalmente a la política, compatibilizando cargos públicos en la Diputación de Vizcaya y en el Parlamento vasco con cargos internos, el último como presidente de Vizcaya. AFP