Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
82 CULTURAyESPECTÁCULOS MIÉRCOLES 28 s 11 s 2007 ABC María Giménez pone en pie un Don Quijote desprovisto de tópicos JULIO BRAVO MADRID. María Giménez pone hoy en pie la cuarta producción de su todavía bisoña compañía: tras Giselle y Cascanueces (títulos a los que hay que añadir un espectáculo con piezas románticas) llega ahora Don Quijote que verá la luz hoy en el teatro de Madrid. Se trata, según aseguró ayer la coreógrafa (que, embarazada de seis meses, parece haber colgado definitivamente las zapatillas) de una versión alejada de los tópicos. Estamos en España, y creo que no hace falta presentar a toros ni toreros se justifica. María Giménez ha dejado en dos los tres actos originales, y sitúa la acción en el campamento gitano, en la época de transición entre los zíngaros y los gitanos españoles Don Quijote es uno de los títulos más representativos del ballet ruso. Fue creado por Marius Petipa y Ludwig Minkus a partir de un episodio de la obra cervantina, y se estrenó en el Bolshoi moscovita en diciembre de 1869. El movimiento coreográfico original se ha respetado especialmente en los bailes de los dos protagonistas, Kitri y Basilio. Después de montar un ballet romántico y otro de ensueño, creí que era un buen momento para hacer el Quijote que es un ballet de demi- caracter. La compañía ha crecido mucho en los últimos meses; fue una buena decisión que yo dejara de bailar... Paula Acosta y Federico Fresi son los dos protagonistas de este ballet, que se representará hasta el 16 de diciembre. Últimamente es imposible hablar con María Giménez sin hablar de desavenencias políticas y desencuentros con las Administraciones. La maestra y coreógrafa se muestra esperanzada con los nuevos responsables del ministerio de Cultura, con el que tiene previsto firmar un convenio, y lamentó que el Ayuntamiento de Madrid le haya negado este año cualquier ayuda. Jean Michel Jarre, ayer antes de la entrevista Los músicos nos hemos vuelto tontos con los ordenadores Jean Michel Jarre s Músico El artista francés ha regrabado su primer disco, Oxygène con los instrumentos originales pero en un estudio moderno. Este mítico álbum representó, en 1977, la irrupción de la música electrónica en el mundo del pop, y de él se vendieron doce millones de copias POR PABLO MARTÍNEZ PITA FOTO: ÁNGEL DE ANTONIO MADRID. Jean Michel Jarre es conocido, sobre todo, por sus grandiosos conciertos ante cientos de miles de espectadores en directo y millones a través de la televisión e internet. Pero estos alardes faraónicos han sido posibles gracias a la aparición de su primer disco, Oxygène Publicado en 1977, representó la irrupción de la música electrónica dentro del ámbito pop. Ayer estuvo en Madrid, ciudad a la que llegó con dos horas de retraso, lo que obligó a realizar la entrevista mientras degustaba un frugal menú. De esta guisa explicaba los motivos que le han llevado, en el treinta aniversario de su edición, a volver a visitar aquel debut: Este disco se grabó en mi casa, con un magnetofón de ocho pistas. Siempre quise regrabarlo en las condiciones óptimas que ofrece hoy la alta tecnología, para que la gente pueda apreciar la calidez que aportan estos instrumentos antiguos -Que me encontraba de nuevo en casa. Al tocarlos de forma manual, volví a sentir algo más real que utilizando el ratón de los ordenadores para reproducir sonidos. Nos hemos vueltos tontos del ratón. -Quiero que la gente, a través de esta pequeña gira que empieza el 12 de diciembre, en París, vuelva a descubrir esos intrumentos. Tienen que ser conciertos retro futuristas. Todo se hará en directo, no va a haber ni memorias, ni Pro Tools ni ordenadores. Y quiero venir a España, actuar a lo grande en Madrid, sobre todo porque no pude hacerlo en el hipódromo, por culpa de la lluvia, ni en el Paseo de la Castellana, por culpa del tráfico. La era de la masificación- ¿Se echa de menos la filosofía de hacer discos para perdurar, no para vender? Más información sobre el espectáculo: http: www. teatromadrid. com COMPRAMOS EDIFICIOS CON SIN INQUILINOS EN MADRID MÍNIMO 1.500 M 2 TELÉFONO: 902 367 358 ¿Qué sintió al poner los dedos en los viejos sintetizadores? -Sí, totalmente. Entonces me obsesionaba la idea de crear un puente entre lo que en aquellos momentos era una música experimental y el gran público. Estaba seguro y convencido de que la electrónica no era una moda, como lo puede ser el rock and roll o el rap, sino una forma de crear. ¿Era previsible, en 1977, la revolución que supondría la música electrónica? -Yo hice un disco, Music for supermarkets del que se editó un solo un ejemplar, y se vendió en subasta, para protestar por la salida del CD. Porque eso representaba la masificación de la música, que llegara a los supermercados, a cualquier tipo de gran superficie, y se muriera ese intermediario que había entre el músico y el comprador, como ocurre en la literatura con el librero. La actitud de las discográficas tiene que cambiar, y los artistas tienen también que dejar de quejarse. Radiohead es hoy un mal ejemplo, por pensar que sólo con internet están salvados. Internet es la causa de los problemas, y también la solución. Hay que volver a estar todos juntos para que todo esto siga yendo hacia delante. ¿Y cómo se siente uno observado por millones de personas mientras trabaja? -Cada directo es una historia de amor entre la persona que está en el escenario y el público, y el público, al final, es como si fuera una sola persona. Es decir, hay que pensar en dirigirse a cada una de ellas en particular. Tiene que haber una simbiosis. Puede funcionar o no. y aunque haya mucha gente, se tiene que transformar en algo muy cálido. Cada concierto en concreto ocurre una sola vez, y eso te hace muy humilde, saber que no habrá una segunda oportunidad. ¿Cómo será la puesta en escena de Oxygène Más información sobre el artista: http: www. jeanmicheljarre. com