Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
14 ESPAÑA La tragedia del Yakolev VIERNES 23 s 11 s 2007 ABC Marlaska archiva el caso Yak- 42 al no apreciar falsedad en las 30 identificaciones erróneas Reconoce que la imprudencia de los mandos causó daños morales que no tienen relevancia jurídico- penal NATI VILLANUEVA MADRID. Casi cuatro años y medio después del accidente aéreo del Yak- 42, que el 26 de mayo de 2003 se cobró la vida de 62 militares españoles en Trabzon (Turquía) el juez de la Audiencia Nacional Fernando Grande- Marlaska ha decidido archivar la causa de las identificaciones al no apreciar un delito de falsedad documental ni en las actas de las necropsias ni en los certificados de defunción. Si bien el instructor reconoce que la errónea filiación de 30 de las 62 víctimas causó daños morales concretos, que se tradujeron en la exhumación de los cadáveres y la realización de pruebas de ADN, hay una ausencia de relevancia jurídico- penal en la conducta (que tilda de grave de los imputados: el general Vicente Carlos Navarro, el comandante médico José Ramón Ramírez y el capitán médico Miguel Ángel Sáez. Con esta decisión, el instructor da carpetazo, al menos de momento (las acusaciones ya han anunciado que recurrirán ante la Sala de lo Penal) a la batalla política abierta por el PSOE contra el entonces Gobierno del PP. Los socialistas convirtieron el caso en otro Prestige político y lanzaron una campaña de acoso contra el ministro Federico Trillo, reponsable último de la negligencia cometida por quienes se desplazaron a Turquía para identificar, y posteriormente repatriar, los cuerpos a España. De hecho, fueron el Yak- 42 y el Prestige las dos principales armas arrojadizas de la oposición al Ejecutivo en la recta final de Aznar. El instructor, que tomó el relevo de la investigación iniciada por la juez Teresa Palacios (ahora en la Sala de lo Penal) sostiene que el error en la identificación de los cadáveres en modo alguno recae sobre elementos esenciales del documento ni tiene entidad suficiente para afectar los normales efectos de las relaciones jurídicas Se excluye de la consideración de delito, recuerda el magistrado, los mutamientos de verdad inocuos o intrascendentes para la finalidad del documento que en este caso no es otra que la de acreditar la causa de la muerte y el hecho mismo del fallecimiento de esa persona en la fecha y lucomo él fue el responsable de la identificación de los últimos, y cómo hizo uso a esos extremos de otras variables que consideró apropiadas (como el tipo de indumentaria y el lugar que los militares ocupaban en el avión) variables que se vieron insuficientes y ajenas a una mínima seriedad reconoce. Pese a ello, insiste el juez, su conducta en modo alguno conlleva alteración de la verdad en los elementos esenciales que configuran los documentos: hecho del fallecimiento y causa de la muerte, y menos aún en los efectos que les son propios en la realidad jurídico- civil Grande- Marlaska cita como hechos acreditados que el comandante José Ramón Ramírez y el capitán Miguel Ángel Sáez intervinieron junto a los forenses turcos en el estudio de los cadáveres, fijando las lesiones observadas y consignando en las fichas (entregadas posteriormente a Navarro) cualquier dato que pudiera permitir su posterior identificación Dos días después del accidente, Turquía dejó constancia en un acta de que sólo 32 de los 62 cadáveres estaban identificados. El juez atribuye a Navarro toda la responsabilidad en la identificación (errónea) de los otros 30 cuerpos, pues fue él quien confeccionó el conjunto de certificados de defunción precisos, haciendo constar la causa de la muerte, que lógicamente era la misma para cada uno de ellos Monumento levantado en Zaragoza en memoria de los fallecidos en el accidente Yak- 42 gar que se dice De esta forma, Grande- Marlaska señala que no se da ninguno de los elementos del tipo de falsedad documental: ni el objetivo, que consiste en la alteración de los aspectos esenciales del documento en cuestión; ni el subjetivo, para lo que es preciso que exista voluntad de alterar la verdad En este caso, sostiene el auto, no se puede hablar más que FABIÁN SIMÓN La mejor manera de honrar a los muertos es la verdad y en el Yak se mintió insistió ayer el ex ministro Bono tras conocer el auto de sobreseimiento del juez Grande- Marlaska de una imprudencia en la materialización de las labores de identificación de los treinta cadáveres afectados en esos términos Es algo incuestionable- -señala- -que las autoridades turcas, al entregar a las españolas los cadáveres de los 62 militares, hicieron constar la no identificación cierta de 30 de ellos. Es el propio general Vicente Navarro quien en su declaración judicial manifestó LO QUE DIJO EL PSOE José Bono Ex ministro de Defensa El 25 de junio de 2004, tras relevar a la cúpula militar por los supuestos fallos en el proceso, dijo: Los errores en la identificación de los restos de los fallecidos incrementan el dolor de las familias y dificultan la cicatrización de una herida que sigue abierta El 21 de octubre de 2004, en el Congreso, acusó a Federico Trillo de haber dado órdenes de apresurar la identificación de los cadáveres y aseguró que los responsables de llevar a cabo esa tarea no cotejaron ni los anillos que llevaban los militares. Calificó la identificación de desvergonzada La Fiscalía sigue adelante No afecta al tráfico jurídico José Blanco Secrt. de Organización del PSOE El 28 de junio de 2004 manifestó: El Partido Popular ha vuelto a mentir a los familiares de las víctimas y a toda la sociedad El 10 de julio de 2004, tras mostrarse contrario a la creación de una comisión de investigación parlamentaria sobre el accidente aéreo del Yak 42 declaró: Las comisiones de investigación tienen como objetivo el conocimiento de la verdad, y en este caso la verdad ya se conoce y se deduce que hubo negligencia y mentiras, por lo que lo único que no está resuelto es que alguien (del PP) asuma responsabilidades políticas Carmen Sánchez Diputada del PSOE El 31 de agosto de 2004 declaró a los periodistas que no hubo errores de identificación del Yak 42 sino ineficacia, negligencia, engaño y manipulación, con un responsable muy directo: Trillo, con la complicidad de Aznar y Rajoy En febrero de 2005 presentó una proposición no de ley para que el Congreso declarara que la responsabilidad en los importantes errores del proceso de identificación de cadáveres no corresponde exclusivamente a las a las instancias militares sino que afecta directamente a las autoridades políticas que estaban sobre ellas. Fuentes de la Fiscalía confirmaron ayer su intención de recurrir este sobreseimiento, pues consideran que, si no dolo directo, sí hubo dolo eventual (se asumieron las consecuencias de las identificaciones erróneas) en la conducta de Navarro. Consideran que la falsedad sí afecta al tráfico jurídico. Por su parte, y tras conocer el auto, el ex ministro de Defensa José Bono aseguró que la mejor manera de honrar a los muertos es la verdad e insistió en que en el caso Yak 42 se mintió El Gobierno, dijo, trabajó para dar a las familias el derecho a la verdad y al honor que merecían ABC. es Auto en el que Marlaska archiva el caso de las identificaciones del Yak- 42 en abc. es españa