Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 16- -11- -2007 93 Sé que no he hecho todavía una buena película, ni una mala ¿Ha hecho Garci la película de su vida? Lo aclara sin tapujos: Yo creo que no he hecho una buena película, de la misma forma que creo que no he hecho una mala película, lo que pasa es que es mucho más difícil hacer una buena película, porque una mala película la puedes hacer en cualquier momento. Pueden no gustar, por supuesto, Asignatura pendiente Las verdes praderas El crack El abuelo pero son películas que están bien, de la misma manera que tampoco creo que yo pueda decir que es una película buena en el sentido de lo que a mí me parecen buenas películas: Plácido El verdugo Patrimonio Nacional de Berlanga; El espíritu de la colmena de Erice, Tristana de Buñuel. Son películas que les han quedado redondas, más allá de sus propias cosas, porque el cine es un misterio. Sé que no he hecho todavía una buena película, aunque siempre tienes esa esperanza, y por eso muchas veces cambias de género Garci, como mandan los cánones, a lomos de la cámara de su filme sobre el Dos de Mayo, en San Martín de la Vega la noche del miércoles tasas, que iría en perjuicio de los vecinos de Cenciella. Lo que hemos hecho no es vicio, sino política definirá la fechoría Atila. Pero la venganza se cocinará a fuego lento. Tras ser violada su mujer, Urbano no piensa en él, sino en ella, que es la víctima porque cuando piensas en la venganza lo haces en tí, también. Los deshonrados son ellos: los Becerril Y la venganza y el sacrificio se hacen carne mortal y rosa. Quien le habló a Garci de Luz de domingo fue Carlos Luis Álvarez, Cándido, maestro de maestros, y de Oviedo como Pérez de Ayala, que me dijo que me leyera el cuento. Lo leí pensando en el cine y, sinceramente, no ví una película. Tras Canción de cuna pensé en esa luz. Luego surgió la idea de hacer una trilogía que se llamaría, en tres palabras, Asturias patria querida con Clarín, Pérez de Ayala, y Palacio Valdés, tres películas que no se pudieron hacer por lo de siempre: dinero, televisión, esas cosas... A mí ya se me quedó clavado que Luz de domingo podía funcionar. Desgraciadamente Cándido no pudo leer el guión porque murió en agosto del año pasado. Pero un guión no es la película. Le pena es que el gran Cándido no haya podido verla. La primera impresión que yo tuve era una película como de Bergman, quizás porque era la época posterior a El manantial de la doncella Asturias, bosques... Al final la imagen que te queda es como de una postal Como las que Juaco (Landa) que vio boxear a John L. Sullivan en el antiguo Madison Square Garden, regala a la regente del saloon la uruguaya Parrula (Andrea Tenuta) Y al final de esa Luz de domingo hay como una investigación del color: Es un color como el de Minelli- -dibuja Garci- como el de Un americano en París ese color que a veces se consigue en el cine, y que es muy difícil. Hay una luz especial. Luego está la luz de América, cuando se llega a Nueva York (escena rodada en el puerto del Musel en Gijón, y con un decorado de un barco) Pero también emerge otra luz, la del final de la película, que es la de You are the one un final en blanco y negro, con una larga posguerra por delante, donde no hay luz de domingo ni nada en aquella España hambrienta. Asoma el carte de Cerralbos del Sella, del cine Astur, y un coche de los años cuarenta que avanza hacia cámara. Si se funde ese plano y se introduce el contraplano de Lidia Bosch conduciendo el coche de You are the one se ilumina la luz que Garci tenía de unir las dos películas: Creía que era un pensamiento bastante oculto... Película sobre el 11- M Luz... es una película actual, y de momentos actuales para rodar sólo cree Garci que hay un gran tema en España, y que no va a haber otro en doscientos años, cuando los hijos de nuestros hijos hablen de ello: se hablará del 11- M como se habla del Dos de Mayo, cuando el pueblo de Madrid se lanza en armas contra la invasión napoleónica. El asesinato de Prim es otro misterio maravilloso, el destripador, o Kennedy y su muerte. El 11- M es uno de los hechos más graves que han ocurrido en España. Y evidentemente muy atractivo para poder hacer una película, pero lo que no me interesa es una historia de crispación. No me gustaría hacer una película que no fuera del calibre de los pasó el 11 de marzo de 2004. Si no, preferiría seguir haciendo las películas que hago u otras donde el deporte fuera muy importante, como el boxeo, pero está la cosa muy difícil: hacer una película cuesta mucho. Estamos como moviéndonos en el siglo pasado. El cine lleva una caballería muy pesada. Por eso desaparecen los estudios en Hollywood, porque esto no hay quién lo soporte Como Atila Becerril, el tirano sin otra bandera que la bellaquería, no soporta su enfermedad: Mi cruz es la gota Y que Juaco, el indiano que llegó con el riñón bien cubierto, disecciona: Penitencia de ricos le llaman a ese mal Más información sobre la película: http: www. sonypicturesreleasing. e s teaser luzdedomingo