Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
14 ESPAÑA Otro tropiezo en las relaciones exteriores s La crisis con Venezuela VIERNES 16 s 11 s 2007 ABC Silencio entre las compañías, que esperan que el conflicto se solucione ABC MADRID. Las empresas españolas presentes en Venezuela no han querido pronunciarse sobre la crisis política desatada tras el incidente de la pasada cumbre de Santiago de Chile ni con respecto a las amenazas lanzadas por Hugo Chávez, en el sentido de que revisará con lupa las actividades de estas compañías en el país. Sólo desde Repsol YPF se ha afirmado que la empresa espera que la polémica no afecte a su normal funcionamiento en Venezuela. Fuentes de la petrolera subrayan a ABC que estamos trabajando con normalidad en Venezuela y recuerdan que fueron de los primeros, hace varios años, en adaptar los contratos que tenían entonces a los nuevos convenios planteados por el Gobierno de Hugo Chávez. El Gobierno afirma que son las empresas las que solicitan serenidad con Chávez Mantiene la convocatoria de la Comisión Mixta de Cooperación con Venezuela LUIS AYLLÓN MADRID. El Gobierno está decidido a mantener la misma actitud que hasta la fecha con Hugo Chávez y no ve necesario hacer ningún gesto, pese a la catarata de manifestaciones del presidente venezolano. Así lo dio a entender ayer el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, quien, en los Desayunos Informativos de Europa Press, aseguró que son precisamente las empresas españolas las que han pedido al Ejecutivo que mantenga la serenidad para poder defender sus intereses en Venezuela. El ministro se vio obligado a responder a una batería de preguntas sobre la crisis con Venezuela y el mensaje que lanzó fue de que no hay intención de entrar en una guerra de declaraciones con Chávez, porque se desea que las relaciones bilaterales vuelvan a su cauce. Por ello, Moratinos señaló que no es partidario de llamar a consultas a un embajador, porque lo que hay que hacer en momentos de crisis es tener capacidad de interlocución La llamada a consultas es lo último de lo último que se tiene que hacer dijo. El embajador de EE. UU. España tiene un Rey de lujo El embajador de EE. UU. en España, Eduardo Aguirre, elogió ayer la reacción del Rey en la Cumbre Iberoamericana tras el desayuno en el que participó Moratinos. España tiene un Rey de lujo y un presidente que, en este caso, está defendiendo a las instituciones españolas, incluyendo a Aznar, que también es un ex presidente de lujo que tiene la cortesía de agradecer a Zapatero sus comentarios El embajador, que habla un excelente castellano, pero posiblemente desconocía el matiz peyorativo que tiene en España la expresión, dijo que España se ha cubierto de gloria en este caso Posición irrelevante Analistas internacionales consultados por ABC destacaron ayer, no obstante, que la posición de las empresas españolas en Venezuela es irrelevante de manera que si se tuvieran que marchar del país, tampoco lo iban a notar en sus cuentas de resultados Una muestra del escaso peso que ese mercado tiene en el negocio de las compañías españolas es el hecho de que la cotización de estas últimas no se haya visto perjudicada lo más mínimo por la crisis. Si esto hubiera ocurrido en otros países, por ejemplo Brasil o México, el resultado hubiera sido muy diferente aseguran las mismas fuentes, pues Santander, BBVA o Telefónica sí tienen allí intereses de consideración, que aportan ya una parte importante de sus beneficios recurrentes. Miguel Ángel Moratinos saluda al embajador de Estados Unidos en Madrid, Eduardo Aguirre ne previsto continuar con el proyecto de celebrar la reunión de la Comisión Mixta de Cooperación con Venezuela, según supo ABC de fuentes de la Secretaria de Estado de Cooperación Internacional. La reunión, que se celebra cada cuatro años, está prevista en principio para el 15 de diciembre. La evolución de los acontecimiento podría hacer, incluso, que dicha reunión se retrasara, para dar una señal de disgusto a las autoridades venezolanas. No obstante, en el Gobierno sigue habiendo partidarios de no vincular los aspectos políticos con los de cooperación, aunque en el caso de Vene- FRANCISCO SECO Gestos innecesarios Según el ministro, no hay ningún gesto que hacer, porque el ademán de firmeza ya lo hicieron Su Majestad el Rey y el presidente del Gobierno. Si no lo hubiese habido- -afirmó- -no tendríamos ahora esta actitud venezolana. No hay que añadir gestos innecesarios Moratinos explicó que han sido las propias empresas españolas las que le han pedido que actúe con serenidad y tranquilidad porque consideran que así se defienden mejor sus intereses en Venezuela. En cualquier caso, según fuentes diplomáticas, el Ejecutivo sigue atento a lo que pueda hacer Chávez. No preocupan tanto las declaraciones como la adopción de alguna medida que afecte a intereses españoles. Parece haberse optado, según esas fuentes, por mantener la misma actitud que la Administración estadounidense, que mantiene sus relaciones diplomáticas con Venezuela a pesar de los ataques que lanza Chávez contra George Bush. Por el momento, para tratar de mantener la normalidad de las relaciones, el Ejecutivo tie- zuela, que en 2006 recibió ocho millones de euros, no se trata de un país prioritario, como Nicaragua, el mayor receptor de fondos de cooperación, y cuyo presidente, Daniel Ortega, tuvo también duras palabras contra las empresas españolas. Por su parte, el Grupo Popular presentó ayer en el Congreso una proposición no de ley en la que insta al Parlamento a rechazar la involución democrática que supone la reforma constitucional en Venezuela, y apoyar a la oposición y a los estudiantes que se están manifestando contra ella. Petición del PP