Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LA VERDAD DEL 11- M LAS CONDENAS JUEVES 1- -11- -2007 ESPAÑA 13 Hassan El Haski Youssef Belhadj Jamal Zougam Abdelmajid Bouchar Mohamed Larbi Ben Sellam 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 38.962 15 38.962 12 38.960 42.922 38.960 18 27 12 Dirigente del Nadie ha oído GICM, pero no el alias de inductor del 11- M Abu Dujana Delatado por tres testigos. El Tribunal no sólo considera que Hassan El Haski pertenece al Grupos Islámico Combatiente Marroquí, sino que forma parte de él en grado de dirigente. Así lo avalan las declaraciones de tres testigos fundamentales para el Tribunal: Bachir Ghoumid, Youssef M Saad y Attila Turk. Ellos fueron los que hablaron de las reuniones que mantuvieron, de cómo se escondió tras las detenciones producidas en Holanda y Bélgica y del modo en que se comunicaba con otros miembros del grupo. Los tres proporcionaron tal cantidad de datos, fechas, nombres y detalles que es imposible que procedan de una fabulación Participación en el 11- M. Sin embargo, el hecho de que sea dirigente del GICM no le hace responsable de forma automática de todos los atentados cometidos por miembros de la banda terrorista y, en este sentido no hay prueba suficiente para considerarle inductor o autor intelectual de la matanza de los trenes, como solicitaba la Fiscalía. Respecto al 11- M, no tienen base probatoria las declaraciones de Attila Turk cuando aseguró que, justo antes de los atentados de Madrid, coincidió con El Haski en Francia y el dirigente del GICM estaba nervioso y necesitaba ocultarse La confesión del sobrino. La sentencia hecha pública ayer sostiene que Youssef Belhadj estaba al corriente de las actividades ilícitas de Bouchar y de Mohamed Afallah cuando ambos huyeron precipitadamente de España tras la explosión de Leganés. Sin embargo, y a diferencia de la Fiscalía, que le considera inductor de los atentados de Madrid, la Sala sólo le condena como integrante de organización terrorista. Esta pertenencia está avalada por el testimonio de su sobrino Mohamed Moussatem, coprocesado absuelto con quien llegó a mantener un careo en instrucción. La reivindicación de Abu Dujana No está claro, a juicio del Tribunal, que Youssef Belhadj responda al alias de Abu Dujana y, por tanto, fuera él quien reivindicara los atentados del 11 de marzo en Madrid. Ni uno solo de los testigos que ha declarado en la vista o en alguno de los procesos seguidos en Bélgica e Italia o las investigaciones llevadas a cabo en Francia e incorporados por vía de comisión rogatoria afirma haber oído ese alias Orden de atentar. No consta que Belhadj fuera dirigente de ningún grupo terrorista ni que basándose en una dependencia jerárquica diera a supuestos subordinados la orden de atentar. Identificado por tres testigos en uno de los trenes Autor material. La principal prueba que lleva al Tribunal a considerar a Zougam autor material de los atentados es el hecho de que le hayan identificado tres personas sin ningún género de duda en el tren que salió de Alcalá a las 7.14 horas. Dos de estos testigos eran dos amigas que ratificaron su reconocimiento en el juicio; el tercero, un testigo protegido que le identificó en instrucción. Los magistrados destacan la firmeza y seguridad con la que se expresaron las dos amigas, a pesar del duro interrogatorio al que fueron sometidas La tarjeta de la mochila 13 La tarjeta telefónica del móvil que tenía que hacer estallar la mochila de Vallecas, finalmente desactivada en el parque Azorín, fue vendida en su locutorio. Pruebas circunstanciales o indirectas. La Sala señala que Zougam conoce a varios miembros de los terroristas de Leganés y a algunos de los procesados, lo que el marroquí justifica en relaciones comerciales. Especial relevancia tiene la referencia que hace a él Attila Turk, cuando, relatando cómo deduce que El Haski sabía que los atentados del 11- M los habían cometido islamistas, dice porque hablando con El Haski, que confiaba en mí, me dijo que conocía a Zougam, el que hizo los atentados el mes pasado Es la persona que huyó del piso de Leganés El testigo se retractó. Los magistrados no tienen duda de que Bouchar fue la persona que huyó a la carrera del piso de Leganés, donde horas después se suicidarían los siete terroristas. Respecto a su relación directa con los atentados de los trenes, los magistrados señalan que no hay más prueba de cargo contra él que el testimonio de la persona que dijo haberle visto en Entrevías. Sin embargo, en el juicio este testigo se retractó y señaló en el juicio a Zougam, lo que impide al Tribunal con la certeza exigida, dar por probada su presencia en los trenes aquella mañana. Mera pertenencia. El hecho de que escapara del piso de Leganés tampoco es una prueba suficiente para considerar que Bouchar es integrante de organización terrorista. No obstante, esta pertenencia, dice el Tribunal, viene reforzada por otra serie de pruebas que le sitúan en otros escenarios del 11- M, como en Chinchón, donde se hallaron sus huellas y su ADN. Además, Bouchar tenía relación con el huido (después muerto en Irak) Mohamed Afallah. Tenencia de explosivos. Se le imputa este delito en relación con el explosivo de Leganés, pues, aunque se le desvincula de los estragos, sí fue consciente de que allí había dinamita. Adoctrinador y captador de muyahidines Justificación de los atentados. Existe prueba de cargo suficiente para considerar que El Mensajero pertenece a una organización terrorista. Sus ideas radicales, justificación de los atentados suicidas y actividades proselitistas están avaladas, entre otras pruebas, por las declaraciones de dos testigos protegidos que trabajaban con él en el mercado de Chamberí. Estas personas dieron fe de que los suicidas Jamal Ahmidan y Mohamed Oulad le visitaban al término de su jornada laboral Adoctrinamiento y proselitismo. La declaración de Mohamed El Idrissi ha sido fundamental para probar las labores de captación de fondos, proselitismo y adoctrinamiento. De hecho, intentó captar a este testigo para que fuera a Irak a hacer el yihad tomar el taxi en el argot del terrorismo islamista) pero no hay prueba de que más allá de estas actividades fuera inspirador de los atentados de Madrid. Medió con la familia de Afallah. Apuntan los magistrados que este condenado encargó a El Idrissi la compra y entrega a la familia del huido Mohamed Afallah de un teléfono móvil para que el fugado pudiera ponerse en contacto con sus padres. Esto significaría que este condenado sabía perfectamente dónde estaba Afallah.