Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
14 ESPAÑA Veinticinco años del primer triunfo socialista s Operación nostalgia LUNES 29 s 10 s 2007 ABC Z EN EL SOCAVÓN DE PLATÓN Magdalena Álvarez preguntaría en el próximo Consejo de Ministros si Platón es progresista o facha. Platón está con la caverna diría De la Vega, la fashionaria ques, fachadas y balcones en diversos edificios cercanos a las obras no suponen peligro alguno, la tierra se volvió a abrir no lejos de donde hablaba para sus pocos elegidos y la prensa. Hay que advertirle al presidente- -que, según dicen, tiene cierta debilidad por los fenómenos paranormales- -que lo de ayer parece una abierta amenaza de las fuerzas ocultas por tragárselo como vuelva a aparecer por las cercanías. Con la misma alegría juvenil con que nos dio a los españoles solemnes garantías- -en primera página y a cinco columnas- -de que las turbulencias financieras iniciadas en el Imperio del Mal del señor Bush no nos iban a afectar, Míster Z les dice ahora a los habitantes de unos bloques de viviendas cada vez más agrietados que están más seguros que nunca. ¿Por qué entonces no hicieron las viviendas con grietas desde un primer momento? Hundidos en el socavón- -en uno de ellos- no se puede evitar la evocación de la caverna de Platón en la que los prisioneros confundidos por sus sombras proyectadas por la luz de las hogueras sobre las paredes subterráneas tienen unas certezas ajenas a la realidad. Y en reflexionar sobre las terribles dificultades de transmitir realidades más auténticas a quienes permanecen encadenados en el fondo de la sima. Pero esto- -sentenciaría nuestro desenfadado Míster Z- es un problema de Platón. Complicaría las cosas. Porque la ministra Maleni Álvarez le preguntaría en el próximo Consejo de Ministros si Platón era progresista o facha. Y sembraría allí la confusión porque ya saben ustedes que se es lo uno o lo otro. Platón está con la caverna diría la vicepresidenta doña Maria Teresa, ya definitivamente conocida como la Fashionaria por genial aportación del blog de Santiago González (www. santiagonzalez. blogspot. com) Para el final quedan, por supuesto las responsabilidades. Mister Z asegura que el gobierno asume la responsabilidad. Da la impresión de que lo hará con algún esfuerzo de introspección religiosa. Porque por lo demás y como siempre, Mister Z no da pistas. Búsquenlas en las sombras de las paredes de la caverna- socavón de Platón. Hermann E l líder máximo Z viajó ayer hacia las tierras movedizas de Barcelona para reconfortar a sus maltratados e irritados pero imprescindibles votantes en las elecciones de marzo. Debido precisamente a la inestabilidad general del paisaje, Z prefirió que la visita oficial tuviera ese carácter que los periodistas denominan sorpresa y relámpago propio de las apariciones que hace su fetiche favorito, el presidente norteamericano George W. Bush, en la zona verde de Bagdad. No parece muy dispuesto el presidente a que le hagan vídeos electorales sin control de Pepiño Blanco y en escenarios poco agradecidos como es la desoladora estación de Bellvitge. Y nadie debe reprocharle cierto miedo a un abucheo que con seguridad se habría reproducido de hacer aparición por la maltratada zona meridional de Barcelona en un día de labor- -digamos hoy- -en una visita anunciada. Al hombre que todo lo sabe decir con una sonrisa le habría brotado ese rictus nada amable habitual en él cuando no domina la escenificación. A su corte obediente le habría costado mucho esfuerzo, tinta y saliva de predicadores, presentar las lógicas protestas de los indignados ciudadanos barceloneses como una operación de desestabilización del aznarismo de la Plaza de Colón, llegado desde Madrid en autobuses para orquestar una fechoría del facherío Habría sido más difícil y caro difamar a los descontentos allí que a los del día 12 de Octubre en Madrid. Sin embargo y pese a la brevedad de su visita, lo cierto es que el subsuelo catalán parece haber decidido, en emulación de aliados, beneficiados, socios, interlocutores clandestinos y demás cómplices de Zapatero durante la legislatura, adquirir vida y voluntad propia y demostrar al presidente Z lo poco que le respeta. Así, mientras él daba plenas garantías de que las grietas que aparecen y crecen sin cesar por tabi- Rumí, Chaves, Blanco y Rubalcaba, en la inauguración de una exposición sobre la victoria del 82, en Ferraz El PSOE se arroga la consolidación de la Monarquía parlamentaria Zapatero y González faltaron al arranque de la celebración del triunfo socialista de 1982 S. E. MADRID. Justo cuando se cumplían 25 años de la primera victoria de Felipe González en las urnas, el 28 de octubre de 1982, el presidente del PSOE, Manuel Chaves, atribuyó a su propio partido el mérito de la consolidación de la Monarquía Parlamentaria en España, sin matices de ningún tipo ni elogios compartidos con nadie. Al acto de celebración de la victoria electoral del PSOE de hace 25 años, en la sede de Ferraz, no acudieron Felipe González ni José Luis Rodríguez Zapatero. El primero, por motivos de agenda el segundo, porque prefirió aprovechar el domingo para visitar el desastre del AVE en Barcelona. Chaves tomó el protagonismo de la celebración y no se anduvo por las ramas a la hora de barrer para casa y dejar al lado de su partido lo mejor de este cuarto de siglo en España. Primero resaltó que hace 25 años el PSOE se hizo con el poder y era la primera vez que la izquierda gobernaba con un Rey como jefe de Estado. A su juicio, aquella victoria dio tranquilidad a España, al país, serenó los ánimos de la ciudadanía y asentó definitivamente la democracia en España Por eso, aseguró que el triunfo del PSOE contribuyó a consolidar definitivamente la Monarquía Parlamentaria como un elemento fundamental del sistema constitucional de España. La autocomplacencia y autoelogios de Chaves no se pararon ahí. Gracias a la victoria del PSOE, continuó el presidente de la Junta de Andalucía, se actualizó y se modernizó España y se logró una hermosa realidad la aspiración histórica de estar en Europa. El presidente de los socialistas cree que con su partido en el poder se avanzó en la cohesión de España gracias al desarrollo de las autonomías y las gestiones de infraestructuras, que es la mejor manera de reforzar la unidad Chaves, que fue a más según hablaba de su partido, aseguró que se dieron conquistas históricas, muchas de ellas asumidas ya como irreversibles por el sistema democrático. En sus palabras no hubo ni un atisbo de autocrítica, ni por supuesto de recuerdo, hacia las páginas más negras del felipismo los años de la corrupción y los GAL. Lo que no faltó fue el dardo a la oposición, a la que acusó de dedicarse a enfrentar a unos ciudadanos españoles con otros, a dividir A este acto asistieron miem- Guerra: A mí, mi primo, que ha reunido a 300 expertos, me ha dicho que el PP no va a ganar las elecciones