Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 23- -10- -2007 Los inmigrantes pagan de media un 3 más que los españoles por sus hipotecas 11 El enfado ciudadano en Cataluña puede acabar teniendo su reflejo en las próximas elecciones generales Zapatero dará explicaciones La presión de PP, ERC, ICV y CiU obliga al presidente a pedir voluntariamente su comparecencia en el Congreso para dar explicaciones sobre el caos registrado en la red ferroviaria catalana MARÍA JESÚS CAÑIZARES BARCELONA. La paciencia tiene un límite Lo dijo precisamente uno de los socios de José Luis Rodríguez Zapatero. ERC, que junto a PP, ERC, IUICV y CiU, solicitaron ayer la comparecencia del presidente del Gobierno en el Congreso para dar explicaciones sobre el caos que arrastra la red de Cercanías de Renfe en Cataluña. Ante esta mayoría aplastante, el mandatario español se vio obligado a pedir voluntariamente su intervención ante el Pleno del Congreso, previsiblemente el 31 de octubre. Los grupos parlamentarios recabarán de Zapatero una respuesta clara respecto a sus prioridades, después de que en los últimos días pasara de la inflexibilidad sobre la fecha de inauguración del AVE a una cierta ambigüedad al respecto. El dirigente socialista asumió recientemente toda la responsabilidad del rosario de incidentes registrados en la red ferroviaria catalana pero de momento no ha habido dimisiones políticas. En este sentido, el líder del PP, Mariano Rajoy, instó Zapatero a que destituya a la ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, ante la vergüenza y la falta de respeto hacia los ciudadanos que ha supuesto interrumpir uno de los tramos más transitados de Renfe de toda España. El dirigente popular subrayó que hay mucha gente con la sensación de que lo que está primando en Barcelona es el interés político y partidista de Rodríguez Zapatero en inaugurar el AVE el 21 de diciembre por razones electorales, en lugar de primar la seguridad de la gente y el buen funcionamiento de los servicios públicos y de los trenes de Cercanías Según el portavoz de ERC, Joan Tardà, la paciencia de Cataluña tiene un límite y tarde o temprano el Gobierno tendrá que responder por este colapso total Tardà dijo que si bien hasta ahora los problemas se circunscribían al área metropolitana de Barcelona, ahora los usuarios de Regionales de toda Cataluña también padecen en sus carnes el castigo diario del Ministerio de Fomento Los republicanos ironizaron respecto al récord de peticiones de dimisión que tiene en su haber la ministra. El portavoz en el Congreso de IU- ICV Joan Herrera, reclamó una auditoría independiente que analice el proyecto y la gestión de las obras del AVE porque no nos fiamos del Ministerio de Fomento Sólo el PSOE intentó evitar la comparecencia de Rodríguez Zapatero, incluidos los socialistas catalanes, quienes, no obstante, son partidarios que se dé prioridad a la seguridad por encima de la llegada del AVE a Barcelona. darios. Su actitud contrasta con lo mantenido hasta ahora por el Gobierno, que ha venido insistiendo en la previsión del día 21 obsesivamente. En este sentido, cunde la sensación, y así lo denuncian los sindicatos, que en el los últimos kilómetros del AVE antes de entrar en Barcelona, se ha trabajado con un exceso de presión, tanto de las constructoras, buscando evitar la penalización por incumplimiento de contrato, como del Gobierno, consciente de que en materia de infraestructuras en Cataluña ya no tiene más crédito y que la Alta Velocidad es, por así decirlo, su último tren. En este escenario, la ministra Magdalena Álvarez negó que los problemas de estos días se deban a un exceso de prisas: La única prisa que puede haber es darle el mejor servicio al ciudadano cuanto antes La titular de Fomento insistió en que no se puede parar la obra y que las dificultades encontradas son inherentes al trazado elegido, un estrecho corredor donde AVE y Cercanías discurren en paralelo, circula un tren por minuto y donde también se halla el túnel de los Ferrocarriles de la Generalitat, la pared del cual cedió el sábado por las obras del AVE. Aunque con una afectación diferente, casi tres años después Fomento se encuentra con Cercanías con una crisis social similar a la del Carmelo. Obras a destajo ELENA CARRERAS tre apretones, desinformación y enfado generalizado. Venidos desde toda España, algunos de los chóferes, sin conocer el trayecto, llegaron a perderse, incrementando un caos que, pese a todo, fue menor del esperado. La ya de por sí sobrecargada red viaria barcelonesa registró un aumento de circulación de entre el 8 y el 10 por ciento, casi un alivio teniendo en cuenta las previsiones. Además de gestionar la movilidad de los 160.000 usuarios que se han quedado sin tren, el Gobierno trata también de que la crisis en Cercanías no derive en una crisis AVE igualmente grave. Al respecto, y del mismo modo que sucede con la des- titución de Álvarez, la petición de que se aplace la entrada de la Alta Velocidad es prácticamente unánime, convencidos los partidos y los agentes sociales de que se trata de un calendario político En un carrusel que ya difícilmente será triunfal para Zapatero, el AVE debería llegar a Barcelona el 21 de diciembre, a Valladolid el 22 y a Málaga el 23, y aunque todavía no hay pronunciamiento definitivo, en Cataluña toma cuerpo la posibilidad de un cambio de fechas. Ayer, el secretario de Estado de Infraestructuras, un desacreditado Víctor Morlán, volvía a remitir al dictamen de los técnicos para hablar de calen- Récord de petición de cese Más información en: http: www. abc. es