Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
38 INTERNACIONAL MARTES 16 s 10 s 2007 ABC CON CREAR UN PARTIDO EL AFRICANISTA QUE SOÑÓ La elección de Veltroni inyecta El alcalde de Roma promete a sus votantes soluciones heterodoxas para los problemas que plantea el país VERÓNICA BECERRIL SERVICIO ESPECIAL ROMA. La esperanza es lo último que se pierde Con esta proverbial afirmación más de tres millones de italianos se dirigieron a las urnas el domingo pasado para elegir al secretario del nuevo Partido Democrático (Pd) El actual alcalde de Roma, Walter Veltroni, obtuvo el 75,7 por ciento de los votos, un resultado por el que ya se apostaba dada su popularidad y su amistad con el actual presidente del Consejo italiano, Romano Prodi, junto con quien ha llevado adelante el sueño de crear un nuevo partido en el que estuvieran representados los ideales de la izquierda. Con estas palabras Veltroni ofrecía ayer a los medios su declaración de intenciones. Todos los ojos estaban dirigidos al alcalde de la capital italiana, que recordó el plazo de ocho meses que se había autoimpuesto para configurar un plan de acción efectivo, no sólo escrito Por eso su equipo se puso ya desde ayer a trabajar. No os asombréis- -amenazó- -si en esos meses recibís respuestas heterodoxas a los problemas del país Ante la sorpresa del Apasionado de la cultura, Walter Veltroni lleva más de 30 años en la política con una idea fija: fundar una formación democrática. Lo cumplió el domingo POR V. BECERRIL SERVICIO ESPECIAL ROMA. En 1995, junto con Romano Prodi, Walter Veltroni promovió el nacimiento del Olivo la coalición centroizquierdista que estaba destinada a ganar las elecciones legislativas de abril de 1996. Esta unión entre el actual presidente del Consejo de Ministros y el alcalde de Roma se ha mantenido en el tiempo, a pesar de que en aquel periodo crítico del panorama político italiano, el gobierno Prodi cayera dos años después. Durante dicho período Veltroni se ocupó de cuestiones relacionadas con el mundo de la cultura que le abrieron después las puertas de Europa cuando fue elegido en 1999 diputado del Parlamento europeo. Allí entró a formar parte de la Comisión para la Cultura, la Juventud, la Instrucción, los Medios de Comunicación y el Deporte. Fruto de su pasión por el mundo de la comunicación y del espectáculo, fue nombrado en Estrasburgo presidente del grupo interdisciplinar Cine, política audiovisual y propiedad intelectual Tras su experiencia europea, Veltroni regresó a Italia, donde en 2001 fue elegido alcalde de la capital. Su gestión al frente de la ciudad eterna le valió la simpatía de los romanos y consiguió renovar su mandato en 2006 con más del 50 por ciento de los votos. ello el libro Quizá Dios está enfermo y también la retransmisión radiofónica El alcalde y el Dj Una serie de conversaciones sobre la realidad de África que dieron como fruto el disco Me We cuyos beneficios se donan regularmente para la construcción de pozos de agua en Mozambique. Al lado del secretario del Partido Democrático siempre su esposa, Flavia, y sus dos hijas, Martina, de veinte años, y Vittoria, de 17, que votaba por primera vez en unas elecciones. Estoy yo más emocionado que ella porque ejerce su derecho democrático por primera vez dijo Veltroni a los medios el domingo. Walter Veltroni es un padre de familia, un político, un amante de África y de la cultura, pero sobre todo, como él mismo no se cansa nunca de repetir, un demócrata esperanza en la política italiana anuncio, Veltroni- -que a pesar de su nombramiento seguirá cumpliendo el cargo funciones de alcalde- -no especificó de qué respuesta se trata, pero subrayó una vez más el apoyo incondicional del Pd al gobierno Prodi. Esto es, a fin de cuentas, precisamente lo que necesitaba el actual gobierno de centro- izquierda. Una ráfaga de aire fresco que aclarara las ideas y que uniera a la maltrecha coalición de partidos que tiene que sudar sangre cada vez que trata de aprobar una ley. Si hubiéramos fallado en el referendo el Gobierno habría saltado Así de rotundo se expresó Romano Prodi, alegrándose de que el liderazgo de Veltroni fuera tan unánime. Pero no todo es un camino de rosas para Walter Veltroni. Desde la derecha italiana y los partidos más radicales de izquierda llegaron las primeras llamadas de atención. Lo primero que se le ha pedido es que se decante hacia la izquierda o la derecha. En Italia no hay término medio, o estás con unos o con otros. Y así lo manifestó el líder de la Unión de Demócratas Cristianos, Pierferdinando Casini, pidiendo una aclaración en los próximos días a Veltroni. Peor fue la reacción de Forza Italia. ¿A quién queremos tomar el pelo? se preguntó el coordinador de la región Lazio, Francesco Giro, quien insinúa que se manipularon los datos relativos a la participación. La verdad es que han votado un millón y medio de personas, un dato positivo pero no óptimo declaró. Tras este referéndum Veltroni entra de lleno en esa jaula de los leones que es la política italiana, y lo hace con paso firme. Ya declaró en su día que se ha propuesto aglutinar puntos de vista diferentes en su partido pero manteniendo a la vez una línea común que mire hacia el futuro no basada en ideologías comunistas del pasado ni en valores que consideramos ya obsoletos. El PD es la esperanza del mañana, una fuerza nueva dijo. Las dos primeras citas a las que tendrá que hacer frente el nuevo partido como tal serán las elecciones provinciales del próximo año, y las europeas de 2009. Desafíos para los que se tendrá que preparar a conciencia si quiere seguir ofreciendo esperanza a un pueblo italiano que en una cantidad de tres millones ha confiado en una nueva idea de izquierda. Hombre de familia Una nueva Italia Crear una Italia nueva, ésta es la razón, la misión, y el sentido del Partido Democrático Romano Prodi: Si hubiéramos fallado en el referéndum, el Gobierno habría saltado Primeros arañazos Huella profunda Con el paso de los años, y de la mano de Veltroni, Roma se ha volcado cada vez con mayor dedicación al mundo de la cultura. Obras de su alcalde son las casas del Cine, de la Literatura y del Jazz. Tres infraestructuras que responden las tres pasiones del alcalde. Registro de su paso por la historia de la política italiana son los numerosos libros que sobre la materia ha escrito Veltroni. Títulos como El Partido Comunista italiano y la cuestión de la juventud A diez años del 68 El sueño de los años 60 y Los programas que han cambiado Italia figuran entre los manuales para entender el pensamiento político y social del alcalde de Roma. Pero no sólo se ha dedicado a la política. Veltroni tiene una gran pasión: África, a donde viaja con frecuencia. Fruto de Romano Prodi (izquierda) celebra el triunfo electoral de Walter Veltroni (derecha) en Roma AP