Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC ETA CUMPLE LAS AMENAZAS DE BATASUNA LAS ÚLTIMAS INTENTONAS MIÉRCOLES 10- -10- -2007 ESPAÑA 13 La ofensiva de ETA tras la tregua se salda de momento con tres heridos La eficacia policial y los fallos de la banda evitan que el balance sea más trágico J. A. MADRID. La ofensiva lanzada por ETA tras dar por rota la tregua se ha saldado con tres heridos- -dos guardias civiles, leves, y el escolta Gabriel Giner- pero se podría haber cobrado un número elevado de víctimas mortales. ¿Acierto de las Fuerzas de Seguridad? ¿Fallos de etarras inexpertos? ¿Colaboración ciudadana? ¿Azar? Sin duda, una combinación de todas esas circunstancias. La clave, con todo, ha estado en la eficacia de la Policía y la Guardia Civil, así como en la colaboración con Francia. Así, el 21 de junio, los etarras del nuevo comando Andalucía y sus proveedores llegados de Francia se veían obligados a abandonar en Ayamonte (Huelva) un coche cargado con abundante material explosivo, ante la presencia de un control de la Guardia Civil. El 2 de julio, agentes galos arrestaron en Saint Jean de Pied de Port a tres terroristas que se disponían a pasar a Navarra para perpetrar un atentado. El 10 de julio, la Policía detuvo en la estación de autobuses de Santander al etarra Aritz Arginzoniz, cuando estaba a la espera de recibir un coche- bomba para colocarlo de inmediato en el centro de la ciudad. El 19 de ese mismo mes, el etarra Ander Múgica abandona diverso material explosivo en un taxi, a la altura de Torreblanca, en Alicante, al observar el despliegue de varias patrullas de la Benemérita. El 24 de agosto, explosionó un coche- bomba junto a la casa cuartel de Durango, resultando heridos dos agentes de la Guardia Civil. Dos días después, los etarras destruyeron una autocaravana cargada con explosivos que se habían visto forzados a abandonar en Cuevas de Vinroma (Castellón) probablemente porque se percataron de la cercanía de algún control policial. El 9 de septiembre, un fallo en el dispositivo evitó que otro coche- bomba estallara frente a la delegación del Ministerio de Defensa, en Logroño. El 25 del mismo mes, un artefacto provocó importantes destrozos en la comisaría de la Ertzaintza de Zarauz. Además, ETA ha cometido dos atentados propagandísticos. Uno en la localidad navarra de Belagua, el 25 de julio, tras finalizar en Pamplona una de las etapas del Tour de Francia, y otro en Fuenmayor, La Rioja, el 2 de septiembre, durante la operación retorno. EL MAPA DEL TERROR Zarauz (Guipúzcoa, 25 09 07) -Daños materiales- Bomba junto a comisaría de la Ertzaintza Saint Jean de Pied de Port (Francia, 2 07 07) -Detención de tres presuntos etarras- Transportaban 165 kilos de explosivos Belagua (Navarra, 9 09 07) -Bombas de escasa potencia estallan poco después del paso de la caravana publicitaria del Tour de Francia Bilbao (9 10 07) -1 escolta herido- Bomba lapa Durango (Vizcaya, 24 08 07) -2 agentes heridos- Coche bomba junto al cuartel de la Guardia Civil Barajas (Madrid, 30 12 07) -2 muertos- Coche bomba Fuenmayor (La Rioja, 2 09 07) -Estalla un artefacto de escasa potencia Logroño (La Rioja, 9 09 07) -Edificio del Ministerio de Defensa- Desactivado coche bomba con 61 kilos de explosivo Cuevas de Vinroma (Castellón, 26 08 07) -Explosión autocaravana con cien kilos de explosivo- Propietarios secuestrados durante 3 días Torreblanca (Alicante, 19 07 07) -Un etarra abandona una fiambrera con cableado, detonadores y sustancias explosivas en un taxi Ayamonte (Huelva, 21 06 07) -Guardia Civil localiza un coche cargado con más de 100 kilos de explosivos El precedente de 2001 La banda terrorista ETA pretendió atentar en 2001 contra un vigilante de seguridad de la Universidad del País Vasco (UPV) al colocar bajo el asiento de su vehículo una bomba- lapa, que fue descubierta por su propietario tras conducir el turismo desde el centro universitario de Leioa hasta su domicilio en Baracaldo. Aunque los guardas jurados no realizaban tareas de escolta a los profesores amenazados, sí cuidaban de sus vehículos particulares y de su seguridad en el recinto de la Universidad. Durante el trayecto hacia su casa, situada más de ocho kilómetros de la UPV, notó que había un objeto extraño debajo del asiento, por lo que, al estacionar el vehículo, lo inspeccionó y observó que había en el lugar una fiambrera que contenía la bomba. Al comprobar que se trataba de un artefacto, lo tiró a un contenedor y alertó a la Ertzaintza, que procedió a la desactivación de la bomba. Compañeros de la empresa Seguriber del escolta herido ayer en Bilbao se muestran convencidos de que el objetivo era Gabriel Giner y no el concejal del PSE al que está encargado de proteger. Además, aseguraron que se veía venir desde hace meses una acción terrorista así con el fin de amedrentar a este colectivo para que abandonen el trabajo. Los escoltas que dan servicio en el País Vasco y Navarra pidieron a principios de julio la licencia del tipo B, conocida como de autoprotección, y que les habilita para ir armados las 24 horas del día, pero aún no la han obtenido, pese a la ruptura de la tregua. ABC