Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
104 GENTE www. abc. es gente LUNES 8- -10- -2007 ABC La cantante mallorquina, muy ilusionada con su nuevo trabajo, ha recuperado algunas piezas que no habían encontrado el camino del estudio Bonet: Hoy en día, el Mediterráneo está impregnado de dramatismo La cantante mallorquina celebra cuarenta años de carrera musical con un nuevo y excelente álbum, Terra secreta repleto de perlas y encantamientos POR MANUEL DE LA FUENTE TEXTO: DANIEL G. LÓPEZ MADRID. De orilla a orilla. De Algeciras a Estambul, María del Mar Bonet ha pintado de azul cuatro décadas de canción. Cuarenta años paseando por la playa del Mar más Nostrum, versos y melodías de entonces y de siempre. Y de ahora, como en su nuevo disco, Terra secreta en el que la cantante mallorquina ha recuperado algunas piezas que no habían encontrado el camino del estudio. Un álbum de total plenitud artística, como una luna llena reflejada en la bahía de Palma. Docenas de títulos, docenas y docenas de canciones se cobijan al socaire del talento de una artista dotada como pocas para atrapar instantes, suspiros, aromas, sabores. A veces- -explica- cuando escribes quieres llegar a una frase que te gustaría mucho encontrar, y de vez en cuando crees que la has atrapado, pero vuelve a escaparse. Esto sucede igual en la música, y en la emisión de la voz y en la manera de expresar algunos sentimientos. Sabes que necesitas decirlos de una forma que intuyes, pero se van y no puedes cazarlos. Ah, pero cuando los atrapas es maravilloso, te sientes como un cazador que acecha la presa y por fin la cobra Terra secreta transmite una calidez y una luminosidad natural como las casas encaladas de Sidi Bu Said, de Ibiza o de la Cerdeña. No es casualidad, es también una manera de grabar en el estudio, con los sentimientos sobre la mesa de mezclas: En este momento, busco por encima de todo la frescura, traspasar los sentimientos de una manera directa, sin demasiados recovecos y sin demasiada manipulación, cuánto más en directo mejor. Me gusta que todos grabemos juntos, no me gusta grabar instrumento por instrumento, como en algún momento ha estado de moda Terra secreta es un recorrido por los vericuetos de lo íntimo, de lo cercano, un paisaje bastante habitual en María del Mar. Siempre he reivindicado este tipo de mensaje. Quizá este disco sea más de interiores que otros, pero nunca he buscado cosas grandilocuentes, me gusta hacer álbumes muy amorosos Cuando la palabra fusión ni siquiera asomaba la patita por nuestro mapa musical, María del Mar Bonet ya era una viajera experta en cruces de caminos, en sabrosuras logradas y cocinadas con las especias de todo el sur de Europa, un viaje que la cantante agradece: He tenido encuentros verdaderamente felices con músicos sirios, griegos, tunecinos, turcos, israelíes, egipcios que me han compensado de muchísimas otras cosas resume la cantante mallorquina. Es típico, casi tópico, pero la Bonet no tiene ninguna duda de que la música es un lenguaje que está por encima de las palabras un esperanto (y una esperanza) que siempre, siempre, habla de paz. Hace mucho tiempo que nuestro Mediterráneo está convulso, impregnado de situaciones muy dramáticas. Pero los músicos intentamos sobrepasar estas barreras y luchamos por crear un lenguaje de paz, un puente de entendimiento que esté por encima de todos los lenguajes negativos y la falta de diálogo Que así sea. Y que no pare la música de María del Mar. Por lo menos, durante los próximos cuarenta años. Cuarenta años paseando por la playa del Mar más Nostrum, versos y melodías de entonces y de siempre