Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 8 s 10 s 2007 Acoso a la Corona ESPAÑA 21 Una Constitución y una enseña, regalo para Montilla Una decena de integrantes de Nuevas Generaciones del Partido Popular de Cataluña entregó ayer en el Palau de la Generalitat una bandera y un ejemplar de la Constitución con el objetivo de que el presidente catalán, José Montilla, haga cumplir la ley y así la enseña española ondee junto a la catalana en todos los edificios públicos. Los jóvenes se reunieron en la plaza Sant Jaume de Barcelona y desplegaron las pancartas de la nueva campaña del PP en las que se podía leer Nuestra casa, nuestra gente, nuestra nación El presidente de las juventudes del PP catalán, José Antonio Coto, explicó que el objetivo de esta campaña es animar a los ciudadanos a celebrar el día de la Hispanidad, el próximo 12 de octubre. El acto de los jóvenes populares coincidió en la plaza Sant Jaume con el final de la manifestación organizada por CiudadanosPartido de la Ciudadanía en defensa de las la convivencia, las instituciones democráticas y sus representantes. Manifestación en Barcelona convocada ayer por Ciudadanos- -Partido de la Ciudadanía a favor de la Corona ELENA CARRERAS Centenares de catalanes marcharon ayer en defensa del Rey y de la bandera Militantes y simpatizantes del PP se sumaron a la marcha organizada por Ciudadanos en favor de las instituciones y sus representantes ÁNGEL MARÍN BARCELONA. Viva el Rey fue una de las consignas que ayer corearon unas dos mil personas en la plaza de Sant Jaume de Barcelona. La manifestación, organizada por Ciudadanos- Partido de la Ciudadanía (C s) en defensa de la convivencia y el respeto a las instituciones, a la que también asistieron dirigentes y simpatizantes del PP catalán, se convirtió en un acto de desagravio a la figura del Monarca después de la agresiva campaña independentista contra la Corona, que empezó el pasado 13 de septiembre con la primera quema de imágenes de los Reyes en Gerona. Una pancarta con el lema Por la Convivencia y el respeto a las instituciones democráticas que sostenían el presidente de C s, Albert Rivera; el presidente del Foro de Ermua, Iñaki Ezkerra; el secretario de organización del PP catalán, Xavier García Albiol, o el catedrático de Derecho Constitucional, Francesc de Carreras, entre otros dirigentes- -encabezaba la protesta ciudadana, que transcurrió sin incidentes por el centro de la capital catalana. En la marcha predominaron las banderas españolas, incluso en una de ellas se podía leer Viva el Rey y la Reina y las pancartas contra el tripartito y el nacionalismo o la política lingüística de la Generalitat, como Ciudadanos contra la coacción nacionalista o No a la persecución de la cultura española en las escuelas Algunos manifestantes llevaban carteles que simulaban un paquete de tabaco con la figura de un burro y la inscripción de Ciudadanos advierte: el nacionalismo acorta la vida, provoca impotencia o graves disfunciones mientras que en otras pancartas más regias figuraba el lema Quemar es odiar en alusión al acoso independentista a la Corona. A lo largo del recorrido, los manifestantes lanzaron vivas a favor de Rey, de España y de Cataluña, de la Constitución, e incluso un sector coreó tímidamente consignas a favor del PP y de Rajoy, lo que puso de manifiesto la participación de militantes y simpatizantes populares en la marcha organizada por el partido que preside Albert Rivera. El acto comenzó en la plaza Quemar es odiar de Urquinaona con la lectura del manifiesto por la convivencia y las instituciones por parte de Iñaki Ezquerra. El desafío nacionalista ha elevado y radicalizado su envite contra el Estado, acelerando su campaña permanente de desprestigio y cuestionando las instituciones democráticas y sus representantes se afirma en el manifiesto de C s. El presidente del Foro de Ermua alabó la valentía de los ciudadanos que asistieron a la manifestación de C s porque estáis soportando amenazas, desprecio, marginación por defender la unidad de España en Cataluña. Los nacionalistas, añadió el representante vasco, hacen un campaña constante contra el Estado y en algunas autonomías se ha creado un ambiente en el que quien no asume el patrón identitario dominante se convierte automáticamente en un traidor o un enemigo del pueblo. Añadió que el Estado español se enfrenta hoy a la persecución, desafío y ataque de los nacionalistas contra las instituciones democráticas y subrayó que en esta legislatura se han enconado los conflictos territoriales y políticos, hasta el punto de que hemos llegado a una situación de difícil retorno Amenazas y desprecio