Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
86 CIENCIAyFUTURO www. abc. es cienciayfuturo DOMINGO 7- -10- -2007 ABC Misterio nuclear en Juzbado La Guardia Civil investiga quién sacó de la fábrica de Enusa un bote de plástico con 70 pastillas de uranio que, posteriormente, fue hallado en el recinto de la empresa, pero fuera de la doble valla de protección POR NUNCHI PRIETO FOTOS DAVID ARRANZ SALAMANCA. Las calles de Juzbado, pequeña localidad salmantina de apenas doscientos habitantes situada a unos 24 kilómetros de la capital aguas abajo del río Tormes, respiran tranquilidad y sosiego, al igual que sus vecinos, después de que, el pasado día 29 de septiembre, el Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) hiciera público el hallazgo de un frasco con pastillas de combustible dentro del recinto de la fábrica de combustible nuclear que Enusa Industrias Avanzadas tiene a apenas cuatro kilómetros del casco urbano. En el pueblo no existe intranquilidad y estamos muy satisfechos de la información que en todo momento nos han ofrecido los responsables de la planta afirma el alcalde, Fernando Rubio de la Iglesia (PSOE) quien además mostró su prudencia ante el resultado de la investigación que lleva a cabo la Comandancia de la Guardia Civil de Salamanca. Al regidor municipal le parece que sustraer el botecito es bastante complicado si bien prefiere esperar a que Enusa dé a conocer los resultados de los controles e inventarios que hace de forma periódica. Creo que en pocos días vamos a saber el cómo y el porqué de lo acontecido Una opinión que respalda Javier Pilo, quien considera que el incidente no nos afecta a la población; el revuelo que se ha formado nos suena a chino. Las medidas de seguridad desde el punto de vista sanitario que tiene la planta son extremas Este vecino y agricultor de profesión declara que el uranio crea alarma con sólo nombrarlo, si bien en los más de veinte años que lleva en funcionamiento la fábrica nunca hemos notado nada Sobre el revuelo mediático Pastillas de combustible nuclear similares a las de la imagen fueron halladas el pasado 26 de septiembre en un misterioso frasco que se ha montado en torno a la sustracción, Pilo considera la noticia como un poco artificial al tiempo que se pregunta con qué interés se está hablando sobre lo ocurrido motivo por el que estima que más que alarma entre los vecinos, lo que ha causado es extrañeza Del mismo modo se expresa Isidoro Medina, un jubilado de 82 años y ex trabajador de la fábrica de combustible nuclear, para quien es imposible sacar el frasco de la zona de fabricación y mucho menos arrojarlo desde el interior por los detectores y controles que existen Asimismo, declara que la empresa no ocasiona ningún tipo de problemas al pueblo, sino todo lo contrario afirmación que comparte el regidor municipal, quien destaca el cuidado exquisito que tiene Enusa tanto con el medio ambiente como con la seguridad, desde el punto de vista radiológico, como lo prueba el hecho de que en los aledaños de la factoría pasta ganado vacuno En todo caso, el alcalde, aunque reconoce que ha existido un fallo que se tendrá que enmendar, cree que lo que no podemos hacer es dar alas al oportunismo La planta de combustible nuclear de Juzbado cuenta con una plantilla de 315 trabajadores, a los que hay que sumar otros 85 de los servicios periféricos como limpieza y seguridad. Los secretarios provinciales de las centrales sindicales con representación en el comité de empresa, USO, CC. OO. y UGT, coinciden en apelar a la prudencia hasta que concluya la investigación que está llevando a cabo la Guardia Civil, a la vez que subrayan la importancia de la fábrica como generadora de riqueza y de puestos de trabajo. La secretaria provincial de la Unión Sindical Obrera (USO) María Teresa Hernández, fuerza mayoritaria en Juzbado con seis de los trece miembros del comité de empresa- -cuatro tiene CC. OO. y tres UGT- afirma que lo mejor que podemos hacer en estos momentos es no hablar de lo ocurrido hasta que concluya la investigación. Lo que está claro es que ha fallado la seguridad y es evidente que el punto de mira esté en aquellas personas que tienen acceso a la entrada y a la salida de la planta. Es un momento delicado y en breve tendremos noticias. Lo que sí es cierto es que no debemos alarmar a la gente Los sindicatos Al regidor municipal le parece que sustraer el botecito es bastante complicado y remite a la investigación Los sindicatos USO, CC. OO. y UGT coinciden en apelar a la prudencia hasta que haya más información En esta planta de combustible nuclear, que fue inaugurada en el año 1985, trabajan 315 empleados