Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
104 GENTE www. abc. es gente VIERNES 5- -10- -2007 ABC Loewe, la dulce despedida de Oña Selfa El modisto español de origen belga que defiende la línea artística de Loewe desde hace varios años presentó en la Semana de la Moda de París lo que algunos expertos no dudaron en calificar como su mejor colección POR ROSA BELMONTE FOTO ERNESTO AGUDO PARÍS. El futuro y el pasado. El futuro en sedas tecnológicas. El pasado en el aire elegante y decadente de una colección llena de sorprendentes plisados fortuny. En una línea veraniega pegada a los colores de la tierra y el mar (en unos pocos estampados, en unos extraordinarios bordados) En un aire de otro tiempo. En el cuero que a Loewe se le supone. En esa ligereza y ausencia de encorsetamiento propio de Mariano Fortuny (que se adelantó a Coco Chanel o a Poiret en lo de dejar sueltas a las mujeres) Pantalones anchos de contundentes cinturas, como para Joan Crawford o así. Una ropa para ir a Biarritz a veranear, nada menos fino. El lujo sencillo pero bien elaborado por un lado y, por otro, algún tipo de penitencia (los cordones a modo de cinturones, casi cíngulos de nazareno) También el pasado se dejaba escuchar en la voz de la gran Marie Laforet que cantando Mon amour, mon ami se convertía en el leit motiv musical (su versión es mucho más sugestiva que la de Virginia Ledoyen en la película 8 mujeres Y el pasado en el homenaje al fotógrafo británico Norman Parkinson, según reconoció José Enrique Oña Selfa, que, sudando como un pollo, recibía parabienes de todas las celebrities que habían acudido al Couvent des Cordeliers (más pasado) para el último desfile que el hispano belga hacía para Loewe. Una bonita etapa dijo sonriente el diseñador que había sido la suya en Loewe. Ahora retomará su propia línea (J. E. Oña Selfa) El próximo en debutar en la casa será Stuart Vevers, que ha sido director creativo de Mulberry, que ha colocado Mulberry en un lugar destacado y, sobre todo, codiciado del mundo del lujo y que es respetado y conocido por la prensa especializada. Alguien capaz de crear bolsos objeto de deseo. La brillante colección de despedida de Oña Selfa casi no mostró bolsos. Dos o tres. Los bolsos estaban en el front row en la primera fila. En las manos de Natalia Verbeke (acompañada del torero Miguel Abellán) de Goya Toledo, de Laura Ponte (que alucinaba cuando se enteró de que María Patiño la había separado de su marido en la tele) Asimismo, María García de la Rasilla, Nawja Nimri o Marisa de Borbón, la suegra de Eugenia Silva. A su lado, Jaime de Marichalar, consejero de Loewe (como consejera, además de hija del presidente de LVMH, es Delphine Arnault, también presente en el Couvent des Cordeliers) Sin bolso, el bailarín Ángel Corella (que charlaba eso que se dice animadamente con Dita von Teese) o el actor Diego Martín, éste con el bigotillo que le exige el guión de Hermanos y detectives En tan especial cita no se vio a la cantante Bebe. No porque no se la esperara sino porque perdió la documentación y se quedó colgada en Berlín (donde el miércoles era festivo) sin poder volar a tiempo a París para felicitar en persona a su amigo José Enrique Oña Selfa. La habitual Dita Von Teese, que parece no tener otro oficio que ir a desfiles, sí que estuvo (un documental ya sobre su proceso de arreglarse para salir a la calle, que debe de ser más laborioso que vestirse de torero) Sentada al lado de Jade Jagger, parecían la noche y el día. El tostado ibicenco de la hija de Bianca Jagger junto a la blanca palidez de la ex de Marilyn Manson. Por la mañana, Valentino se había despedido del prêt à porter. El pasado. Por la tarde, José Enrique Oña Selfa se despidió de Loewe. Sólo de Loewe, que empezará otra etapa con Stuart Vevers. Oña Selfa se despidió con un presente sobrado y con todo el futuro por delante. La colección presentaba una línea veraniega pegada a los colores de la tierra y el mar El próximo en debutar en la casa será Stuart Vevers, que ha sido director creativo de Mulberry