Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
32 INTERNACIONAL www. abc. es internacional VIERNES 5- -10- -2007 ABC Un juez chileno encarcela a toda la familia Pinochet por sustraer 19 millones de euros La viuda, Lucía Hiriart, quedó detenida en el Hospital Militar después de sufrir una descompensación arterial CARMEN DE CARLOS CORRESPONSAL BUENOS AIRES. A diez meses de la muerte de Augusto Pinochet, su mujer, Lucía Hiriart, y su descendencia directa, es decir, sus cinco hijos, recibieron ayer la visita de la Justicia. Junto con una quincena de colaboradores del régimen militar (1973- 90) todos quedaron procesados y detenidos por malversación de caudales públicos. En otras palabras, por robar a Chile unos 27 millones de dólares que tenían depositados en bancos del exterior. Al cambio actual, serían más de 19 millones de euros. Según la resolución judicial, del total del dinero objeto de la acusación, la familia sólo ha podido acreditar la legalidad de unos seis La que peor encajó la noticia, y la notificación del juez Carlos Cerda, fue la viuda de Pinochet. la soldado Lucía como ella misma se definió en los tiempos en que su marido creyó ser el patriarca de Chile. Lucía Hiriart sufrió un desmayo, bajada de tensión o descompensación arterial, depende de quién fuera la fuente dispuesta a explicar el soponcio de la mujer que no tuvo escrúpulos en justificar los más de 3.000 muertos y desaparecidos durante el régimen de su difunto esposo. A los 87 años, la señora Lucía podía gozar del privilegio de quedar detenida bajo arresto domiciliario en su residencia de la capital, pero su salud la llevó, de urgencia, a otro destino: el Hospital Militar de Santiago. No tuvieron la misma suerte sus hijos; la fiel secretaria de Pinochet, Mónica Ananías; el portavoz del muerto cuando estaba vivo, el general retirado Guillermo Garín; su abogado defensor y militar retirado, Gustavo Collao; su ex albacea, Oscar Aitken, así como el resto de militares y colaboradores del hombre que protagonizó el golpe de Estado contra Salvador Allende el 11 de septiembre de 1973. Todas las mujeres terminaron recluidas en diversas celdas de la cárcel bautizada como Centro de Orientación Femenina de Santiago. Los varones civiles fueron trasladados al Penal de Santiago y los once milita- Jacqueline Pinochet, hija del ex dictador, llega a la sede central de la Policía en Santiago res retirados, así como los dos coroneles en servicio activo, quedaron detenidos en el Batallón de la Policía Militar del Ejército de la capital. Crónica anunciada aunque jamás vislumbrada por la familia la saga Pinochet, a excepción de los nietos del dictador, quedó ayer entre rejas por un puñado de dólares El primero en caer, por la mañana, fue el primogénito, veterano en defenderse ante la Justicia por su afición a los asuntos turbios. Augusto hijo, ex militar repudiado por las Fuerzas Armadas por realizar negocios espurios con el Ejército y firmar montones de papel mojado que se bautizaron como pinocheques inauguró el desfile de presidiarios del mismo apellido. Su última aparición en los medios de comunicación internacionales se produjo hace escasas semanas: puso a la venta uniformes y trajes de su padre. La misma suerte que él corrieron su hermana mayor, la emblemática Lucía, atrapada hace más de un año cuando enfilaba rumbo a Estados Unidos a REUTERS Las cuentas secretas de la saga del dictador La investigación sobre la fortuna de Pinochet se abrió hace tres años. En 2005, a raíz del descubrimiento de cuentas secretas en el Banco Riggs de Estados Unidos y en otras entidades bancarias, donde entonces se sospechaba que el viejo general tenía los 27 millones de dólares. El caso se destapó en el Senado norteamericano, cuando una comisión de esta Cámara descubrió un centenar de cuentas corrientes a En distintas prisiones nombre de Pinochet y de miembros de su familia. Según la investigación oficial, los fondos se desviaron a través de la llamada Casa Militar, una especie de Ministerio paralelo que tuvo sus años de esplendor durante la dictadura, pero logró sobrevivir y mantenerse en democracia gracias a que el ex general Pinochet seguía al frente de las Fuerzas Armadas y, posteriormente, como senador vitalicio. Tanto Augusto Pinochet como algunos de sus hijos fueron procesados y posteriormente absueltos por delitos vinculados al caso de la Banca Riggs. Entre otros, por usar, como su padre, pasaportes con identidad falsa. ponerse a buen recaudo. También Marco Antonio, el menor y favorito de los hombres Pinochet, pese a sus años de crápula en su adolescencia, quedó preso. Ambos, Lucía y Marco Antonio, estaban considerados los más allegados a su difunto padre, que tenía fe ciegas en ellos hasta el punto de permitirles tener acceso y controlar, en buena medida, la contabilidad durante los últimos años del hombre que manejó Chile sin piedad durante 17 años. Camino de la misma celda fueron conducidas posteriormente Jacqueline y Verónica. Ambas alejadas de la política, la primera era conocida por llevar una vida sentimental fuera del protocolo y de las estrictas tradiciones familiares, que no toleraron durante el régimen militar la posibilidad de un divorcio, pero hicieron la vista gorda a las anulaciones con falsos testimonios y separaciones de hecho de la única