Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
24 ESPAÑA LUNES 1 s 10 s 2007 ABC El progenitor salió al campo con la niña en brazos y regresó, en estado ebrio, con las ropas desgarradas y manchadas y con magulladuras por el cuerpo La familia y los vecinos tardaron más de dos horas en alertar a la Guardia Civil de lo ocurrido y comenzaron la búsqueda de la pequeña por su cuenta Varios vecinos de Istán observan el lugar donde apareció la criatura semihundida en el agua EFE Detienen al padre de un bebé que llevó de paseo y apareció ahogado La pequeña, de 14 meses, fue hallada por los vecinos cuatro horas después de su desaparición en estado muy grave, en una poza de la localidad malagueña de Istán R. FLORES J. CANO MÁLAGA. Un trágico suceso conmocionó la celebración del día grande de la feria de San Miguel de la localidad malagueña de Istán cuando una pequeña de 14 meses que salió a última hora de la tarde del sábado a pasear con su padre, que la llevaba en brazos, falleció de madrugada después de estar cuatro horas desaparecida en el campo. Al progenitor, que fue detenido por la Guardia Civil, se le imputa un presunto delito de homicidio imprudente. Hoy comparecerá ante el Juzgado de Instrucción número 3 de Marbella. Fue a las ocho de la tarde del sábado cuando saltaron las alarmas en esta localidad de la Sierra de las Nieves. El padre del bebé muerto apareció con las ropas desgarradas y manchadas- -pero sin rastro de sangre- -y con magulladuras por el cuerpo en la zona de El Calvario, a unos 600 metros de donde horas más tarde fue hallada la menor en estado muy grave. Según fuentes de la investigación, el hombre presentaba signos evidentes de haber ingerido bebidas alcohólicas. Tras el paseo accidentado, cuando ya apenas había luz del día, el individuo, de 35 años y vecino de San Pedro de Alcántara, regresó al pueblo en estado de shock y comentó a la Guardia Civil y a los vecinos que desconocía el paradero de su hija. En ese momento, la familia se lanzó a buscar a la pequeña, pero no informó entonces a las autoridades competentes de la desaparición. Lo hizo dos horas después, sobre las once de la noche, cuando se puso en marcha un amplio dispositivo, formado por voluntarios de Protección Civil de Istán y efectivos de Policía Local y de Guardia Civil, así como medio centenar de vecinos, quienes con linternas en mano peinaron la zona en que había desaparecido la niña. A las doce y cuarto de la noche, tres jóvenes de la localidad la hallaron casi sumergida en el cauce del arroyo Los Molinos. Para acceder a esta parte del río, hay un camino en pendiente descendente de unos 70 metros de longitud, en zig- zag. A la pequeña, que estaba en muy mal estado, los efectivos que participaron en las labores de rastreo le practicaron durante casi una hora la reanimación cardio- pulmonar, pero sin éxito. Según informó el alcalde del municipio, cuando llegó la unidad móvil del 061 ya no se podía hacer nada por salvarle la vida. Sobre las cuatro y media de la madrugada, la juez de guardia ordenó el levantamiento del cadáver y, ya de madrugada, los agentes de la Guardia Civil detuvieron al padre de la niña. En un primer momento, lo trasladaron al cuartel de la Benemérita, donde prestó declaración durante toda la mañana de ayer. Luego fue trasladado a dependencias de la Policía Local de Marbella, para evitar en la medida de lo posible el linchamiento de la familia, según sostienen fuentes de la investigación. Hoy pasará a disposición judicial. La autopsia que se le practicó ayer al bebé en el Instituto de Medicina Legal de Málaga desvela que murió por asfixia mecánica por ahogamiento. El féretro con el cuerpo sin vida de la cría fue trasladado ayer, a las seis de la tarde, al cementerio de San Pedro de Alcántara, donde reside su familia. El alcalde de Istán afirmó que el detenido se trasladó por la mañana al pueblo con su familia para participar en la festividad del patrón San Miguel, ya que los abuelos son oriundos de esta localidad. Además de la pequeña fallecida, los padres tienen otra hija de corta edad. Varios testigos, vecinos del pueblo, afirman que las visitas de esta familia eran escasas y sólo se producían con motivo de la celebración de las fiestas patronales. El sábado por la mañana, horas antes del fatal desenlace, madre e hija participaron en la procesión del patrón. Luego vino la tragedia. La noticia de la muerte de la pequeña corrió ayer como la pólvora. En la plaza del pueblo, los vecinos hacían conjeturas sobre el caso y el Ayuntamiento ha decretado dos días de luto. Rastreo No sé lo que he hecho con mi hija El pueblo de Istán, engalanado con motivo de la feria, entró en schock cuando se enteró de la desaparición de la pequeña. Ayer se repetía en cada corrillo de vecinos la frase que pronunció el día anterior el padre de la menor cuando apareció ebrio, magullado y con la ropa rota y manchada pero sin su hija, a la que había llevado a pasear por la localidad. No sé qué he hecho con mi hija La noticia de la muerte de la criatura y de la detención de su progenitor, como presunto autor de un delito de homicidio imprudente, alteraron la última jornada de feria. Ha sido una auténtica tragedia apuntó una vecina, que aseguró que cuando se avisó por megafonía de que se había extraviado el bebé, el pueblo y sobre todo la juventud se volcó en las labores de rastreo. Se paró la música recuerda. En la madrugada del domingo, una vez que se recuperó sin vida el cuerpo de la menor, el Ayuntamiento de Istán celebró un pleno extraordinario en el que se acordó por unanimidad de todos los grupos municipales suspender las fiestas del día de San Miguel y decretar dos días de luto. Ha sido un trago amargo para los vecinos. Ha dejado al pueblo totalmente descolocado; celebrábamos la fiesta mayor que se espera todo el año sostuvo ayer el regidor. Estamos muy afectados En los corrillos que se formaron se aseguraba que el lugar había que conocerlo bien y no cesaron los rumores.