Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
54 MADRID SÁBADO 22 s 9 s 2007 ABC Granados propone a la Delegación dos acuerdos contra la inseguridad C. H. MADRID. El consejero de Presidencia e Interior, Francisco Granados, propuso ayer a la Delegación del Gobierno la firma de dos convenios para luchar contra la inseguridad ciudadana. El primero de ellos, explicó, iría encaminado a que la Comunidad de Madrid financiara infraestructuras de seguridad- -como cuarteles de la Guardia Civil- -y medios materiales para que los agentes trabajen en buenas condiciones Y puso como ejemplo el cuartel de Anchuelo, donde los guardias no tienen calefacción y hay problemas con el abastecimiento de agua. El otro acuerdo versaría sobre la necesidad de que, en casos excepcionales, como fiestas patronales, los agentes de Policía Local de las Bescam pudieran desplazarse a los municipios que los necesitasen para cubrir los posibles problemas de inseguridad. Granados lanzó estas propuestas tras la reunión que mantuvo con alcaldes de pequeños municipios del este de la región. Estos regidores le expusieron al consejero los problemas de seguridad ciudadana que sufren en sus localidades, como reiterados robos con intimidación- -hasta tres en la misma noche- -y las tropelías de un pirómano en Pezuela, que ha quemado casas y las casetas de las fiestas. Además, quedaron expuestos los déficits de agentes de la Guardia Civil en la zona: el puesto de Anchuelo cuenta con 10 funcionarios, un sargento y un cabo. Pero las rotaciones de turnos de descansos y vacaciones los reducen a cuatro para atender a una población de 15.000 habitantes. En el de Buitrago, que da servicio a 17 localidades de la Sierra Norte, existen otros tantos agentes, 17, uno por pueblo. El puesto de Torrelaguna dispone de 13 efectivos para ocho municipios, y el de Navas del Rey, de nueve para tres pueblos. Granados calculó que harían falta, como mínimo, dos mil policías y guardias civiles más en la región. Tras la negativa del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, de dotar de más personal policial a la Comunidad de Madrid, el consejero aseguró que realizará una labor pedagógica para que Zapatero conozca la situación real por ello, el titular regional de Interior recorrerá palmo a palmo las zonas más afectadas. Al final de la marcha, los vecinos de Méndez Álvaro leyeron un comunicado con sus reivindicaciones JULIÁN DE DOMINGO Tres meses de patrullas en Méndez Álvaro Los vecinos recorren las calles cada noche para alejar la prostitución y los problemas de inseguridad que conlleva s Anoche se concentraron para reclamar ayuda a las autoridades en su lucha contra la inseguridad M. PÉREZ MADRID. En ese parque había una prostituta ucraniana. Se fue el domingo, pero esta mañana la han visto a las diez Fue uno de los comentarios que se escucharon anoche en la marcha durante la que más de doscientos vecinos del barrio de Méndez Álvaro protestaron contra los problemas de inseguridad del barrio. Algunos los conocen muy de cerca, porque llevan tres meses patrullando pacíficamente las calles todas las noches para terminar con los problemas de prostitución, proxenetismo, tráfico de cundas -los taxis de la droga- -y transporte ilegal de viajeros que existían. Persiguen, paseando tras las meretrices, ahuyentar a sus clientes, hacer que ellas se marchen y acabar con el resto de los problemas que, afirman, conlleva la prostitución y la adicción a las drogas de muchas de ellas. Y aunque el fenómeno se ha reducido drásticamente durante estos meses- -afirman que algunas meretrices son razonables y se marchan aseguran que todavía quedan siete u ocho prostitutas yonquis y que algunos proxenetas y algunas cundas siguen pasando por el barrio. Ellas van dando bandazos. Ahora salen a partir de las nueve y media o diez. Van a un descampado al lado de una residencia de mayores y ahí hacen el apaño asegura una vecina. También denuncian el tráfico ilegal de viajeros, en su mayoría rumanos, que acampan durante horas y alguna vez durante días en un parque cercano y en una antigua caseta de jardinería. Allí sacan los colchones, delante de los niños, e incluso hacen sus necesidades y lo dejan todo perdido asegura otro vecino. Durante la masiva patrulla de ayer, hubo algún momento de tensión, cuando los vecinos rodearon en silencio una de las furgonetas que habitualmente transporta a estos inmigrantes. Finalmente, el conductor del vehículo decidió abandonar el lugar. Algunos vecinos comenzaron a gritar ¡Fuera, fuera! y romperon a aplaudir cuando la furgoneta se puso en marcha. Los vecinos temen que, en cuanto dejen de patrullar, la prostitución vuelva. En el comunicado que leyeron al final del acto, pidieron más policía en el barrio, leyes más duras para los proxenetas y los traficantes de personas y así como la legalización de la prostitución y creación de barrios rojos Reclamaron el cierre, por la noche, de los aparcamientos de los cines Imax y del Planetario, unas zonas, según los vecinos perfectas para ser utilizadas por prostitutas y clientes Un fallo eléctrico provoca un incendio en las obras del Hotel Villa Magna C. H. MADRID. El conocido Hotel Villa Magna, actualmente sometido a obras integrales de mejora, sufrió ayer por la mañana un aparatoso incendio que causó una gran columna de humo sobre la capital. A falta de un dictamen definitivo, todo apunta a que se produjo un problema en la instalación eléctrica, que afectó a parte de un aislante de ventilación, de ahí la gran humareda. A las 9.15, se recibía la llamada de alarma. Al lugar, el número 22 del paseo de la Castellana, acudían tres dotaciones de Bomberos del Ayuntamiento, que, en apenas 15 minutos, dieron con el foco del incendio y lo sofocaron. La avería se produjo en la entreplanta del edificio, por causas fortuitas. Los funcionarios municipales emplearon una hora y media más en sanear la zona afectada, informaron fuentes de Emergencias Madrid. Por fortuna, no se produjeron daños de relevancia. El Samur- Protección Civil sólo tuvo que atender a tres obreros, uno por inhalación leve de humo y los otros por crisis de ansiedad. También hubo que cortar parcialmente dos carriles de la Castellana. Labor pedagógica a Zapatero Tensión y aplausos