Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
34 INTERNACIONAL JUEVES 13 s 9 s 2007 ABC Alfonso Rojo El fiscal pide al juez el registro del coche, la iglesia y el diario de Kate McCann La acusación pública pretende que se inicie la búsqueda del cuerpo de Madeleine BELÉN RODRIGO CORRESPONSAL LISBOA. El juez que instruye la investigación del caso Madeleine analiza la petición urgente de la Fiscalía portuguesa para practicar nuevas diligencias que permitan investigar el diario de la madre, Kate McCann, nuevos registros del coche que alquilaron los padres de Madeleine 25 días después de la desaparición de la niña y renovadas búsquedas en la iglesia de Praia da Luz y alrededores, para avanzar con el proceso. El juez tiene de plazo hasta finales de la próxima semana para dar a conocer las medidas en relación al caso bajo la atenta mirada de todo Portugal, que sigue todos los movimientos de la Policía Judicial, que investiga el suceso. Un de los objetos que más curiosidad provoca entre el público el es el del diario de la madre de Maddie que los investigadores pretenden analizar y que. por tratarse de un objeto cuya lectura atenta contra la privacidad de las personas, es necesario que el juez lo autorice si considera que puede ayudar a esclarecer el caso. También se pretende analizar juguetes de Maddie como el peluche que lleva su madre en todo momento. VAMOS PERDIENDO uesta decirlo justo en el sexto aniversario del 11- S, pero los malos nos están ganando. Conste que soy proclive al optimismo, pero las cosas lucen bastante mal. Los facinerosos campan a sus anchas y cada día ocupan más terreno. Avanzan pasito a pasito aprovechando la lasitud y la falta de nervio de una sociedad como la nuestra, que ha perdido el espíritu de lucha y cree que todo se arregla con buenas palabras. En EE. UU. todavía traumatizados por la masacre de las Torres Gemelas, hay cierta sensación de peligro, pero aquí vivimos como si una bestialidad como el 11- M no pudiera repetirse. Y es un error. Lo que ocurrió puede volver a ocurrir. Y no porque lo anuncie Osama Bin Laden o porque las webs islámicas estén preñadas de sombrías, de alocadas reivindicaciones de Al Andalus. Estoy convencido de que Bin Laden murió hace bastante. Probablemente enterrado bajo toneladas de roca en una gruta de Tora Bora. La sospecha se transforma casi en certeza cuando repaso su postrera aparición televisiva. Comparen el rostro de la pantalla con las caras de vídeos anteriores y llegarán como yo a la conclusión de que el fanático saudí ha pasado estos tres últimos años internado en una de las clínicas de la doctora Aslam, atiborrándose de gerovital, o todo es un montaje. Por no tener, no tiene ni canas en la barba. Y no me digan que es fruto del tinte, porque al jefe de Al Qaeda le han desaparecido hasta las arrugas. En cualquier caso y para lo que nos jugamos aquí, que Bin Laden esté vivo, resulta irrelevante. La naturaleza del terrorismo islámico hace innecesaria la existencia de una cabeza pensante o de una estructura financiera. Por eso es tan difícil combatirlo o detectarlo. Uno de los argumentos más repetidos por quienes barruntan una conspiración tras el 11- M es que semejante carnicería no pudo ser perpetrada por unos moritos de Lavapiés Se equivocan. Y el drama, como demostraron el 11- S, el 7- J, Bali o el atentado del otro día en Argelia, es que pringaos así abundan entre nosotros y no hemos hecho nada para censarlos, espiarlos y expulsarlos. C Elementos clave El Renault Scenic alquilado por los McCann a finales de mayo se ha convertido en un elemento clave de toda la trama, porque tras una inspección se hallaron en el maletero vestigios de pelo, saliva y sangre, que se analizaron los laboratorios de Birmingham. Según publicó el Diario de Noticias el Ministerio Fiscal ha pedido que se confisque el vehículo para un nuevo rastreo. Debido a que no ha aparecido el cadáver de Madeleine, son necesarias pruebas sólidas que den consistencia a la teoría de la muerte de la niña y la posterior ocultación del cadáver. Uno de los locales que puede ser blanco de nuevas investigaciones es la Iglesia de Praia da Luz. El registro del templo debe ser también autorizado por un juez debido a que se trata de un lugar de culto sobre el que hay muchas especulaciones. Cabe recordar que esta iglesia es el lugar en el que Kate y Gerry McCann se refugiaron a diario desde la desaparición de Madeleine y donde se han cele- Kate y Gerry McCann abandonan su casa en Rothley acompañados por los mellizos brado varias misas para pedir por todos los niños desaparecidos. El matrimonio McCann tenía llave de la puerta para la pareja pudiera entrar cuando el párroco no estaba en la aldea. Desde hace tiempo, varios medios hablan de la detección del olor a cadáver por los perros rastreadores en el camino desde el apartamento de los McCann hasta la iglesia. Un dato que no ha pasado desapercibido para los investigadores. No obstante, la Policía Judicial trata de suavizar la situación, ya que, como el investigador Carlos Anjo ha explicado públicamente: No podemos olvidar que en esta iglesia se han celebrado varios funerales con el cuerpo del difunto presente y en los alrededores se encuentra el cementerio Es decir, que el olor a cadáver está más que justificado. La clave está en saber si dicho olor procede de la casa donde estaba alojada la familia McCann. En el momento en que figura la desaparición de la niña, la parte trasera de la iglesia, junto al mar, estaba levantada y en obras debido a los trabajos que REUTERS Olor a cadáver se estaban realizando para su repavimentación, y no faltan quienes consideran que el cuerpo está enterrado allí. El abogado portugués del matrimonio McCann, Carlos Pinto de Abreu, advierte que la mediatización creada a la vuelta de este caso puede perjudicar no sólo a la honra de las personas, sino también la propia investigación Obras en la iglesia ABC. es La investigación del caso Madeleine paso a paso en abc. es internacional