Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
14 ESPAÑA El acoso de Batasuna- ANV DOMINGO 9 s 9 s 2007 ABC Insultos hasta en misa Asquerosa Regina Otaola tuvo que oír ayer este insulto cuando estaba sentada en el último banco de la ermita de Lizarza. Tuvo que llegar rodeada de ertzainas y aguantar todo tipo de humillaciones. Es la normalidad que invoca el nacionalismo vasco M. LUISA G. FRANCO BILBAO. Regina Otaola estaba ayer satisfecha de cómo van las cosas en Lizarza, a pesar de haber sido insultada cuando acudía, como alcaldesa, a la misa que tradicionalmente se celebra todos los años en la ermita el día de la Virgen del Sagrario, patrona de la localidad. Después de los incidentes, la dirigente del PP guipuzcoano comentaba a ABC que de todo lo ocurrido prefería quedarse con lo positivo: que algunos vecinos de la localidad acudieron a la ermita, haciendo frente al miedo y a las amenazas del entorno de Batasuna. El día anterior, los proetarras habían avisado a los vecinos de que estarían en el templo con las escopetas cargadas a pesar de lo cual muchos de ellos acudieron, como todos los años, a la tradicional misa en honor de la patrona del municipio, dejando claro, según nos comentó Regina Otaola, que los proetarras no les van a decir cuándo pueden o no ir a misa en su pueblo La alcaldesa y el resto de concejales del PP habían tranquilizado previamente a quienes les habían manifestado su inquietud, explicándoles que si había incidentes, sería contra ellos y no contra los vecinos. En todo caso, Regina Otaola habló con los responsables de la Ertzaintza, que mandaron un importante despliegue policial para garantizar el derecho de la corporación municipal de Lizarza a acudir al acto religioso central de las fiestas patronales. Cuenta Regina Otaola que no ocurrió nada imprevisto ayer en Lizarza. Cuando llegó, junto a los concejales del PP, a la ermita, la gritaron fuera de aquí vete fascista no te queremos Nosotros, ni caso, como siempre relata, tranquila, la valiente alcaldesa. mejor que no necesitáramos protección de la Ertzaintza para estar en Lizarza, pero esas miradas agradecidas son un paso importante y nosotros vamos a seguir avanzando, sin retroceder, sin rendirnos, para intentar que Lizarza recupere la normalidad y que en este pueblo todos los ciudadanos puedan vivir en condiciones de igualdad dice. El empeño de la alcaldesa en ver lo positivo llega al punto de que el hecho de que los proetarras hubieran tapado la bandera española con una gran ikurriña y una pancarta en la que se leía el lema Geurea (la nuestra) no le ha parecido demasiado grave para lo que está acostumbrada a ver. Yo pensaba que iban a quemar la bandera española y me alegro que siga ahí, aunque sea tapada, por el momento señala. Explica que Lizarza es un pueblo pequeño, con medios limitados, y que ayer no disponían de policía municipal para quitar la gran ikurriña que tapaba las tres banderas izadas el día anterior por la corporación. Hasta el martes, primer día laborable en la localidad, todo seguirá igual, pero entonces la alcaldesa de Lizarza ordenará a la policía municipal que retire la bandera y la pancarta de los proetarras. De esa forma, la bandera española volverá a estar visible en el balcón del Ayuntamiento de Lizarza, donde Otaola está decidida a que permanezca. Para la alcaldesa, la historia de ayer, con la tensión previa de saber que se iban a producir los insultos y los incidentes, ha terminado bien y la corporación que preside sigue con ganas de trabajar y de estar en el pueblo. Los proetarras taparon la bandera española con una gran ikurriña y un cartel con el lema Geurea (la nuestra) ABC. es Más información en abc. es Regina Otaola, abucheada a su llegada a misa EFE Miradas de gratitud Lo que más le molestó a la alcaldesa popular fue que algunos proetarras siguieran gritando dentro de la ermita. Asquerosa llegó a espetarle una fiel que asistía a la eucaristía. Al final el oficio religioso se celebró con normalidad y Regina cuenta que la llegaron al alma las miradas de gratitud de algunos vecinos. Es bonito. Ya sé que sería La bandera española permanecerá envuelta por la ikurriña hasta el martes, primer día laboral en Lizarza. Ese día se restaurará el orden EFE