Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
4 OPINIÓN DOMINGO 2 s 9 s 2007 ABC DIRECTOR: JOSÉ ANTONIO ZARZALEJOS PRESIDENTA- EDITORA: CATALINA LUCA DE TENA DIRECTOR GENERAL: JOSÉ LUIS ROMERO Área Financiera: Jorge Ortega Área de Márketing: Javier Caballero Área Técnica: José Cañizares Área de Recursos Humanos: Raquel Herrera DIRECTOR GENERAL DE DESARROLLO: EMILIO YBARRA PRESIDENTE DE HONOR: GUILLERMO LUCA DE TENA Director Adjunto: Eduardo San Martín Subdirectores: Santiago Castelo, Fernando R. Lafuente, Alberto Pérez, Alberto Aguirre de Cárcer Jefes de Área: Jaime González (Opinión) J. L. Jaraba (España) Miguel Salvatierra (Internacional) Ángel Laso (Economía) Juan Cierco (Cultura, Ciencia y Deportes) Mayte Alcaraz (Fin de Semana) Jesús Aycart (Arte) Adjuntos al director: Ramón Pérez- Maura, Enrique Ortego y Ángel Collado Redactores jefes: V. A. Pérez (Continuidad) A. Martínez (Política) M. Erice (Internacional) F. Cortés (Economía) A. Puerta (Regiones) J. Fernández- Cuesta (Sociedad) A. Garrido (Madrid) J. G. Calero (Cultura y Espectáculos) J. M. Mata (Deportes) F. Álvarez (Comunicación- TV) A. Sotillo (S 6 y D 7) L. del Álamo (Diseño) J. Romeu (Fotografía) F. Rubio (Ilustración) y S. Guijarro DIPLOMACIA POLÍTICA Y DE OCASIÓN ON los últimos nombramientos de embajadores, el Gobierno da una de cal y otra de arena en el marco de la errática política exterior que practica desde el principio de la legislatura. Es muy significativo el cambio de rumbo en el caso de Venezuela. Raúl Morodo, embajador político de larga trayectoria, es sustituido por Dámaso de Lario, diplomático de carrera y próximo a Miguel Ángel Moratinos. Aunque sea tarde, parece que Zapatero empieza a comprender que la cercanía a Hugo Chávez no conduce a ningún sitio. El caudillo bolivariano lleva camino de instaurar un régimen de corte autoritario y pretende sustituir a Fidel Castro como líder de una supuesta resistencia iberoamericana frente al imperialismo yanqui. Financiado por el petróleo, el populismo de inspiración chavista se ha contagiado a Bolivia y Ecuador y trata de extenderse a otros países en un momento en que Iberoamérica necesita todo lo contrario, es decir, rigor económico y estabilidad política para hacer frente a los retos de la globalización. Los guiños de Zapatero hacia Chávez son inadmisibles desde el punto de vista de una nación democrática y plenamente comprometida con Occidente. Tampoco han supuesto ventajas prácticas en el terreno bilateral. El embajador saliente ha sido muy criticado por su pasividad ante las expropiaciones de tono confiscatorio sufridas por ciudadanos españoles en Venezuela. Nuestras empresas aguantan con paciencia algunos gestos autoritarios impropios de un Estado de Derecho. En el plano ideológico, Chávez construye su discurso radical sobre una historia de buenos y malos en la que la época colonial aparece como el chivo expiatorio de todos los males. El cambio de titular en nuestra representación en Caracas debería ser la ocasión para dejar de lado absurdas complicidades ideológicas y practicar una diplomacia a la altura de la España contemporánea respecto de un país al que nos unen vínculos tan profundos. El nombramiento de Miguel Cortizo como embajador en Paraguay produce, sin embargo, sensaciones muy diferentes. Se trata de un personaje cuya imagen pública está vinculada con operaciones electorales de dudosa legalidad, utilizando sus destinos anteriores para impulsar en favor del PSOE el voto de los residentes españoles en el extranjero. Una vez más, los principios de mérito y capacidad que establece la Constitución a la hora de acceder a los cargos públicos ceden paso a la fidelidad partidista, cuando no al amiguismo. Sin prejuzgar las actuaciones del nuevo jefe de misión en Asunción, no es ésta la mejor tarjeta de visita. La trayectoria como ministro de Miguel Ángel Moratinos ofrece muchas más sombras que luces en el marco de una simpatía por opciones marginales que ha situado a España en un lugar secundario en Europa y en el mundo. También la carrera diplomática sufre las consecuencias de este enfoque que otorga primacía al partidismo sobre los intereses objetivos del Estado. C TERESA DE CALCUTA, UNA HISTORIA DE FE A historia personal dela MadreTeresadeCalcuta, decuyo fallecimiento se cumplirá el próximo miércoles el décimo aniversario, es un modelo de fidelidad a la Iglesia Católica y de entrega absoluta a los más pobres. Su muerte provocó el clamor de los creyentes por su santificación inmediata, proceso abierto por El Vaticano y en el que, según los responsables del mismo, no influirá la próxima publicación de un libro que refleja la intensa lucha interna de Teresa de Calcuta por su fe y por su relación con Dios. La obra recopila cartas personales en las que la futura santa vuelca la ansiedad que otros muchos santos, doctores de la Iglesia, han experimentado precisamente por su cercanía a Dios y no por su lejanía. Teresa de Calcuta no dejó nunca de tener fe, pero la propia manera en que la vivía, sin beatería ni complacencias y rodeada de pobreza ilimitada, enfermedades y dolor, transformó su vida interior en un intento imposible de aprehender totalmente a Cristo. Santa Teresa de Jesús o San Juan de la Cruz muestran también pensamientos y reflexiones que se desnaturalizarían si fueran extraídos de la relación mística con Dios, pues también es misticismo lo que la Madre Teresa de Calcuta muestra en sus preguntas, a veces agónicas, sobre Dios. A la vista de estas cartas, la tentación es mucha para quienes quieran secularizarlasantidad deTeresa deCalcutay arrebatar a la Iglesia Católica su inmenso poder ejemplarizante. Sin embargo, por más empeño que pongan en la empresa, Teresa de Calcuta representa la síntesis perfecta de fidelidad a la Iglesia, respeto a la ortodoxia litúrgica y dedicación sin reservas a los desahuciados de la tierra. El entendimiento de su persona escapa a los esquemas reduccionistas que imperan en las opiniones públicas actualescuandoseenfrentana personalidades extraordinarias. Sin su fe combativa y sin su inserción en la Iglesia, la figura de Teresa de Calcuta no sería comprensible en todasu dimensión, y graciasa unay otracondición seconvirtió en una figura distintiva del siglo XX, que además confluyó L con el imponente papado de Juan Pablo II, protagonizando ambos uno de los períodos más fructíferos de la historia de la Iglesia Católica. Cada uno de ellos lleva asociada la luchacontra las peores injusticias del siglo pasado, la opresión del comunismo yelabandonodelos pobres. Por eso, susnombres significan históricamente, al unísono, libertad y dignidad para millones de seres humanos. El legado de Teresa de Calcuta es fecundo en obras y en vocaciones. Es la prueba de la universalidad y de la inmensa riqueza interior de la Iglesia Católica, a veces velada por la superposición de otras imágenes menos auténticas y menos reveladoras de su misión evangélica. También ella es la demostración de que en la lucha contra la explotación femenina y el aborto, y en la dedicación a los pobres, los leprosos, los enfermos de SIDA- -a estos últimos, mucho antes de que comenzara la moda de los conciertos multitudinarios y el reclutamiento de famosos para las campañas de donaciones- la Iglesia Católica es y debe seguir siendo la primera puerta a la que llamen los necesitados. El debate sobre el futuro del mundo está dominado por tópicos recurrentes acerca de la globalización, el cambio climático o los movimientos migratorios. Se acumulan diagnósticos al respecto, altamente rentables para muchos de sus autores, y propuestas bienintencionadas para remediar sus males. Pero falta la voluntad de transformación y de acción que encarnaba Teresa de Calcuta, contrapunto imbatible a la deshumanización que causan la pobreza, las desigualdades, la ignorancia y las ideologías utilitaristas que priman los resultados sobre el hombre. No estaban exentos de hipocresía quienes, sin hacer nada coherente con sus protestas, criticaban a la Madre Teresa por limitarse a paliar la pobreza, pero no a combatir sus causas. El ejemplo personal de esta frágil religiosa albanesa perdura, sin embargo, de manera tangible y seguirá marcando el camino para la Iglesia de los pobres. CAE OTRA FÁBRICA DE BOMBAS DE ETA A detención en Francia de cuatro miembros de ETA, entre ellos Luis Ignacio Iruretagoyena, considerado un experto en explosivos y en la preparación decoches- bomba, es una magnífica noticia. Una investigación conjunta de la Guardia Civil y de los servicios de Información de la Policía gala ha permitido neutralizar al núcleo básico del grupo etarra que cometió el pasado diciembre el atentado de la T- 4 de Barajas, yquesecuestró haceunos díasa una familiadeOriopararobarles la furgoneta en la que viajaban. Su propósito era atentar contra alguna importante infraestructura en Levante, aunque al verse sorprendidos vieron frustrados sus planes e hicieron explotar el vehículo cerca de Castellón, sin un objetivo concreto. Juntoa Iruretagoyena, han sidodetenidosun colaboradordirecto de Txeroki y Ander Múgica, cuyas huellas fueron halladas en un cocheabandonadocon explosivos en Ayamonte (Huelva) el 21 de junio y al que se pudo situar en julio en Castellón, cuando huyó mientras viajaba en taxi por Torreblanca. Todos ellos han sido detenidos en una vivienda de la localidad gala de Cahors, algunas de cuyas habitaciones habían convertido en una sofisticada fábrica de coches- bomba. Además, estaban ultimando el montaje de otro coche- bomba para atentar próximamente. Sin duda, son muy dignos deelogioeltrabajodelasFuerzas y Cuerpos de seguridad y la colaboración de Francia para frustrar cualquier intento de ETA por cumplir sus amenazas. Como concluyó el ministro Pérez Rubalcaba, en efecto se trata de un severo golpe a la banda terrorista. Sin embargo, y por muy reiterativo que suene, no conviene en absoluto infravalo- L rar la capacidad de ETA para reorganizarse y para reponerse de varapalos deestas características. Lo ha demostrado en multitud de ocasiones y, a la vista está, empleó buena parte del tiempo de su alto el fuego para rearmarse y renovar la cantera Además, no se conoce a ciencia cierta el número de liberados de que dispone la banda. Por eso, la aparente reiteración de fallos en ETA y la- -afortunadamente- -inexperiencia y escasa pericia que demuestran algunas veces no deben conducir a vicios propiciados por un exceso de confianza. Sería nefasto. Pero más allá del ámbito operativo, estrictamente policial, lacontundencia contraETAmerecetambiéncumplida respuesta en la esfera jurídica. De confirmarse los indicios que manejan la Fiscalía francesa y las autoridades españolas respecto a la participación de los detenidos en el atentado de la T- 4, pesará sobreellos una acusaciónformal por la muertededos personas, en este caso dos ecuatorianos que residían en Madrid. Cabría, desde esta perspectiva, poner en marcha los resortes de la llamada denuncia oficial, un instrumento jurídico pactado con Francia en 2001, parademandar la entregainmediata de los etarras con el fin de que sean procesados, y en su caso juzgados en España por asesinato, independientemente de que en Francia tuvieran cuentas pendientes por delitos de menor gravedad. La mala noticia es que, en principio, los detenidos no tendrían aparente vinculación con el atentado deDurango, lo querevela que, pese a resentirse con golpes como los de ayer, ETA sigue disponiendo de suficientes recursos para atentar- -y, si puede, matar- -en cualquier momento.