Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
28 INTERNACIONAL JUEVES 30 s 8 s 2007 ABC La Casa Blanca quiere 36.600 millones de euros adicionales para seguir en Irak Los gastos bélicos del Pentágono superan ya los 2.200 millones por semana PEDRO RODRÍGUEZ CORRESPONSAL WASHINGTON. A pesar de las crecientes presiones bipartidistas a favor de una retirada gradual pero inmediata, la Administración Bush planea solicitar en breve al Congreso de Estados Unidos un presupuesto adicional para sufragar la guerra de Irak por valor de 50.000 millones de dólares, unos 36.600 millones de euros al cambio. Esta cantidad se sumará a los casi 337.000 millones de euros previstos para los presupuestos regulares del Departamento de Defensa en 2008 y a otros 100.000 millones de euros ya solicitados para continuar con las actividades bélicas iniciadas por el Pentágono tras el 11- S. La solicitud va a ser formalizada después de los testimonios y debates parlamentarios previstos para mediados de septiembre sobre progresos alcanzados en Irak con los refuerzos ordenados en enero por la Casa Blanca. Según avanzó ayer el Washington Post la Administración Bush ha llega- do a la conclusión de que el Congreso federal controlado por los demócratas no se va a oponer a sus planes. Sobre todo después de que los máximos responsables militares y diplomáticos en Irak- -el general David Petraeus y el embajador Ryan Crocker- -defiendan tanto la existencia de avances prometedores como la necesidad de más tiempo. La parte del león de esta petición adicional de dinero que ultima la Casa Blanca estará dedicada a pagar los gastos de la actual contraofensiva en Irak, incluido el envío de unos 30.000 soldados de refuerzo. La decisión de solicitar más de 36.000 millones de euros también apunta a que la ofensiva en curso se va a prolongar hasta la primavera de 2008, ya que el propio Pentágono ha reconocido que carece del personal necesario para mantener 160.000 efectivos en Irak más allá del próximo abril. Estas cifras también confirman que el coste de las operaciones militares de Estados Unidos en Irak- -además de haber causado 3.731 bajas mortales y 27.662 heridos en las filas del Pentágono- -supera ya los 2.200 millones de euros por semana. De acuerdo a la contabilidad del departamento de Defensa, la factura de la guerra de Irak ha pasado de los 241.000 millones de euros. Mientras que por la intervención en Afganistán se llevan gastados 57.000 millones de euros. Fuentes parlamentarias del Partido Demócrata han reconocido que esperaban una petición adicional de fondos bélicos pero bastante más pequeña. Aunque los líderes de la nueva mayoría hostil a la Casa Blanca insisten en que se ha pasado el tiempo de dar cheques en blanco a la Administración Bush, su frontal oposición a la guerra de Irak todavía no se ha traducido en un bloqueo de fondos. Durante su último discurso ante una audiencia afín de ex militares, el presidente Bush ha presentado también un balance optimista de la guerra en Irak en su quinto año. Según el ocupante de la Casa Blanca, existen signos inconfundibles de que nuestra estrategia está alcanzando los objetivos que nos hemos fijado Ante el pulso parlamentario de septiembre, Bush ha recalcado que los líderes políticos en Washington necesitan buscar formas de ayudar a que nuestros aliados iraquíes tengan éxito y no dedicarse a buscar excusas para abandonarlos Cheques en blanco ABC. es Especial sobre el conflicto iraquí en abc. es internacional