Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
44 MADRID MARTES 28 s 8 s 2007 ABC AL DÍA Luis Prados de la Plaza TEMPORADA H a llegado el momento del fútbol, que viene pidiendo paso a la velocidad que no se recomienda a los automóviles de regreso: más bien acelerados, por llegar a tiempo y sorprender a los aficionados en vacaciones y a los que ya terminaron sus turnos de playa o de montaña. ¡Menudo verano nos han dado con esa lluvia de fichajes atados o a medio atar! Porque, ahora, ¿sabe, usted? los jugadores más famosos- -y también los casi desconocidos- -no se contratan como antes, sino que se atan. Ya se sabe que en los actuales tiempos no suele aparecer el llamado tío Paco con la rebaja sino todo lo contrario, de forma que los pelotazos (como en la construcción) se dan con toda su propiedad y, para desatarse, siguen inventándose fórmulas de rebeldías que obligan a deshacer los nudos de las ataduras. Aquí no hacen falta sindicatos que presionen, porque las empresas están que lo tiran y el trabajador (que no aguanta un pelo) rompe el compromiso con plena libertad estratégica de imponer el cambio de su camiseta. Con tal de merecer el premio de ser atado vale cualquier cosa... El representante y los consejos de sociedades deportivas de menor escrúpulo hacen lo que pueden. Su máxima ilusión consiste en preparar cuerdas para atar defensas y delanteros. ¡Desáteme usted estos colapsos de las carreteras en los retornos de coches y motocicletas al casco urbano de Madrid! Eso sí que es una aventura, donde la mayor aspiración parece concentrada en la estadística y la propaganda de lo eficaz que resulta quitarle puntos al carné de conducir de aquellos que se saltan las normas del Código de la Circulación. ¿Qué pasa con la presencia de vigilantes, con los fallos de algunas carreteras o las confusas señales. La pretemporada de los parquímetros también se acaba y la vieja rivalidad de vecinos y los espacios de rayas azules o verdes parecen dispuestos a volver a las andadas, que no es la emoción de los goles, precisamente, ya que el parquímetro no se conforma con jugar siempre en campo propio, sino que hace de único árbitro y, además, se queda con la taquilla... Por cierto: la operación asfalto ha dejado en su acelerada restauración muchas calles lesionadas. Los bomberos intentaban anoche que no se reavivasen las llamas en las naves, de las que salía una gran columna de humo DE SAN BERNARDO Un aparatoso incendio arrasa tres naves en un polígono en Fuenlabrada ABC MADRID. Tres naves ardieron ayer por la tarde en el polígono industrial de Cobo Calleja en el municipio madrileño de Fuenlabrada. El incendio, que comenzó sobre las ocho y media de la tarde, fue sofocado horas después, en torno a la medianoche. Fuentes de Emergencias del 112 informaron de que no se registró ningún herido. Las llamas se originaron en una de las naves y posteriormente se extendieron a los otros dos almacenes contiguos. Los edificios afectados- -situados en la calle de La Bañeza y que almacenaban productos altamente inflamables comercializados en tiendas regidas por ciudadanos chinos- -quedaron completamente destruidos por el fuego. Se originó una densa columna de humo negro visible a varios kilómetros de distancia. Los trabajos de extinción del incendio ocuparon aproximadamente 1.000 metros cuadrados. A pesar de la magnitud de las llamas, no se registraron heridos ni intoxicados por inhalación de humo, ya que cuando comenzaron a arder las naves ningún trabajador permanecía en el interior de las instalaciones. En la extinción participaron cuatro dotaciones de bomberos de Fuenlabrada y nueve de la Comunidad de Madrid que acudieron para ayudar a los locales. Al lugar se trasladaron también patrullas de la Policía Local y del Cuerpo Nacional de Policía, así como unidades sanitarias del Summa, Protección Civil y Cruz Roja de la localidad. No ha sido el único este verano No es el primer incendio de grandes dimensiones que se registra este verano en un polígono de Fuenlabrada. El 29 de junio pasado ardieron aproximadamente 7.000 toneladas de papel en las instalaciones de la antigua Papelera Peninsular- -actualmente propiedad de Holmen Paper- la mayor empresa de reciclaje de papel de Europa.