Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
84 TOROS VIERNES 24 s 8 s 2007 ABC El Cid, solo con su sombra ante el reto más importante de su vida REUTERS El gesto de la temporada El Cid se encierra con seis victorinos mañana en las Corridas Generales de Bilbao s Es la gran apuesta del año de una figura del toreo POR ROSARIO PÉREZ MADRID. No es un gesto más como la película protagonizada por Stephen Rea y Jorge Sanz. Es el gesto de la temporada taurina. El gesto en mayúsculas. Y el personaje principal se llama Manuel Jesús Cid Salas, que se encierra mañana con seis toros de Victorino Martín. El escenario: Bilbao, una plaza de primera donde se lidian toros de máximo trapío. El Cid, ante el reto de su vida. Desde su alternativa en 2000, ha triunfado en los cosos más importantes de España. Sin embargo, le faltaba un éxito rotundo en Vista Alegre. De ahí esta apuesta: Bilbao se me ha resistido- -dice- Necesito un zambombazo para completar mi palmarés y consolidarme como figura La responsabilidad es alta como el Everest, pero se siente preparado para asumirla Capea, Roberto Domínguez, Andrés Vázquez y Ponce son algunos de los escasos toreros que, con los machos bien apretados, se han atrevido a lidiar en solitario una victorinada. Cuentan que cada vez que matan los toros de la A coronada la presión psicológica crece a pasos agigantados y que el diálogo con el miedo se hace eterno, como decía Belmonte. Pero El Cid, con un valor de plomo, parece tener corazón de acero. Asegura que no le impone el reto: Qué va- -espeta- Creo que va a ser una tarde importante. El cartel ha caído muy bien y hay un ambiente extraordinario. Se pondrá el no hay billetes La expectación es inmensa. A pesar de que no es la mejor campaña de Victorino, el matador de Salteras confía plenamente en él: Voy con la mentalidad de que salga alguna alimaña, y me conformo con que, de los seis toros apartados, dos embistan en la muleta También el ganadero de Galapagar cree en la verdad del toreo de El Cid: Que no se moleste nadie, pero ahora mismo no hay nadie que entienda así de bien mis toros Palabra de Victorino. Sabe que sólo el nombre de su divisa provoca pánico: Yo sé que cuando se ven esos pitones y ese trapío la gente se asusta. Hay que tener un par de narices para hacer lo que va a hacer este tío. Además, El Cid no lo necesita y, por ello, es algo que le honra, un gesto de figura Victorino, que embarcó el martes la corrida, explica que está bien presentada, en el tipo de la casa Pero prefiere no jugar a Rappel y no decantarse por ningún ejemplar: En la plaza se verá El Cid y Victorino, Victorino y El Cid, forman el binomio perfecto, como se comprobó en la Feria de Abril de Sevilla, donde el torero abrió su cuarta Puerta del Príncipe. Se han brindado triunfos y fama recíprocamente. En sus siete años como matador, ha estoqueado 72 astados de este hierro y ha cortado 38 orejas y un rabo. Si brota la embestida noble, encastada y brava de un victorino, los oles resonarán con fuerza por las faldas del monte Uriza. Porque este Cid de Salteras va a por todas. Quiere entrar definitivamente en el corazón de la afición vasca. En Bilbao ha saboreado a medias la gloria: ha actuado en seis corridas y ha cortado dos orejas en distintas tardes, precisamente a sendos victorinos, en 2004 y 2005. En su presentación en esta plaza, en 2003, también dio cuenta del encaste Albaserrada (Adolfo Martín) aunque en aquella ocasión acabó en la enfermería frente a un sobrero de Adelaida Rodríguez. Ahora Manuel Jesús sólo piensa en una tarde triunfal. Sus ilusiones superan a los temores. Dueño de una izquierda dorada y de una derecha que este año ha alcanzado cotas grandiosas, su prodigioso toreo es poderoso imán para seducir a los tendidos. Y no sólo con la muleta, pues con el capote ha ahondado a la verónica. Su aroma clásico, su mando y el temple que imprime en cada pasaje son los elementos idóneos para crear una obra de arte en un marco único: Bilbao. Allí se rodará el gesto de la temporada. Los diez magníficos El Cid, quien ha participado en 37 victorinadas, estoqueado 72 toros y cortado 38 orejas y un rabo, se unirá el sábado al grupo de los magníficos que se han atrevido a encerrarse con seis victorinos. Son éstos: Andrés Vázquez: Madrid, 3 de mayo de 1970. Dos orejas y vuelta para el toro Pajarero Ruiz Miguel: Madrid, 19 de mayo de 1986. Cortó dos orejas y dio dos vueltas al ruedo. El Niño de la Capea: Madrid, 28 de junio de 1988. Tres orejas. Roberto Domínguez: Madrid, 26 de junio de 1989. Dos orejas y vuelta a Matador Juan Mora: Cáceres, 29 de mayo de 1995. Seis orejas y vuelta en el arrastre de Hermoso Enrique Ponce: Valencia, 8 de octubre de 1995. Dos orejas. El Tato: Zaragoza, 12 de octubre de 1997. Tres orejas. Manuel Caballero: Madrid, 25 de junio de 1998. Dos orejas. El Norteño: mató una corrida de cuatro victorinos en 1967 en Reinosa (Cantabria) Seis orejas y dos rabos. Son el binomio perfecto. No hay nadie que entienda así de bien mis toros afirma Victorino La fecha del 25 de agosto está marcada con números de color grana en el calendario taurino. Anuncian el reto de un torero que se convertirá en héroe cuando culmine su hazaña.