Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
40 MADRID VIERNES 24 s 8 s 2007 ABC A por la ganga final En casi todas las tiendas de la ciudad todavía cuelgan carteles que anuncian hasta un 80 de descuento en los productos ofertados s Casi la mitad de los madrileños gasta más de lo que tenía previsto TEXTO: CARLOTA FOMINAYA FOTO: ROBERT SOLSONA Últimos días a precios muy bajos Remate final, bajamos aún más los precios Segundas rebajas o Todo al 80 La gran mayoría de los escaparates de Madrid todavía exhiben carteles intentando acaparar al consumidor que duda entre la nueva temporada o la ganga que supone llevarse a casa unas chanclas a 9 euros. O las dos. Porque de la mitad de los madrileños reconocidos que se va de rebajas un porcentaje apreciable termina comprando artículos que no usará o que se arrepiente de haber adquirido. Así, según una encuesta realizada por la Consejería de Economía y Consumo, el 16,7 afirma comprar cosas que después no utiliza y el 13,5 reconoce incluso hasta haberse arrepentido de compras realizadas en este periodo. Es, por tanto, el periodo perfecto para captar al perfil más vulnerable a la compra no reflexiva que en la mayoría de los casos, según la encuesta, responde a un nombre de mujer. Es el caso de Victoria. Los ojos le brillan cuando comenta su hazaña tras salir de una tienda textil de hombre en la esquina de Claudio Coello con Columela, Polo Iceland. No lo tenía pensado, pero pasaba por aquí y he comprado tres pantalones de pinzas (chinos) a mi marido por 40 euros cada uno y camisas de lino, que normalmente cuestan cerca de 90, también por 40 euros, en esta tienda que acababa de abrir y que se habían quedado con mucho stock No tenía ninguna intención reconoce. Forma parte del encanto de lo barato. Victoria está además claramente dentro de la mayoría de población (44,5 que sostiene que la última vez que fue de rebajas gastó más de lo que tenía previsto. También está dentro del porcentaje que sale de tiendas sin una planificación previa de los productos que va a adquirir, algo que hace el 58,5 de los que suelen ir a las rebajas. No obstante, el 46,8 afirma fijar previamente una cantidad límite de gasto. Es en cambio la situación en la que se encuentra Enrique. Él ha planificado su salida de tiendas. Va a gastarse una cantidad elevada de dinero y no quiere tirarlo le ha costado mucho ahorrarlo con su trabajo de camarero. Está buscando por los pequeños comercios de la calle de Alcalá una buena cámara de fotos, modelo Canon Reflex Digital 5 D, con un objetivo +24- 105. Y la ha encontrado, a un precio de 3.390 euros, 290 más barata que en una gran superficie nos advierte. Pequeño comercio También han optado por el pequeño comercio de Alcalá María del Carmen y Justina, que vienen a esta famosa calle de tiendas para ver variedad. No es lo mismo que ir a encerrarse a un centro comercial comentan. Aquí puedes ver cosas diferentes, y además encontramos el estilo que nos gusta y estos días, a unos precios increíbles Tanto que esperan en un banco a que abra la tienda, en la que durante un rato dudarán entre comprar una rebeca a 29 euros, un suéter a 18, o una blusa por 14 euros, y en la que por más que se busque no aparece cuál era el precio anterior. Tienen para elegir. En esta zona se suceden en cadena esta- Un hombre sale después de haber comprado en las rebajas de un centro comercial blecimientos de textil y de calzado con carteles que van desde el 20 hasta el 80 y, efectivamente, en la mayoría de tiendas los precios son casi de risa. La más llamativa, la oferta de la zapatería King, regentada por chinos, que ofrece bajo un cartel pintado a mano chanclas de verano, 2 x 15 euros. También ofrece trabajo, esta vez escrito en indio: Se necesita una chica trabaja aquí reza el cartel. Un poco más allá está la Zapatería Piquero, según sus propias palabras, la número uno en calzado de la calle Dirigi- Un 44,5 de la población sostiene que la última vez que fue de rebajas gastó más de lo que tenía previsto El encanto de lo barato Este verano se han encontrado irregularidades en el 27,8 de los comercios inspeccionados C. F. MADRID. No hay que bajar la guardia. Durante las rebajas, no vale todo. De hecho, los técnicos de Consumo de la ciudad de Madrid han encontrado irregularidades en el 27,8 de los comercios inspeccionados durante las rebajas. Así, el 12 no muestra al público las fechas elegidas para las rebajas y en el 2,1 %l as fechas elegidas no se ajustan a la normativa legal. El 9 no exhiben los precios inicial y el rebajado de los artículos en el escaparate, sino que lo hacen simplemente poniendo un precio mientras que el 8 no lo hace en el interior del establecimiento. El otro 3,5 de los comercios inspeccionados anuncian rebajas de forma indebida y en el 3,5 %lo s artículos rebajados no están correctamente identificados. Además, según datos de la Consejería de Economía, no todos los consumidores saben que la garantía de los productos se mantiene invariable a pesar de los descuentos y, de hecho, cerca del 40 cree que la garantía no es la misma que si comprase en temporada. Craso error. Se puede y se debe exigir lo mismo. Este desconocimiento es mayor entre los menores de 25 años (47 y los mayores de 64 años (57,7 En este sentido, además de las campañas informativas que viene desarrollando la Comunidad de Madrid para sensibilizar a los ciudadanos sobre sus derechos y fomentar un consumo responsable, el portal del consumidor de www. madrid. org informa a los madrileños sobre sus derechos como consumidores en la época actual de rebajas, recordando, entre otras cosas, lo siguiente, que los productos deben estar incluidos con anterioridad, y durante el plazo mínimo de un mes, en la oferta habitual de ventas. No podrá anunciarse tampoco la venta en rebajas de un establecimiento comercial cuando la rebaja afecte a menos de la mitad de los productos ofrecidos pero, en el supuesto de que las ofertas no se apliquen a la totalidad de los productos, los rebajados estarán debidamente identificados y diferenciados del resto. Por último, está prohibido ofertar como rebajados artículos deteriorados y las formas de pago que se admiten y las devoluciones serán las mismas que el resto del año.