Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
14 ESPAÑA La amenaza terrorista LUNES 20 s 8 s 2007 ABC El otro impuesto revolucionario: paz por votos ETA, como recompensa, ha blindado de los actos de kale borroka a los municipios que han dado el triunfo a ANV. Es el caso, entre otros, de Hernani, Usúrbil, Oyarzun, Lezo... J. PAGOLA MADRID. ETA también cobra el impuesto revolucionario en forma de votos: vosotros apoyáis en las urnas mi marca electoral- -Batasuna, PCTV ANV- -y Euskadi ta Askatasuna os garantiza durante los próximos años la paz en el municipio. En caso contrario, la Organización tomará represalias Una mayoría de los vecinos de Hernani, Oyarzun, Pasajes, Lezo, Usúrbil, Vergara, Azpeitia, Mondragón... se plegaron al chantaje el pasado 27 de mayo. Y ETA, como recompensa por el triunfo de ANV y el correspondiente control de sus ayuntamientos, ha blindado estos municipios de los actos de kale borroka que asolan sin tregua al conjunto del País Vasco y Navarra. Habrá quien vota las candidaturas de ETA por el mero hecho de simpatizar con la banda y sus procedimientos gansteriles, pero una apreciable mayoría de ese segmento lo hace simplemente para comprar su tranquilidad aseguran a ABC expertos en la lucha antiterrorista. El precio que han pagado sus habitantes por la aparente paz- -la de los cementerios- -es demasiado elevado: su falta de libertad, su sometimiento a la tiranía, su resignación a sobrevivir, callados, en un régimen euskotalibán. Es pura mafia, es como aquel que contrata a un matón, simplemente para que este no le mate. ¿Desde cuándo los proeterras no perpetran un ataque de kale borroka en toda regla, o, mucho menos, una razzia de castigo contra la población en Hernani, Oyarzun, Lezo... convertidos en oasis por la gracia de ETA? En estos municipios no hay un cajero automático calcinado. No huela a neumático quemado, ni tan siquiera en la plaza Cinco Enea de Hernani, lugar de confluencia de numerosos autobuses- -objetivo predilecto de los borroka que unen esta población con otros núcleos urbanos. En cambio, otras ciudades, como San Sebastián, Vitoria, Bilbao, Pamplona, Motrico, Guecho, Amorebieta, Ondárroa, Tafalla, Tudela, Castejón... no se han plegado al chantaje de la banda. Bien porque la justicia anuló sus candidaturas, bien porque la representación obtenida por ANV en sus ayuntamientos ha sido minoritaria. Y ETA ya ha empezado a cumplir sus amenazas. Sólo en lo que va de agosto, varias de estas localidades han sido objeto de la vendetta de los proetarras. El pasado día 4, atacaron varias entidades bancarias, la sede del PNV y el juzgado de paz de Ondárroa, un tradicional feudo perdido por ETA- Batasuna. Los borroka represalían a sus habitantes porque, en lugar de prestarse al juego de la abstención o el voto nulo, que la banda los hubiera rentabilizado como propios, se decantaron por otras candidaturas. Vitoria, una ciudad que siempre ha dado la espalda mayoritariamente a la banda y sus tramas políticas, ha recibido este mes el zarpazo, con saña, de los proetarras. El 7 de agosto quemaban en esta capital el vehículo particular de un ertzaina y un día después incendiaban otros cinco coches. El 14 irrumpían de nuevo en la capital alavesa para calcinar un vehículo propiedad del ayuntamiento. Un ayuntamiento que ETA nunca controlará. El pasado día 8, los terroristas de Segi atacaban la sede de UPN en Tafalla, localidad en la que ni Batasuna ni ANV tuvieron opción de alcanzar repre- Un simpatizante de Batasuna tocando un cuerno, en el acto a favor de presos de ETA, el sábado en Bilbao misma ciudad y, ya en el municipio vizcaíno de Amorebieta, lanzaron cócteles molotov contra el juzgado de paz y contra tres entidades bancarias El 17, los terroristas atacaron en Motrico a una patrulla de la Ertzaintza. Tras las elecciones de mayo, los expertos, tal y como se hizo eco ABC, desvelaron que ETA había diseñado un plan de desestabilización en aquellos municipios en los que la representación de ANV era nula o mínima. La estrategia consiste en reventar plenos; acosar sin tregua a los ediles del resto de partidos, en forma de amenazas telefónicas, pintadas en sus domicilios, concentraciones... Y todo ello reforzado con un aumento de la borroka Recientemente, ETA abroncó a los activistas de Segi porque a lo largo de julio y principios de agosto su rendimiento a la hora de cumplir en el frente del terrorismo callejero había sido insuficiente. Este tirón de orejas precisamente, ha coincidido con el último rebrote de los actos vandálicos. En cualquier caso, los analistas auguran que con la llegada del nuevo curso se intensificará el acoso a los ediles ladrones y traidores según califica el manual de los terroristas a los representantes de la soberanía popular. Y, también, con la llegada del nuevo curso político, localidades como Hernani, Oyarzun, Lezo, Usúrbil, habrán disfrutado de un verano bonancible y sus ayuntamientos podrán celebrar, con la normalidad sus plenos y comisiones, eso sí, para destinar generosas partidas económicas a los presos de ETA, financiar los viajes de sus familiares a prisión, comprar un ordenador último modelo para algún etarra recluido en La Santé y prestar la logística con vistas a la celebración de actos de enaltecimiento del terror. La venganza de la banda San Sebastián, Vitoria, Amorebieta, Ondárroa, que dieron la espalda a ANV, han sufrido el zarpazo proetarra Plan desestabilizador sentación institucional. El 14 fue especialmente virulento. Los aspirantes a entrar en la ETA de los comandos cometieron un sabotaje en la línea ferroviaria que une Tudela, Castejón y Pamplona, ninguna de estas tres poblaciones es feudo, ni de lejos, de la organización criminal; quemaron además un autobús urbano en San Sebastián; atacaron la sede central del PNV en esta Desviar la atención para asentar infraestructura MADRID. Los expertos antiterroristas vienen sospechando desde hace tiempo que la decisión de ETA de despejar de kale borroka sus tradicionales feudos responde también a una decisión oculta, además de transmitir a los ciudadanos que si votan a la izquierda abertzale tendrán garantizada la tranquilidad. La lógica indica que aquellos municipios en los que se prodiga la violencia callejera son observados con lupa por los Servicios de Información de los diferentes Cuerpos policia- les y que el despliegue de las Fuerzas de Seguridad en ellos es mayor. Y es que la investigación de un acto de kale borroka puede llevar a pistas sobre hechos de mayor relevancia. Ya ha ocurrido en ocasiones. Por ejemplo, las pesquisas que realizó hace unos años la Guardia Civil en relación con un autobús quemado por los proeatarras en el monte Igueldo, de San Sebastián, condujo a la desarticulación del comando Donosti en fase de reorganización. Así que desviando la atención policial con la exportación del terror urbano hacia otras poblaciones, ETA se consideraría con mayor margen de seguridad para asentar la infraestructura de sus comandos en estas localidades amigas ABC. es Más información sobre la amenaza terrorista de ETA en www. abc. es