Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
18 ESPAÑA DOMINGO 19 s 8 s 2007 ABC Tirotea a su familia con una escopeta de caza, hiere a su hija y se suicida El agresor comenzó a disparar cuando su compañera de origen colombiano le comunicó que tenía pensado regresar a su país JULIA YÉBENES CIUDAD REAL. Un hombre de Miguelturra de 64 años, que responde a las iniciales G. A. F. y llevaba conviviendo dos años con una mujer colombiana de 50, desató ayer su ira al enterarse de que ésta ya tenía pensado regresar a su país natal y abandonarlo. Al parecer, tras una fuerte discusión pasadas las 10.30 horas de la mañana en el domicilio que compartían, propiedad del agresor, éste cogió una escopeta de caza y empezó a disparar alcanzando de forma fortuita a su propia hija, G. A. D. S. de 42 años que sufrió heridas graves y que ayer noche permanecía ingresada en estado crítico en la UVI del hospital general de Ciudad Real. Posteriormente, siguió tirando varios disparos con cartuchos de perdigones en el domicilio- -ubicado en el número 5 de la calle Isaac Peral- -al que también acudió el hijo de su pareja sentimental, G. R. B. de 28 años, y otros amigos de éste. Al ver lo sucedido, Mónica, como se le conocía en la localidad porque el nombre que tiene es muy raro según algunos vecinos del barrio, abandonó la casa junto a su hijo y los amigos de éste en un coche que también fue alcanzado por los disparos. Éstos hirieron a G. R. B. y a uno de los ocupantes del vehículos. Aún ayer podían verse restos de cristales rotos del automóvil atacado en la calle donde ocurrieron los hechos que terminaron con la muerte de G. A. F. tras dispararse a sí mismo. Efectivos de la Policía local acudieron al domicilio alertados por los vecinos, así como una ambulancia que trasladó hasta el hospital a la joven herida, si bien no pudieron evitar la muerte en el acto del hombre. Su cuerpo sin vida fue trasladado al tanatorio de Alfonso X El Sabio de Ciudad Real, donde se le practicó la autopsia. La mujer que recibió los principales disparos fue sometida a una operación quirúrgica que se alargó durante cuatro horas, informó el jefe del Hospital General de la capital. Al parecer, ésta sufrió heridas en el codo izquierdo y en el abdomen, y se le extirpó el bazo. Fuentes hospitalarias indicaron que ante una fuerte hemorragia hubo que suturarle la estructura intestinal Además, tenía afectados la fosa ilíaca izquierda, el riñón izquierdo y el estómago. Posteriormente, también recibió cuidados del servicio de traumatología por la herida en el codo. Mientras tanto, un equipo de psicólogos del mismo centro sanitario atendió a los familiares. En cuanto a la relación de la pareja, los vecinos dijeron que aparentemente se llevaban bien y que a Mónica, cuya familia en España está en la vecina localidad de Bolaños, se le veía buena persona G. A. F. que carecía de antecedentes policiales pero, según otros miguelturreños, tenía muy mal genio y se le iba la cabeza se recluyó tras el tiroteo en el patio de la vivienda, donde efectivos de seguridad encontraron al hombre con la escopeta en la mano y aunque trataron de persuadirle para que se calmara y entregara el arma no pudieron evitar que se quitara la vida con una escopeta de caza. Miguelturra vuelve a estar de luto por un crimen de violencia doméstica después de que el pasado 21 de enero Rosario Robles fuera acuchillada hasta la muerte por su marido, que posteriormente se ahorcó. Rosario Robles fue la primera víctima de la violencia doméstica en la comunidad manchega en 2007 y segunda del año en España, después de Celia Ignacio, de origen brasileño, quien fue hallada en un piso de Lérida en avanzado estado de descomposición. La que era su pareja desde hacía tres años confesó haberle disparado. En el funeral de Rosario, la concejal de Miguelturra y responsable del Área de la Mujer de la Diputación, Victoria Sobrino, ya pidió a la sociedad 50 muertes por violencia doméstica en 2007 La mujer de 43 años que fue asesinada por su marido en la localidad alicantina de Novelda el pasado día 11 se convirtió en la víctima de violencia de género número 50 de este año, cuatro más que en el mismo periodo del 2006, cuando 46 mujeres murieron a manos de sus parejas o ex parejas. La Delegación especial del Gobierno contra la violencia de género investiga además otras cuatro muertes de mujeres que podrían haber sido víctimas de la violencia de género, una en Torrejón de Ardoz (Madrid) otra en Lanzarote, la tercera en Galilea (La Rioja) y la última en Sant Joan de Labritja (Ibiza) que se sensibilice ante la violencia de género. Sobrino manifestó entonces que, a su juicio, es precisa una coordinación rápida entre todos los agentes sociales cuando hay indicios de que existe un riesgo para una mujer. Asimismo, subrayó que todos los ciudadanos tenemos que denunciar los malos tratos y ponerlos en conocimiento de los servicios sociales. Por otra parte, Andalucía registró hasta mayo 5.772 denuncias presentadas en los juzgados por mujeres supuestamente víctimas de agresiones por parte de su pareja o ex pareja. Esta cifra supone un aumento del 2,52 por ciento respecto al mismo periodo del pasado año. Según los datos del Instituto Andaluz de la Mujer (IAM) recogidos por Ep, la comunidad andaluza concentró en los primeros cinco meses del año el 23, 3 por ciento de las denuncias en España, por detrás de Madrid y Comunidad Valenciana. No obstante, el IAM destacó que, al incluirse sólo datos de los casos atendidos por las Fuerzas de Seguridad del Estado, se excluye casi la totalidad de las denuncias presentadas en el País Vasco y en gran parte de Cataluña. Además, las denuncias de mujeres extranjeras subieron tres puntos más que en 2006. 5.772 denuncias en Andalucía Sin antecedentes El autor del tiroteo se llevaba bien con su compañera según algunos vecinos, pero se le iba la cabeza EFE Miles de personas dan el último adiós a la joven asesinada en Tenerife Con fuerte emoción, miles de personas- -entre ellos, la tía del desaparecido Yeremi Vargas- -acompañaron ayer en Arona a familiares y amigos de Fernanda Fabiola Urzúa durante las honras fúnebres de la joven de quince años asesinada en julio en el sur de Tenerife. El sepelio, oficiado en un polideportivo por el obispo de Tenerife, ha tenido lugar quince días después del hallazgo del cadáver en un descampado donde desapareció la joven.