Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 17 s 8 s 2007 INTERNACIONAL 29 El presidente turco rechaza aprobar el nuevo Gabinete Sezer da a entender su disgusto por la llegada de un islamista a su puesto ABC ANKARA. El presidente de la República de Turquía, Ahmet Necdet Sezer, rechazó ayer aprobar el nuevo Gabinete de ministros que le presentó el primer ministro, Recep Tayyip Erdogán, argumentando que se trata de una competencia que deberá asumir su sucesor, previsiblemente el ministro de Asuntos Exteriores en funciones, Abdulá Gul. La medida de Sezer podría interpretarse bien como un desplante hacia Erdogán como descontento por la candidatura del islamista Gul, bien como un gesto positivo hacia el futuro jefe de Estado, según la lectura del primer ministro. Sezer, un ferviente defensor del secularismo, se ha opuesto en el pasado a numerosos nombramientos propuestos por el primer ministro islamista. Incluso antes de que le presentara mi lista, él (Sezer) dijo: No hay ninguna necesidad de revelar la lista. Sería mucho más apropiado presentársela al nuevo presidente Desde mi punto de vista, fue un acto de cortesía hacia el próximo presidente Pienso que es un gesto muy importante. Es un enfoque positivo valoró el primer ministro después de entrevistarse ayer por la tarde con Sezer. Por ello, Erdogán no reveló la composición de su nuevo equipo de ministros. Ayer, sin embargo, había adelantado que se van a crear dos nuevos Ministerios y que habrá cambios en algunas de las carteras. Todos los ojos están puestos en Asuntos Exteriores, cuyo actual titular, Abdulá Gul, se postuló esta semana como candidato a presidente de la República. El principal candidato a sustituirle es el ministro de Economía y negociador jefe de Turquía con la Unión Europea Ali Babacan. En la recámara estarían uno de los vicepresidentes del partido islamista, AKP, Sa- Ahmadineyad y Putin conversaban ayer durante un encuentro regional en la capital de Kirguizistán AP La fuerza de élite iraní, orgullosa de que EE. UU. la clasifique como terrorista Washington habría comunicado su decisión a Londres, confiado en que el premier Brown tome la misma medida ABC TEHERÁN. Un alto comandante de los Guardianes de la Revolución Islámica de Irán, la fuerza militar de élite del régimen integrista, consideró ayer que será un orgullo para nosotros el hecho de que EE. UU. declare a este poderoso cuerpo militar iraní como organización terrorista. Cuando nos llaman así (terroristas) esto es un orgullo para nosotros porque es un signo del enfado y el miedo del enemigo dijo el general Gholamhosein Gheibparvar, comandante de los Pasdarán en la provincia de Fars, citado por la agencia IRNA. Su declaración coincidió con un comunicado de los Guardianes de la Revolución, en el que esta fuerza reiteró su lealtad al régimen chií de Teherán y afirmó que sus efectivos están dispuestos a hacer frente a cualquier amenaza de los enemigos Gheibparvar se refirió a la ideología religiosa de ese cuerpo militar, que cuenta con unos 350.000 miembros, al recordar que se basa en la revolución del imán Husein nieto del profeta Mahoma, asesinado en el siglo VII por seguidores del califa Yazid. Según medios de prensa norteamericanos y británicos The Washington Post y The Guardian respectivamente) la secretaria de Estado de EE. UU, Condoleezza Rice, ha comunicado al ministro británico de Asuntos Exteriores, David Miliband, la intención de Washington de declarar terrorista global a los Pasdarán con la confianza en que Londres adopte pronto una decisión similar. El Gobierno iraní restó ayer importancia a la medida de Washington y una alta responsable del Ministerio de Asuntos Exteriores, citada por IRNA, consideró que se enmarca dentro de la propaganda y la guerra psicológica contra la República Islámica Según The Guardian se trata de una decisión fuertemente provocativa dado que la Guardia Revolucionaria forma parte del Estado iraní, tiene su propia Armada, su Fuerza Aérea y tropas terrestres, además de unidades especializadas El Gobierno del presidente Bush trata de esa forma de presionar sobre Teherán para que renuncie a su supuesta ambición de dotarse del arma atómica y deje de apoyar a Hizbolá, a Hamás y a otros grupos que Estados Unidos califica igualmente de terroristas. Según The Guardian esa decisión significa que ha vuelto a crecer la influencia de los halcones de la Administración norteamericana, agrupados en torno al vicepresidente Dick Cheney, frente a las palomas entre las que el periódico incluye a la propia Rice y al jefe del Pentágono, Robert Gates. Cheney ha expresado reiteradamente su frustración por la falta de progresos en el campo diplomático y es partidario de una eventual acción militar contra Irán, según el análisis del diario de izquierdas británico. Por otra parte, un portavoz de Bruselas afirmó ayer que la Unión Europea no contempla ningún proyecto de clasificar como terrorista a la Guardia Revolucionaria iraní. El presidente turco, Sezer, en una imagen reciente ABC ban Disli y el asesor de Erdogán en política internacional, Egemen Bagis, según los vaticinios de la prensa turca. Mientras, el ministro saliente de Finanzas, Kemal Unakitan, pasaría a ocupar la cartera de Asuntos Económicos. El presidente de la República es elegido en el Parlamento. La primera votación tendrá lugar el próximo lunes 20 de agosto, mientras que la segunda sería el 24, la tercera el 28 y la cuarta y última el 1 de septiembre. Para que un aspirante salga elegido en la primera o en la segunda ronda, necesita el apoyo de al menos dos tercios de la Cámara, esto es, de 367 parlamentarios. En caso contrario, habría que ir a una tercera e incluso a una cuarta votación, en las que tan sólo se necesita una mayoría simple, es decir, el voto favorable de más de la mitad de los diputados. Se cuenta con que Gul saldrá elegido presidente en la tercera votación. El aparato estatal laicista de Turquía, representado por el Partido Republicano del Pueblo (CHP) el Ejército y el poder judicial, ya boicoteó la elección de Gul como jefe de Estado la pasada primavera, lo que obligó a la convocatoria de comicios generales anticipados. El temor a que el gobernante Partido de la Justicia y el Desarrollo (AKP) ponga en marcha una agenda oculta para islamizar Turquía una vez que controle la Presidencia, además del Gobierno y el Parlamento, fue su principal argumento para impedir el nombramiento de Gul. ¿Agenda oculta? La Unión Europea anuncia que no tiene intención de declarar ilegal a la Guardia Revolucionaria El sector laicista turco teme que con la llegada a la Presidencia de Gul se ponga en marcha la islamización del país