Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES 14- -8- -2007 DEPORTES www. abc. es deportes 81 Falta Robben para un Madrid total La escuela holandesa siempre ha sido fiel al tipo de fútbol agresivo, alegre y perpendicular que quiere Schuster ENRIQUE ORTEGO MADRID. El Real Madrid más orange de toda su historia está en marcha. A falta de que concluya el culebrón de Robben, desde ayer ya tiene tres holandeses en su plantilla. Futbolísticamente no es mala fuente para ir a beber. Por algo siempre se les ha denominado como los brasileños de Europa Pocas escuelas han brillado tanto en las últimas décadas como la holandesa, máxima patrocinadora allá por los setenta del fútbol total cuyo mejor exponente era el Ajax de Marinus Michels en el banquillo y Johan Cruyff en el campo. A falta de Robben para moldear la figura de su equipo titular, Schuster ya tendrá hoy a sus órdenes un hombre para la banda izquierda y, lo que se antoja mucho más importante, un centrocampista total. Sneijder (23 años) es una garantía. Le avalan cinco años de gran rendimiento en el Ajax y cuatro en la selección. Drenthe (20 años) es una lotería que tiene condiciones para ser rentable, pero también la incertidumbre de que está mucho menos rodado en la alta competición. Así hay que catalogarlos en la hora de su presentación. En esta época en la que los centrocampistas todoterreno han perdido protagonismo por culpa de los sistemas tácticos- -sobre todo el 4- 2- 3- 1 que encorseta las posiciones de los jugadores- -la llegada de Sneijder ofrece a Schuster un gran abanico de posibilidades tácticas. Es un centrocampista de oficio. Sus orígenes son los de un medio centro clásico, el organizador típico de la escuela holandesa, pero poco a poco fue adelantando su posición, porque atrás su fútbol y su fuerza se minimizaban, hasta convertirse en el enganche perfecto entre el centro del campo y el ataque. Es derecho, pero conduce el Drenthe y Sneijder se saludan ayer al vestirse por primera vez de blanco en el Bernabéu DANIEL G. LÓPEZ SE PERFILA EL ONCE BUENO Casillas Pepe S. Ramos Drenthe Cannavaro Diarra Sneijder (Guti) Robinho ¿Robben? Raúl Van Nistelrooy Un aval de cinco años ABC ya adelantó el pasado jueves el fichaje de los holandeses balón y remata con la izquierda con comodidad. Su versatilidad en este sentido es tal que hay que estudiarle bien para darse cuenta de que realmente su pierna buena es la derecha. Es la que utiliza en todas las acciones a balón parado. Una de sus mejores cualidades es el remate de media distancia y en el Ajax se encargaba de las faltas directas. En la selección, curiosamente, comparte la responsabilidad con Robben, que puede ser compañero suyo en breve. Sneijder posiblemente no desarrolla un juego espectacular. No juega para la tribuna, juega para el equipo. No tiene la elegancia de Kaká ni la visión de juego de Cesc, pero se ganaría un notable en casi todos los aspectos futbolísticos. Es un jugador total con el vital complemento del gol. No está, es de los que aparece en el área desde la segunda línea. Llega por los pasillos de los interiores o por el centro y su facilidad para golpear el balón le permite marcar asiduamente. Si la temporada pasada hizo 18 goles en 30 partidos de Liga, en un torneo más competitivo como el español la docena sería una buena marca. Con Drenthe la apuesta es más arriesgada. Hace poco Koeman- -un hombre sensato como pocos- -manifestó que no le ve ahora mismo para jugar en el Real Madrid porque realmente su explosión llegó en el pasado Europeo sub 21. Su principal virtud es la fuerza adornada de un desparpajo natural que le induce a hacer regates que son más propios de un extremo que de un lateral. Los técnicos blancos pretenden que sea el nuevo Roberto Carlos, pero él no parece estar muy por la labor y no para de decir que quiere jugar adelante y que su obsesión es el gol, aunque realmente ha marcado pocos en su corta carrera. Lo normal es que se alterne en ambas posiciones. A sus 20 años tiene un carácter rebelde y una fuerte personalidad que no esconde dentro y fuera del campo. Por estas razones ya ha sufrido más de un disgusto. Es vehemente y no se esconde en las broncas si no es él quien las provoca. En ese sentido bien hará el club en atarle corto. Sneijder es una garantía. Un medio natural. Sin la elegancia de Kaká ni la visión de Cesc, pero con orden, potencia, llegada y gol El aviso de Koeman Drenthe es una lotería. Su fuerte es el físico, tiene un buen regate y un carácter rebelde que habrá que vigilar dentro y fuera del campo