Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 10- -8- -2007 TIRIOS Y TROYANOS 40 BAJOS FONDOS 75 ALTOS VUELOS VACACIONES PATRIAS Gracias al contraste de climas, comidas y folklores, nuestra tierra ofrece variedad para complacer todos los gustos posibles Y por seguir con la costumbre, que en estas tierras de refranes tan oportunos y felices es usanza, advertir que el destino patrio es tan importante en vacaciones como fuera de ellas. Ya lo dice el refrán, que más vale aliento de madre que leche de nodriza. Así que, cuando toque estar de vuelta y programar los estudios del hijo, o de la hija, más valdría acercarle a Salamanca donde se maneja nuestra lengua como espada, que mandarle para donde Buffalo Bill a que aprenda el idioma del Imperio. Por todo lo dicho: San Cercano primero y San Lejares después. RAZONES PARA UN LARGO EXILIO El extranjero es aquel lugar al que uno está deseando irse porque allí no se sufre la publicidad institucional ni del Gobierno de España una frontera, probablemente la hispano- portuguesa, buscando y rebuscando en la tierra las aspas de demarcación que separaban los dos países y ellos habían visto en los mapas. No encontraron ni rastro, claro. Desde entonces nunca he dejado de sospechar que lo de las fronteras es un cuento, lo que explica mi recurso a Zipi y Zape como máxima fuente de autoridad. Pese a la dudosa existencia de eso que se llama extranjero, estos días he logrado penosamente perfilar una definición: es aquel lugar al que uno está deseando exiliarse porque allí no se sufre la publicidad institucional del Gobierno de España ni hay Rosas Regases en cargos públicos. Yo también me pido prímer para el visado. ¿Qué mente perversa idea los anuncios oficiales? El español modélico, según ellos, es un friki que ahorra energía encendiendo las bombillas con un molinete infantil; y que, para no esquilmar los recursos, mide el tamaño del pescado con una lata de refresco. No se nos especifica si, puestos a frikear en el restaurante, debemos verter la lata de Fanta al tumbarla junto al jurel o es preferible levantar al bicho en ristre por la cola, mientras otro comensal nos sujeta la lata para proceder al cotejo. En vez de tener a 40 millones de españoles haciendo malabarismos, ¿no sería mejor enviar inspectores alimentarios a las lonjas para asegurarse de que se cumple la normativa? Tal vez, pero no pueden hacerlo porque no hay presupuesto: se lo gastan en anuncios. Se pasan todo el año a vueltas con los hábitos saludables: si quieres fruta, ingiere cinco piezas; si tienes hambre, no comas; si a los niños les gustan los bollos, no se los des; si te hace feliz el tabaco, no fumes; y si a los adultos les apetece una copa, que no se la tomen. Por si esto fuera poco, cuando llega el verano la campaña se endurece. Está uno en su casa con ropa cómoda, los pies encima de la mesa, sin apenas moverse para evitar la transpiración, y viendo la tele de manera indolora, lo que se dice felizmente perro. De repente una voz, en nombre del Gobierno de España, te ordena: bebe aunque no tengas sed. Hombre, no. Esto ya son ganas de joder. La segunda razón para emigrar, como decía, es la directora de la Biblioteca Nacional. Oír su diatriba contra los periódicos y salir en busca del consulado más cercano fue todo uno. Pero mientras hacía cola para el visado se me ocurrió un plan de arreglo, porque no es la primera vez que en este país se exclama Vivan las caenas o Abajo la inteligencia y algo hemos aprendido. La solución es que la nombren directora de la Panfletoteca Nacional, donde podrá leer a diario los elogios que merece el Gobierno y los que no merece. Ella estaría feliz de no ser molestada por las críticas, nosotros quedaríamos tranquilos respecto a las manos que custodian los libros de Saramago, y nadie tendría que marcharse. Que estamos mayores ya para otra mudanza. Montero Glez Escritor Irene Lozano Escritora or seguir exaltando las virtudes del terruño, aquí toca agarrar la rosa de los vientos por donde no pincha. Y elegir al buen tuntún cualquier punto de nuestro mapa con el hatillo a cuestas. Montañas rocosas, playas de arena fina, campos de Castilla o ríos de truchas, cualquier destino elegido es acierto pues, en lo tocante al paisaje, no tenemos parangón en toda Europa. Ya quisieran los de Múnich gozar con dos aguas saladas como las del Estrecho, punto mágico donde se juntan un mar antiguo con un océano tenebroso. Y por seguir con el paisanaje, y las justas comparaciones, cabe decir que ya quisieran en Suiza tener un torero como el José Tomás, o haber tenido un cantaor como el de la Isla y no tanto relojero. Y es por estas cosas de los toros, de la sangría y de las aguas benditas de nuestra costa, y es por estas cosas, que los pueblos bárbaros de Europa deciden todos venirse aquí a pasar el veraneo, convirtiendo el sector terciario en sector clave de nuestra economía. Y dicho sea de paso, convirtiendo nuestro terruño en lo que se conoce como casa de putas en clave vulgar. Resulta curioso comprobar la manera con la que se ha globalizado el mundo. Mientras que para los nacidos allende los Pirineos, nuestro país es tierra carnal de libertinajes, para los que aquí nacimos, la carnalidad se sirve al otro lado del océano tenebroso, o sea, en el Caribe. Y de esta forma, el sistema se nutre por donde los servicios, tejiendo una tela de excremento mercantilista que cubre por completo el globo terráqueo. Y como España no iba a quedarse fuera del intercambio, pues eso es lo que hay. Gracias al contraste de climas, comidas y folklores, nuestra tierra ofrece variedad para complacer todos los gustos posibles. Tenemos nubarrón del norte, soles gitanos, paella de conejo, rebujito, sangría y vino chiclanero. También hay sardana, muñeira, tortilla de patatas, bailes maragatos, rumbas catalanas, pinchitos morunos, empanadas gallegas, habaneras de Cádiz y morcilla de Burgos al estilo González- Ruano. Y eso sin olvidarnos de cantes más jondos como son los cantes de currelo. Sólo hay que pararse a escuchar como entonan: Al rico bombón helado, Coca- cola, naranjada, camarones, papas fritas Y en lo que respecta a las aguas, además de las ya mencionadas, cabe añadir el Vichy catalán y el agua que baña la costa del norte. Rías altas y pozas bajas donde se origina el famoso molusco de concha peluda, bocado carnoso y que tanto gusta al extranjero con dote, capaz de cambiar su hacienda en Suiza por una mariscada a dos carrillos. P isculpen que cite a Zipi y Zape, pero me sabe mal que no se haya reconocido su importancia como precursores de Saramago. En una de sus peripecias de tebeo aparecían los dos hermanos en D Palmeras, arena blanca, aguas turquesa... el sueño de muchos para el verano AP