Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 6 s 8 s 2007 ESPAÑA 19 Un otoño caliente para Soria El ministro de Sanidad no lleva ni un mes en el cargo y ya tiene varios conflictos sobre la mesa que resolver: reconocer legalmente que los enfermeros receten, modificar el sistema de patentes en el sector farmacéutico, paliar el déficit de profesionales en hospitales... En otoño, todos se movilizarán POR ÁLVARO PÉREZ MADRID. El recién llegado ministro de Sanidad y Consumo, Bernat Soria, ya tiene varios conflictos que solucionar encima de la mesa. Los distintos colectivos sanitarios demandan soluciones rápidas, y en ocasiones contrapuestas, a sus problemas. Así, el sector de la enfermería, por medio del presidente de su Consejo General, Máximo González, ha anunciado que se movilizará desde noviembre por la inseguridad jurídica causada entre los enfermeros como consecuencia de la Ley del Medicamento. Desde la entrada en vigor de la nueva ley que, según González, se aprobó de forma negativa, sin escuchar a los expertos sólo pueden recetar fármacos los médicos y odontólogos. Los enfermeros se encuentran desprotegidos ya que están realizando diariamente la prescripción de más de 200 medicamentos con el beneplácito del resto de profesionales sanitarios y de los propios gestores y responsables del sistema Por este motivo, si no se reconoce legalmente que pueden prescribir, dejarán de recetar a partir de noviembre. Algo más condescendiente con el Ministerio, pero igualmente firme, la industria farmacéutica ha pedido a Soria que responda a la propuesta que realizaron hace cuatro meses para invertir 300 millones de euros en investigación de enfermedades raras a cambio de modificar el sistema actual de patentes. Farmaindustria, promotora de la propuesta, considera que tiempo que pasa, tiempo que perdemos para llegar a un acuerdo y que pierden los tres millones de pacientes con enfermedades raras en España. La oferta de Farmaindustria pasa por una modificación del sistema de patentes para equipararlo al sistema europeo. Para Esteve, de las patentes depende el futuro de las empresas farmacéuticass y la investigación en nuestro país No obstante. el presidente de Farmaindustria manifestó su fe y confianza en llegar a un acuerdo con el Gobierno. Bernat Soria ABC Médicos o enfermeros Oferta de investigación Los enfermeros amenazan con dejar de prescribir en noviembre si no se modifica la ley Los médicos internos residentes (MIR) piden que los alumnos empiecen a trabajar desde cuarto de carrera Otra demanda a la que se enfrenta Soria es a la de los estudiantes de medicina. Los médicos internos residentes (MIR) quieren empezar a trabajar en los hospitales desde el cuarto curso de carrera. Los estudiantes se incorporarían al sistema sanitario asumiendo, de forma estrechamente supervisada, una responsabilidad escalonada, que ayudaría a paliar el déficit de profesionales. Sin embargo, el Consejo General de Enfermería ve las cosas de otro modo. Así, su presi- dente ha facilitado unos datos según los cuales España es, en proporción, el sexto país por la cola en cuanto a número de enfermeras, pero el segundo con más médicos en el conjunto de la Unión Europea. Por este motivo, desde su punto de vista, lo que habría que hacer es ampliar el número de enfermeros por médico, ya que en la actualidad hay poco más de uno por doctor. Además de estos problemas, Bernat Soria ya ha sufrido una manifestación. Concretamente, el pasado día 17 de julio, cuando presidía su primer consejo interterritorial. Los técnicos sanitarios especialistas (Fetes) y técnicos superiores sanitarios (Fesitess) apoyados por Comisiones Obreras protestaron frente a la sede ministerial, muy concurrida a partir de septiembre. Demandaron cambios en la formación y la cualificación de sus profesiones y continuarán protestando en la misma línea hasta que sean escuchados. Entre tanto, el ministro ha adelantado algunos giros de rumbo que pronto llevará a cabo. Por ejemplo, en lo referente al modelo sanitario de financiación que, a su juicio, está haciendo agua Todo un legado de patatas calientes el que le dejó su antecesora en el Ejecutivo, Elena Salgado.