Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 4 s 8 s 2007 El acoso del independentismo catalán ESPAÑA 13 Estado en que quedó la silueta del toro de Osborne en El Bruc (Barcelona) tras ser derribado por los independentistas EFE Un grupo de independentistas derriban el último toro de Osborne de Cataluña Los Mossos d Esquadra investigan la acción vandálica, reivindicada por la Hermandad catalana La Bandera Negra MARÍA JESÚS CAÑIZARES BARCELONA. Bajo el absurdo nombre de Hermandad catalana La Bandera Negra un grupo de jóvenes reivindicó ayer el derribo de la silueta del toro de Osborne instalada en el municipio de El Bruc (Barcelona) el único que quedaba en Cataluña y que para los grupos independentistas radicales es uno de los principales símbolos de españolidad No es la primera vez que esta silueta, emplazada en el kilómetro 576 de la autopista A- 2, ha sido objeto de un acto vandálico. El 30 de junio de 2003, unos desconocidos serraron la mitad de la silueta de forma que sólo quedaron las dos patas. Previamente, el 12 de octubre de 2002, coincidiendo con el Día de la Hispanidad, dos jóvenes derribaron la figura. El toro volvió a ser instalado hace una semana. En esta ocasión, fuentes del Ayuntamiento de El Bruc advirtieron de que no la retirará del suelo porque se trata de una propiedad privada. El dueño de la finca ha anunciado que presentará una denuncia, mientras que los Mossos d Esquadra han abierto ya una investigación. Los autores de esta acción emitieron un comunicado en el que se jactan de haber limpiado la montaña de Montserrat de la inmundicia cornuda española que pretendía ensuciarla Añaden que después de tres horas de buen y duro trabajo, a las seis de la mañana, el toro de Osborne de El Bruc ha caído vergonzosamente como un gigante con pies de barro Tras el derrumbe, el conocido logotipo de la casa Osborne, que mide 14 metros de altura, fue pisado, ultrajado y humillado por los patriotas que lo han vencido mientras por el horizonte salía un sol de justicia Y advierten de que cada vez que un símbolo español sea alzado, será abatido sin contemplaciones por los patriotas catalanes como muestra de nuestra voluntad irreductible de defender a ultranza nuestros derechos nacionales La conocida valla publicitaria, utilizada por Osborne desde 1954 y que se exhibe en 89 puntos de España, se ha convertido en los últimos años en objetivo de los ataques de grupos radicales y protagonista de una surrealista pugna con el burro catalán una especie autóctona que los jóvenes independentistas utilizan como réplica al toro. Entidades como Liga Anticolonial o el Movimiento de Defensa de la Tierra, están detrás de las pintadas que, en julio de 2005, aparecieron en el toro situado en L Aldea (Tarragona) -hoy desaparecido- -con la frase Puta España En esa acción. la cabeza del animal fue decapitada. Asimismo, en julio de 2006, otro grupo de activistas pintaron la bandera catalana en otro toro situado en Tavernes de la Valldigna (Valencia) Dos años antes, otra silueta fue derribada y pintada de rosa en Mallorca. Valla publicitaria desde 1956 Centenares de pasajeros, atrapados dos horas en un Cercanías de Barcelona S. E. BARCELONA. Por segunda vez en la misma semana, y un día después de que Rodríguez Zapatero visitara Barcelona prometiendo arreglar los múltiples déficits de infraestructuras que sufre Cataluña, un nuevo incidente volvió a afectar la red de Cercanías de Renfe. Al cierre de esta edición, la circulación de las líneas de Renfe de Cercanías C- 2 y C- 10 (que termina en el Prat) seguían interrumpidas desde media tarde a causa de la vería de un tren ocurrida entre Sants y Bellvitge alrededor de las siete menos diez. Lo más grave es que los centenares de pasajeros que viajaban en este tren, de la línea C- 2, quedaron atrapados en su interior y no fueron desalojados, ayudados por los Bomberos y Mossos, hasta las nueve, cuando pudieron volver a la calle a través de los andenes de la estación de Sants. Los pasajeros afectados viajaban destino a Sant Vicenç de Calders y quedaron atrapados dentro de los vagones cuando el convoy quedó parado entre las estaciones de Sants y Bellvitge Sants por una avería en una zona de difícil acceso. Los técnicos de Renfe intentaron sin éxito hacer retroceder el tren hasta la estación de Sants. Tras ello, el Centro de Emergencias de Cataluña (Cecat) decidió rescatar a los pasajeros atrapados desplazando al lugar a efectivos de los Bomberos y de los Mossos, quienes ayudaron a los sufridos, nerviosos e indignados pasajeros a abandonar los vagones.