Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 30- -7- -2007 Se intensifica la plaga de los incendios ESPAÑA 21 de hectáreas afectadas es de 3.500, aunque no se sabe cuántas están quemadas, ni cuántas son Reserva de la Biosfera; datos que no se darán a conocer hasta que no se controle y extinga el incendio. Los cuatro focos abiertos en el sureste grancanario son la zona de Ayacata, Presa del Mulato, Montaña de Lina, Cruz de San Antonio y Presa de Las Niñas, en los municipios de La Aldea de San Nicolás, Mogán y Tejeda. Este incendio va a suponer un enorme desafío para el futuro dijo Pérez, quien añadió que cuando todo haya terminado se sentarán a analizar los errores que se han cometido en la planificación de la campaña, si es que los hay, y los cambios que se deben realizar También ayer continuaron los desalojos de viviendas y áreas de acampada cercanas a las zonas afectadas por el incendio para evitar poner en peligro vidas humanas. Lo mismo sucedía en Erjos, en el municipio tinerfeño de El Tanque, donde ardió una hectárea y media de brezal, laurel, monteverde, y rastrojos. El foco, detectado pasadas las doce del mediodía, pudo ser controlado a media tarde y los desalojados pudieron regresar a sus viviendas. El incendio de Chipude, en el municipio gomero de Vallehermoso, también quedó controlado ayer, tras una noche muy intensa y el desalojo de sesenta casas. El fuego, según el Cabildo gomero, ha calcinado ya 160 hectáreas, en el cuarto incendio del verano. A pesar de que algunas viviendas se vieron afectadas por las llamas, en este caso el viento jugó a favor de la extinción del incendio y evitó su propagación hacia el Parque Nacional de Garajonay, patrimonio de la Unesco. Desalojo de viviendas Miembros de la Unidad Militar de Emergencia participaron ayer en la extinción del incendio de Gran Canaria REUTERS Cataluña se une al País Vasco y cuestiona la actuación de la UME en su territorio Encarga un estudio jurídico sobre el protocolo de actuación que Ibarretxe amenaza con recurrir si no se deroga, alegando que invade sus competencias PALOMA CERVILLA MADRID. El Gobierno de Ibarretxe, con su amenaza de recurrir el protocolo de intervención de la Unidad Militar de Emergencias (UME) si no se deroga, ha abierto la veda de un malestar latente que ahora puede llegar a la vía judicial, en lo que se refiere a las competencias autonómicas sobre las actuaciones de esta unidad militar. En definitiva, se trata de una discrepancia de fondo sobre quién es la máxima autoridad competente en caso de siniestro, y si los mandos militares estarán por encima de las autoridades autonómicas. La decisión adoptada el pasado día 24 de julio por el Consejo de Gobierno vasco pone en una complicada situación al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, al que se le ha pedido que derogue el Real Decreto que recoge el protocolo de actuación de la UME, que fue publicado el 1 de junio en el Boletín Oficial del Estado (BOE) Junto al País Vasco, un nuevo frente se ha abierto en Cataluña, ya que la Generalidad ha encargado ya la elaboración de un estudio jurídico sobre lo que sucedería en el caso de que el siniestro sea declarado de interés nacional circunstancia ésta en la que la UME pasaría a depender del Gobierno, ya que si el incendio es de orden menor, la competencia está en el Gobierno regional. En ese caso, según han confirmado a ABC fuentes del Gobierno catalán, podría existir un conflicto de competencias No es éste el único recelo de los gobernantes catalanes a la forma cómo se ha gestado la creación y puesta en marcha de la UME. El director general de Protección Civil, Josep Ramón Mora, reconoce que aunque no discutimos el fondo sí las formas, ya que hubiera sido necesario un mayor consenso. Hubiera sido una mejor opción que, antes de publicar el protocolo de intervención en el BOE, hubiera habido un debate y un mayor diálogo para así haber podido mejorar algunas cosas Este responsable del Gobierno catalán entiende que se podrían haber dejado más claro algunos conceptos relacionados con la coordinación y la preparación. A su juicio, todavía se está a tiempo de que la Administración estatal sea receptiva y modifique algunos aspectos del decreto En esta falta de consenso en la creación de la UME coinciden otras comunidades autónomas, que recriminan al Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero y, concretamente, al Ministerio de Defensa de la que depende esta unidad militar, que todo se les haya dado hecho, sin posibilidad de haber aportado sus criterios. Desde la Comunidad valenciana se reconoce la existencia de un malestar porque se nos ha dado todo hecho y recuerdan que en las reuniones que ha habido en Madrid para presentarles el proyecto, ya se expuso el malestar por la imposibilidad de unificar criterios y de que nos dieran todo a papel hecho En el caso de Castilla y León, valoran positivamente el hecho de que se pueda contar con un refuerzo más, en caso de declararse un siniestro, pero afirman que tal cual se ha planteado esta unidad militar es el modelo de Zapatero, mucha imagen, pero que puede generar descoordinación sino se fijan bien los protocolos Los responsables de este Gobierno autonómico advierten que la UME tiene que someterse a la planificación de las comunidades autónomas y reiteran su preocupación por la descoordinación y falta de sincronización En este sentido, coinciden con los catalanes en que hemos echado en falta una negociación porque no ha habido ninguna reunión de trabajo con carácter previo a la aprobación del protocolo de intervención. Nadie se ha dirigido a nosotros ni se han puesto en contacto para coordinar nada Sólo recuerdan alguna conversación con el Delegado del Gobierno Esta falta de consenso también fue puesta de manifiesto por el Gobierno vasco, al destacar que no se ha sometido a informe previo de la Comisión Nacional de Protección Civil y se ha omitido el dictamen del Consejo de Estado, que resulta preceptivo, viciándolo de nulidad Hasta ahora, sólo el País Vasco ha mostrado su intención de llevar el protocolo de actuación de la UME a los tribunales. la tarde de ayer. Este periódico confirmó que el frente era de unos 10 kilómetros y los focos se fueron reavivando a lo largo de toda la jornada, lo que obligó a los veinte medios aéreos operativos a actuar de continuo de un lado para otro. Presumiblemente, el inicio del siniestro apunta a algún proyectil que no estalló después de alguna maniobra y que, con las altas temperaturas que se están registrando en la provincia de Córdoba, haya podido explosionar. Se trata de un problema bastante habitual, ya que cada año se produce algún incendio o conato por esta causa, si bien, en esta ocasión, ha causado un auténtico desastre ecológico en palabras de la alcaldesa de la vecina localidad de Obejo, María Dolores López. Nulidad Comunidades autónomas denuncian que se ha creado sin consenso ni negociación