Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 27- -7- -2007 El gran apagón de Barcelona s El déficit de las infraestructuras ESPAÑA 15 Quien ha de dar explicaciones sobre lo ocurrido no son las empresas privadas, sino los gobiernos afirma Rajoy, que aseguró que las tres administraciones implicadas son socialistas Los técnicos, con escolta Los operarios de Red Eléctrica van con escolta por Gerona ante la oposición de ERC y IC, socios de Montilla, a que se construya la línea de muy alta tensión entre España y Francia que, de estar en pie, hubiera ayudado a evitar el desastre de estos días JOAN CARLES VALERO BARCELONA. Un importante despliegue de la Guardia Civil abortó, hace un año, una huelga salvaje en el aeropuerto de Barcelona protagonizada por los trabajadores de tierra, que ocuparon las pistas en plena operación salida de vacaciones. Otro contundente despliegue de la Policía autonómica catalana tuvo que proteger en el verano de 2001 los trabajos de construcción de la línea de alta tensión de las Gavarres para garantizar el suministro energético en la Costa Brava. Mientras media Barcelona permanecía a oscuras, los técnicos de Red Eléctrica Española (REE) se han desplazado esta semana con escolta por seis municipios de Gerona en un intento, en vano, de que sus ayuntamientos y los propietarios de los terrenos por donde debe pasar la línea de muy alta tensión (MAT) firmen las actas de expropiación. La MAT es una infraestructura que la Unión Europea considera prioritaria para aumentar la interconexión eléctrica entre Francia y España. Está proyectada entre la localidad gerundense de Bescanó y la francesa de Baixàs, y también servirá para garantizar el suministro del AVE. Durante esta semana, los alcaldes de seis municipios de Gerona (Sant Hilari Sacalm, Santa Coloma de Farners, Anglès, Osor, Brunyola y Bescanó) se han negado a ceder locales municipales para que los operarios de REE pudiera ultimar las actas previas a la expropiación de terrenos. Una oposición que, con el apoyo en la calle de movilizaciones vecinales, sólo va a lograr alargar dos o tres meses más el proceso, ya que no impedirá que la enajenación se realice. Pero el apagón de Barcelona ha vuelto a iluminar la necesidad de esta infraestructura. Al menos en el plano político. CiU se ofreció ayer al PSC a pactar esta línea y otras infraestructuras, como el Cuarto Cinturón, muy reclamadas desde las patronales, para así evitar el bloqueo que mantienen ICV y ERC, los socios del gobierno de José Montilla. En su etapa al frente del Ministerio de Industria, el ahora presidente catalán forzó a Pasqual Maragall a que solucionara el contencioso que tenía el primer tripartito en ese punto. Las discrepancias entre PSC y sus socios se superaron en un primer trazado de la MAP, pero ahora se ha vuelto a atascar en el tramo fronterizo. El último gobierno de Jordi Pujol tuvo que autorizar el proyecto de la línea de las Gavarres por la vía del decreto y envió a la policía autonómica para proteger las obras con el argumento de razones de urgencia y excepcional interés público Ahora se antoja más difícil que el consejero ecosocialista Joan Saura, responsable de los Mossos, vaya a enviarlos a que se enfrenten con las bases de su propia formación política. CiU sostiene que si la MAT estuviera construida, hubiera ayudado a evitar el apagón de Barcelona, al tratarse de un suministro alternativo. Antoni Duran Lleida asegura que la interconexión no se hace por la incapacidad del PSC para convencer a ICV y a ERC, a pesar de que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, presumió recientemente de haber convencido al Ejecutivo francés de la necesidad de esa obra durante la última cumbre europea en Bruselas. Por su parte, el PSC denuncia la falta de liderazgo en CiU, ya que algunos de sus alcaldes, como el de Bescanó, se oponen al paso de la MAT. Mientras tanto, el director del aeropuerto de Barcelona, Fernando Echegaray, aseguró ayer que ha reforzado los servicios para evitar incidentes como los del 28 de julio del año pasado, después de que CC. OO. y UGT denunciaran que se mantienen las deficiencias que provocaron aquella salvaje protesta que convirtió El Prat en una ratonera. Rajoy, culpase de los problemas derivados del apagón a las administraciones socialistas y no a la compañía eléctrica. El diputado del PSC Jordi Terrades censuró que Rajoy se dedique a tapar las vergüenzas a su amigo Manuel Pizarro presidente de Endesa. Carina Mejías, diputada del PP, calificó de indecentes estos comentarios y no dudó en recurrir al sarcasmo. A nadie se le ocurriría afirmar que Montilla defendió la opa de Gas Natural porque La Caixa perdonó al PSC un crédito de mil millones de pesetas subrayó. ABC. es Vídeo de la situación en Barcelona tras el apagón en abc. es vídeos