Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 25 s 7 s 2007 INTERNACIONAL 35 Recogen firmas en Hungría para proponer un referéndum sobre la siesta SIMÓN TECCO CORRESPONSAL LIUBLIANA. Si el hábito no existe se impone. Es lo que se le ha ocurrido a un ciudadano húngaro, al proponer un referéndum para que el Parlamento apruebe una ley que introduzca y legalice la siesta en Hungría. Así lo informó ayer la Comisión Electoral Nacional (OVB) húngara, después de decidir el lunes que la propuesta cuenta con los requisitos de formas y condiciones exigidos por la ley de referéndum. Fuentes de la OVB dijeron que este comité no ve obstáculos para aceptar la petición Resta ahora que, el o los autores de la iniciativa, cuya identidad no ha sido dada a conocer, reúnan 200.000 firmas para que se lleve a cabo la consulta popular, que podría realizarse el próximo año. La pregunta a la que los más de ocho millones de electores deberán responder es: ¿Está de acuerdo con que el Parlamento de la República de Hungría redacte una ley sobre la introducción de la siesta? La siesta es una costumbre que en Hungría como en los demás países del centro y norte de Europa, como también en los Balcanes, no existe. Es más, durante la época comunista y aún hoy, está muy extendida la costumbre de trabajar en sistema de jornada intensiva, esto es, desde las 6 de la mañana hasta las 14 horas en las fábricas y desde las 7 de a las 15 horas, en el sector de servicios, sin parar para comer. También la siesta es considerada como sinónimo de la pereza de los del sur Por ahora no sabemos que ha motivado la aparición de los defensores de la siesta. Quizás el tórrido verano producto del cambio climático, o la constatación médica de que ese descanso a mediodía es reparador hasta el punto de aumentar el rendimiento laboral, descargar la ansiedad y desbloquear la mente, siempre y cuando no pase de los 20 o 30 minutos. Si el referéndum se lleva a cabo y es aprobado, resta la curiosidad de saber cómo redactarán la ley y si tendrán en cuenta las recomendaciones de Camilo José Cela, que decía que la siesta había que hacerla con pijama y orinal Y si se celebra un referéndum para introducir la siesta, por qué no también uno para que la cerveza sea gratis en verano. Propuesta que fue rechazada por la OVB. Dos vecinos de Gloucester toman una taza de té ante la puerta de su casa anegada por la crecida del río Severn AP El Ejército británico se despliega para repartir millones de botellas de agua La previsión de nuevas lluvias esta semana prolonga la alarma de inundaciones EMILI J. BLASCO CORRESPONSAL LONDRES. La emergencia en las zonas del este de Inglaterra afectadas por las mayores inundaciones en sesenta años se prolongará durante quince días, ante la previsión de nuevas lluvias para esta semana y la imposibilidad de restaurar los suministros de agua potable. Más de 350.000 personas se han quedado sin agua y el Ejército ha lanzado una operación para poder repartir entre la población tres millones de botellas diarias mientras dura esta situación. Alrededor de unos 10.000 hogares han quedado inundados o se encuentran en riesgo de verse afectados al desbordarse los ríos Támesis y Severn y algunos de sus afluentes. En la mayoría de los núcleos urbanos el suministro de electricidad ha podido ser restaurado. Mientras en algunas áreas el nivel del Támesis aún continuaba ayer subiendo, como en los alrededores de Oxford, en otras la inundación comenzaba a remitir, con la esperanza de que las nuevas tormentas anunciadas para mañana no agraven la crisis. No se descarta que nuevas precipitaciones provoquen que la crecida del Támesis alcance a Londres. Estas últimas inundaciones en el este de Inglaterra siguen a las registradas a finales de junio y principios de julio en otras partes del país. La Asociación Británica de Aseguradores estima que el pago que deberán realizar las aseguradoras para arreglar las casas dañadas ascenderá por lo menos a 3.000 millones de euros. Víctimas de las inundaciones han sido dos gemelos recién nacidos, que tuvieron que ser evacuados con su madre por un helicóptero de la Royal Air Force en la ciudad de Tewskesbury. Con su casa incomunicada, la mujer embarazada avisó al servicio de emergencias de un hospital, que pudo desplazar por aire a un equipo de socorro para que diera a luz en el domicilio. La madre y los gemelos fueron trasladados después a un hospital, donde los bebés fallecieron. No existe costumbre Sin politizaciones El primer ministro, Gordon Brown, presidió ayer una reunión del comité Cobra, el gabinete de crisis para las situaciones de emergencia. De momento, la catástrofe no está siendo utilizada en el debate político. La oposición acepta que las inclemencias del tiempo no son del todo previsibles, aunque está esperando a lanzarse contra el Gobierno si falla en la respuesta a la crisis. Algunos medios han comenzado a advertir que el Gobierno había sido alertado hace tres años por algunos organismos oficiales sobre la necesidad de mejorar las defensas de determinadas áreas ante riegos de inundación. Pero a los conservadores la emergencia les ha pillado con el pie cambiado. ABC. es Vídeos y galería de imágenes en abc. es internacional