Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
20 ESPAÑA Cae el delincuente común más buscado de España MIÉRCOLES 25 s 7 s 2007 ABC MATERIAL INTERVENIDO EN LOS REGISTROS En el chalé en Las Rozas En la nave de pinto En la furgoneta, en Portugal Figueira da Foz Coimbra EL PLAN DE HUIDA AIRLINES Las Rozas Madrid Pinto CARTA OATRACO ATRACO PORTUGAL Billetes de avión para hoy con destino Brasil Una fresadora Recortes de periódico Unas muletas Moldes de escayola Un torno Brasilia 2 Marettas (Ametralladoras) 1 Cetme BRASIL Placas falsas portuguesas (Colocadas en el vehículo) Placas falsas españolas (En el cajón de la furgoneta) 1 maletín con: -2 pistolas y otra Maretta- Peluca, barba- Chaleco antibalas- Chaqueta gris Río de Janeiro Sao Paulo Granadas de mano Manuales de manejo de armas Mapa de España con anotaciones Troqueladora (Para hacer placas falsas) Suzuki Vitara desguazado (Vehiculo utilizado en los primeros golpes) En Brasil, cerca de Sao Paulo dos agentes investigaron los movimientos patrimoniales de la novia del sospechoso El Solitario tenía billete de avión para huir hoy a Brasil, donde quería casarse Había enviado 60.000 euros de los botines a su novia, que vive cerca de Sao Paulo s En los 70, atracaba con su hermano CRUZ MORCILLO PABLO MUÑOZ MADRID. Jaime Giménez Arbe, el atracador solitario presunto asesino de dos guardias civiles en Castejón (Navarra) implicado en el tiroteo que costó la vida a un policía local de Vall de Uxó (Castellón) y autor de más de treinta atracos en toda España, fue detenido el pasado lunes en Portugal justo antes de asaltar otra oficina bancaria y abrir un paréntesis en su actividad delictiva. Tras ese nuevo asalto, el criminal, de 51 años, tenía previsto huir hoy a Brasil y ya tenía en su poder los billetes de avión. En ese país, según aseguraba, pensaba contraer matrimonio con su novia, una joven residente en un pequeño pueblo cerca de Sao Paulo. Una inspectora especialista en atracos de la UDEV Central de la Comisaría General de Policía Judicial y otra adscrita a la Brigada Provincial de Madrid viajaron a Sao Paulo hace unos veinte días para hacer allí las investigaciones oportunas sobre la novia del Solitario Estas pesquisas han permitido conocer que el delincuente enviaba a su compañera a través de transferencias bancarias importantes cantidades de dinero, la mayor de 12.000 euros, según todos los indicios procedentes de los asaltos. En total, la Policía estima que pueden ser 60.000 los euros enviados por el Solitario si bien en la cuenta corriente de la mujer, que es dueña de una tienda de fertilizantes, se han encontrado aproximadamente 18.000. Lo más probable es que el juez ordene bloquear esa cuenta- -aseguran fuentes de la investigación consultadas por ABC- pero ya es decisión suya. Lo mismo sucede con la posibilidad de que sea detenida y que se pida su extradición, para lo cual sería necesario demostrar que conocía el origen ilícito del dinero que recibía Pero al margen de las relaciones económico- sentimentales que mantenía Jaime Giménez, la investigación todavía aporta novedades, sobre todo en lo que se refiere a la personalidad de este individuo. A la Policía le llamaba mucho la atención el hecho de que un delincuente tan frío y eficaz como el Solitario no tuviera una dilatada carrera criminal. No se equivocaban, ya que según ha podido saber ABC en la década de los 70 protagonizó un buen número de atracos, si bien en aquella época los perpetraba en compañía de un hermano, ya fallecido. Cuando se le detuvo en aquellas fechas llevaba un DNI falso en el que había colocado su fotografía. En 1978, fue arrestado con 300 recetas falsas de psicotrópicos. El delincuente sufre esquizofrenia, motivo por el cual fue declarado incapaz para el servicio militar. Además del pasado como atracador, delitos que siempre cometía armado, Jaime Giménez fue detenido y encarcelado en Gran Bretaña y Suecia por tráfico de drogas. Además, en 1982 apuñaló en un pub de Madrid a dos compañeros de trabajo con los que había salido a tomar unas copas, y con los que discutió por motivos nimios. Como informó ayer ABC, fue la Brigada Provincial de Policía Judicial de Madrid la que obtuvo la primera información importante sobre el detenido. Antes, ya figuraba en la lista de los aproximadamente 60 objetivos que la UDEV Central puso sobre la mesa en una reunión de coordinación con la UCO de la Guardia Civil. Su presencia entre los sospechosos se basaba en la información que había sobre él en diferentes unidades policiales, si bien se trataba de datos vagos que le dibujaban como un tipo raro y violento sin muchas precisiones más. Las investigaciones se prolongaron algo más, ya que a lo largo de este tiempo han surgido nombres de nuevos sospechosos que por su perfil era conveniente investigar. De hecho, se han hecho indagaciones en Santander, Málaga, Ceuta y últimamente, incluso cuando ya estaba centrado Jaime Giménez, en Murcia. La investigación tomó ya tintes más serios cuando por los seguimientos comprobamos que no trabajaba y gastaba bastante dinero. En esas condiciones sólo podía ser estafador o atracador. Resultó lo segundo Las fuentes consultadas explicaron a ABC que ya hay pruebas más que suficientes para acusar al Solitario de los más de treinta asaltos a bancos y también de su participación en el tiroteo de Vall de Uxó que costó la vida a un policía local. Sin embargo, para poder hacer lo mismo con los asesinatos de los dos guardias civiles en Castejón van a ser cruciales las pruebas de balística que se hagan a todas las armas que le han sido intervenidas a este individuo, en especial las tres metralletas de la marca ma- Un tipo raro y violento Moldes de escayola de su cara y látex para camuflarse Una de las múltiples sorpresas que se han llevado los investigadores es la aparición en la nave de Pinto de ocho moldes de escayola que el Solitario se había hecho para, a partir de ellos, utilizar látex y deformar su rostro. El criminal era plenamente consciente de que su imagen estaba distribuida por todos los rincones de España y, por tanto, que debía cambiar de aspecto de forma frecuente para impedir que alguien lo identificara. Por ello, Jaime Giménez utilizaba también un chaleco antibalas que impedía conocer su complexión física, además de barba y bigote postizos y una peluca con el objetivo de dejar muy pocas partes de su verdadero rostro al descubierto. Ni siquiera así estaba del todo tranquilo, por lo que también en ocasiones llevaba una muleta o gabardina en invierno. Incluso, antes de dar un golpe se ponía papel celo en la yema de los dedos para evitar dejar huellas dactilares. Esa importante medida de seguridad también la había adoptado antes de ser detenido en la localidad portuguesa de Figueira da Foz. ABC