Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 22- -7- -2007 La mujer de Kirchner se mira en España para alcanzar la Presidencia de Argentina 35 Una amplia victoria del primer ministro allanaría el camino hacia un jefe del Estado por elección popular La crisis del pañuelo El hiyab con el que muchas turcas se cubren el pelo es el auténtico símbolo de esta crisis. Por un pañuelo en el palacio presidencial, los militares amenazaron. Por un hiyab han ido a las urnas los islamistas E. S. ANKARA. En 1935, el fundador de la República turca, Mustafá Kemal Ataturk, prohibió que los hombres siguieran usando turbantes y fez para cubrirse la cabeza. Sin embargo, aunque desalentaba que las mujeres se vistiesen con el pañuelo o hiyab nunca ordenó formalmente que dejasen de hacerlo. A la vista de los problemas que sigue provocando esta insignificante pieza de tela, probablemente hoy tomaría otra decisión. Un hiyab puede costar menos de tres euros en el mercado de la mezquita de Haci Bayram, considerada como la más radical de Ankara, o en cualquiera de los mercadillos del barrio popular de Ulus, donde el mes pasado pusieron una bomba. Se puede decir que para seguir las modas, los hay de todos los colores. Muchas mujeres turcas lo han llevado todos estos años por tradición (o por imposición tradicional paterna) pero desde que el islamismo se ha convertido en bandera política, su símbolo más poderoso es el pañuelo. Y de hecho, la actual crisis política se desencadenó, en palabras de varios observadores de la vida turca, porque los mi- ELECCIONES EN TURQUÍA GRECIA Estambul Mar Negro Detenidos tres terroristas marroquíes relacionados con el 11- M en Italia JUAN VICENTE BOO CORRESPONSAL ROMA. La policía italiana arrestó ayer a tres marroquíes- -el imán de una mezquita cercana a Perugia y dos de sus ayudantes- -mientras continúa la búsqueda de un cuarto hombre, relacionado con grupos sospechosos de complicidad en los atentados del 11 de marzo del 2004 en Madrid. Según el jefe de la unidad de operaciones especiales de la policía, Carlo De Stefano, el cuarto hombre mantuvo contactos con dos marroquíes arrestados en Bélgica hace dos años como miembros de una célula del Grupo Islámico Combatiente Marroquí, sospechoso de haber prestado ayuda a los responsables de los atentados de Madrid en marzo del 2004 El ministro del Interior, Giuliano Amato, manifestó que los tres marroquíes detenidos en la localidad de Ponte Felcino, cerca de Perugia, no sólo llevaban a cabo una predicación más o menos radical, sino que utilizaban la mezquita para actividades terroristas El imán de nacionalidad marroquí, Korchi El Moustapha, de 41 años, organizaba- -junto con sus ayudantes y compatriotas Mohamed El Jari y Driss Safika- -cursos de terrorismo dentro de la mezquita siguiendo instrucciones descargadas de Internet. Enseñaban a distribuir venenos, preparar explosivos con productos químicos de venta en los comercios, utilizar armas de fuego e, incluso, a pilotar aviones con simuladores de vuelo. Algunos de los vídeos sobre técnicas terroristas descargados de Internet fueron mostrados incluso a chiquillos. el Parlamento. Lo que nadie sabe es qué pasará si no lo consigue, porque si en 90 días sigue el bloqueo, la Constitución obliga a convocar nuevas elecciones, con lo que no daría tiempo para que se celebre el referéndum que consolidará la reforma constitucional para elegir al presidente por votación directa. La ley dice que la consulta sólo puede convocarse 120 días después de unas elecciones. Erdogán quería dejar este periodo en 45 días, para que no hubiera dudas, pero Sezer le ha vetado la ley con los mismos argumentos que todo lo demás, es decir, para fastidiar. El mausoleo del fundador de la Turquía moderna era ayer visitado por miles de personas como cada sábado, y sus piedras permanecían al implacable sol de Asia Menor, ajenas al desafío que el país hace frente en las elecciones de mañana. Si Erdogán se sale con la suya en contra de la opinión del Ejército, cuya misión de salvaguardia de las esencias del kemalismo está bien grabada en la tumba de Ataturk, muchas cosas pueden cambiar en este país. Pero si siguen enredados en este laberinto legal en el que unos y otros están nadando, ¿quién sabe dónde irán a parar? Algunos pensarán que esto es malo para sus aspiraciones europeas. Si vieran que esta vez los turcos no han hablado ni una palabra de la UE si no es para mal... TURQUÍA Ankara SIRIA IRAK -Electorado: 42,5 millones- Número de diputados: 550 escaños- Concurren a las urnas: 14 partidos políticos y casi 7.400 candidatos- Principales partidos: -Partido de la Justicia y el Desarrollo (AKP) partido islámista en el poder- Partido Republicano del Pueblo (CHP) partido laico en la oposición- Partido de Acción Nacionalista (MHP) partido ultranacionalista- Religiones: 98 musulmana (78 suní, 20 alauí) 2 judía y cristiana- Renta per cápita: 9.107 Tres euros en el mercadillo ABC. es Galería de imágenes de la campaña electoral turca en abc. es internacional litares se negaron a aceptar que el Parlamento pudiera elegir a un presidente de la República cuya esposa vistiera hiyab Hasta ahora, el actual presidente, Ahmed Sezer, no ha querido siquiera invitar a actos sociales al primer ministro ni al ministro de Exteriores, porque las esposas de ambos vendrían cubiertas, cuando la ley prohíbe estrictamente su uso en los edificios y dependencias oficiales. ¿Puede ser éste un impedimento para inhabilitar la posibilidad de un ciudadano turco de ser presidente de la República? Tal requisito no está escrito en ninguna parte, pero todo el mundo sabe que si la esposa del presidente de la República vistiera el hiyab en el Palacio de Cankaya, no habría quien contuviese llevar pañuelos en todos los demás recintos oficiales, incluyendo la universidad, donde se produ- cen las polémicas más recurrentes. Probablemente por ello, Erdogán no ha incluido esta vez en su programa electoral la revocación de la ley que obliga a las estudiantes a quitárselo antes de entrar en el recinto universitarios (algunas para no tener que hacerlo, se lo tapan con una peluca que se ponen encima, en el colmo del disimulo) Al menos en esto, el primer ministro ha reconocido que todavía no hay consenso en la nación para este cambio. A nadie se le puede ocultar que ésta es una parte muy importante del pulso político entre los militares y el partido en el poder y su electorado más islamista. El día que una mujer con la cabeza cubierta con el hiyab se convierta en primera dama significará que muchas cosas habrán cambiado en Turquía. ABC