Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
48 MADRID SÁBADO 21 s 7 s 2007 ABC AL DÍA Ignacio Ruiz Quintano ¡NAVIDAD! n Madrid el verano nos ha salido tan cabrón que en las calles ya se anuncia la lotería de Navidad. No era esto lo prometido por los profetas de progreso que infestan la capital. Después de ver la película sobre el calentamiento global de Al Gore, ese gordo lustroso que se está comiendo las últimas lubinas chilenas en peligro de extinción, los profetas de progreso nos anunciaron un infierno estival: lenguas de fuego entrarían por las ventanas de nuestras casas y devorarían a nuestras mujeres, las arenas del desierto anegarían las parcelas de nuestros adosados y hasta Alicia Moreno se vería obligada a prescindir de su espesa y municipal bata de flores. (En las Cartas de mujeres de Jardiel hay una, de Encarnación Naharro a Luisita Roldán, que, respetando la ortografía, dice así: ¿Cuánto te ha costado la bata de las flores. Para por la mañana en Madrid esta vien. Aunque ya sabes que yo no soy partidaria de las batas sabes? La consigna progresista, en fin, no podía estar más clara: ¡Este verano nos vamos a cagar! Pero no de calor, como se pensaba, sino de frío. Este detalle ha pasado desapercibido al gobierno de Rodríguez, que ayer estuvo reunido en Madrid con un solo punto en el orden del día: el cambio climático. Elaborar decretos es una secreción natural y abundante del alma española. Lo de Rodríguez con el cambio climático en el planeta es como lo de otros gobiernos de la metrópoli con la fiebre amarilla en Cuba. ¿Cómo atenuarlo? Con una ley. Pero la fiebre amarilla continuó matando gente. Se añadieron disposiciones complementarias. Más fiebre. Hasta que llegaron los yanquis, que no dictaron ninguna ley: hicieron una cosa pequeñita, sin ciencia, sin capítulos, ni artículos. Sencillamente, mataron a los mosquitos. Y se acabó la fiebre. ¿Es o no es fantástico que la Naturaleza se resista a una colección de leyes magníficas votadas en un Congreso y se doblegue ante los efectos de un poco de petróleo esparcido en los charcos y en los terrenos pantanosos? Eso se preguntaban los cronistas de entonces y eso nos preguntamos nosotros ahora. ¿Que viene el cambio climático? Pues viva la Navidad y vayámonos a Doña Manolita. E De izquierda a derecha, Arturo Fernández, Fernando Merry del Val, Salvador Santos Campano y Eva Piera FRANCISCO SECO Avalmadrid respaldó operaciones por valor de 118 millones, el triple que en 2005 La sociedad destaca la implantación de los nuevos productos financieros destinados a mujeres emprendedoras e inmigrantes LETICIA TOSCANO MADRID. A lo largo del año 2006, Avalmadrid concedió avales por valor de más de 118 millones de euros, el triple que en 2005, que se gestionaron en aproximadamente 1.500 operaciones empresariales diferentes. Así, lo explicó ayer la presidenta de la sociedad de garantía recíproca madrileña, Eva Piera, en un encuentro mantenido con el consejero de Economía y Consumo de la Comunidad de Madrid, Fernando Merry del Val, y los presidentes de la Cámara de Comercio y CEIM, Salvador Santos Campano y Arturo Fernández. Durante el encuentro, en el que se presentó la memoria anual de Avalmadrid, Piera indicó que la tendencia al alza en la actividad de la sociedad no es una casualidad, ya que es el tercer año consecutivo que triplican los avales que conceden. Para el año 2007 se prevé que se formalicen 215 millones de euros en avales, de los que 115 millones se han tramitado en el primer semestre del año. Así, ya son más de 900 las operaciones diferentes que ha llevado a cabo la sociedad crediticia en lo que va de año. Durante la reunión, también se renovaron los convenios anuales que tanto CEIM como la Cámara de Comercio mantienen con Avalmadrid, destinados a reforzar el apoyo a la financiación a largo plazo de las pymes y los autónomos, sobre todo para facilitar su internacionalización. En esta línea, destacaron la importancia de incorporar nuevos productos financieros que se adapten las necesidades cambiantes de la sociedad. Así, están teniendo una gran Un cuarto de siglo Este año, Avalmadrid conmemora el vigésimo quinto aniversario de su creación, en 1982. La sociedad crediticia celebrará el evento el próximo 19 de septiembre en un acto que presidirá Esperanza Aguirre y en el que se hará entrega de la primera edición de los Premios de Financiación Avalmadrid 07. acogida los créditos destinados a inmigrantes y a mujeres emprendedoras. En este último segmento, se otorgaron créditos de unos 36.000 euros de media a mujeres que suelen tener entre 35 y 45 años. Además, la sociedad tiene previsto expandirse y en breve se abrirán delegaciones en otras zonas de la Comunidad de Madrid, como el Corredor del Henares. Según indicó ayer Piera, en el año 2006, la actividad de Avalmadrid contribuyó a la creación de 872 empleos y a mantener más de 5.000 puestos de trabajo, cifra que esperan superar a lo largo de 2007. Santos Campano destacó la necesidad de que los madrileños conozcan tanto la existencia de esta sociedad, gracias a la que se ha pasado la época en la que para conseguir un aval había que llevar los zapatos de los hijos al banco Para el presidente de la Cámara de Comercio, la función fundamental de esta sociedad es creer en los proyectos desde el principio, sin necesidad de los respaldos económicos que solicitan los bancos. Financiar proyectos tecnológicos, clave para CEIM El presidente de la Confederación Empresarial de Madrid, Arturo Fernández, solicitó ayer a Avalmadrid que se implementen nuevas fórmulas para financiar los proyectos tecnológicos. Según Fernández, es en este campo donde nos jugamos nuestro futuro para seguir siendo una Comunidad líder Por ello, el presidente de CEIM hizo hincapié en que se creen nuevas pautas para valorar el riesgo de determinados proyectos de base tecnológica. Ello nos permitiría financiar proyectos con un alto potencial de crecimiento y valor añadido, aún cuando no tuvieran suficientes garantías reales o personales afirmó Fernández. Así, indicó que el reto a corto y medio plazo es tener la capacidad suficiente para facilitar financiación a todos aquellos proyectos empresariales que quieran llevarse a cabo en la Comunidad, y que sean potencialmente generadores de riqueza y empleo.