Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 20- -7- -2007 ETA rompe la tragua sLa banda busca un atentado ESPAÑA 15 Un etarra deja dos bombas lapa en un taxi al advertir un control de la Benemérita El terrorista, identificado como Ander Múgica, se dirigía de Castellón a Tarragona cuando le pidió al taxista que parara porque iba a vomitar, y huyó JAVIER PAGOLA MADRID. ETA volvió a fracasar en su enésimo intento de perpetrar un atentado tras anunciar el pasado 4 de junio la suspensión del alto el fuego permanente Esta vez fue en la localidad castellonense de Torreblanca, donde un sicario de Txeroki uno más, se vio obligado a abandonar material para confeccionar bombas lapa con las que pretendía matar, tras percatarse de la presencia de la Guardia Civil cuando viajaba en taxi con destino a Tarragona. El terrorista, identificado por el taxista como Ander Múgica Andonegui, tenía el pelo corto y no llevaba barba. Llevaba gafas de sol y gorra y vestía unas bermudas. Cogió el taxi en la estación de Renfe de Castellón sobre las doce y media del mediodía, con la indicación de que lo trasladara hasta la ciudad de Tarragona, en concreto, a su casco antiguo. Cuando el vehículo circulaba por la carretera Nacional 340, a la altura del kilómetro 1010, dentro del término municipal de Torreblanca, el etarra se percató de la presencia de varias patrullas de la Guardia Civil que habían coincidido en la zona. Visiblemente nervioso, pidió al taxista que se detuviera en el aparcamiento del hotel Miramar, situado a uno de los bordes de la carretera, aduciendo que se encontraba mal y tenía ganas de vomitar. Según la reconstrucción de los hechos, el terrorista entró por la puerta de recepción y salió inmediatamente por la del restaurante, para iniciar su huida en dirección al centro de Torreblanca. A la vista de que su cliente no regresaba el taxista denunció ante los agentes de la Benemérita que se había ido sin pagar. Inmediatamente inspeccionaron el maletero, comprobando que el etarra se había dejado una bolsa de deportes. Dentro de ella, los agentes hallaron una fiambrera de color blanco, en cuyo interior había seis detonadores; dos artefactos de tipo lapa, preparados con ampollas de mercurio; una bolsa de plástico que contenía polvo blanco, posiblemente pentrita; una bolsa con cordón detonante, así como ropa y enseres. Además, se halló un manual sobre confección de explosivos con el anagrama de ETA, por lo que se requirió la presencia de los Tedax. Los investigadores consideran que el hecho de que el etarra tuviera intención de trasladarse a Tarragona no significa necesariamente que planeara un atentado en esa ciudad. En el taxi no se han encontrado ni documentos de identidad, ni armas, lo que hace pensar que el etarra podría llevar también una bolsa de mano con estos efectos. El taxista ha relatado que su perverso cliente habló poco, lo justo, a lo largo de los 42 kilómetros recorridos, de los cerca de 190 que distan entre Castellón y Tarragona. Las Fuerzas de Seguridad desplegaron de inmediato un amplio dispositivo, centrado en los alrededores de Torreblanca, pero que también se extendió al conjunto de la provincia e incluso a Tarragona, ante la posibilidad de que en esta ciudad le aguardara algún eta- Se fue sin pagar La Guardia Civil y la Policía buscaban ayer al etarra por las calles de Torreblanca EFE E EL ITINERARIO FALLIDO DEL TERRORISTA Zaragoza A- 2 AP- 2 A- 2 Manresa N AP- 7 Mataró N- 340, km 10 (Torreblanca) Huida del etarra Teruel Benicasim Sagunto Barcelona Tortosa AP- 7 op rev ist o Tarragona En el taxi se encontró una mochila que contenía dos fiambreras con cables, temporizadores y detonadores Castellón Valencia ABC Piden otros 32 años para el etarra Kantauri MADRID. La Fiscalía de la Audiencia Nacional elevó ayer a definitiva su petición de 32 años de cárcel para el dirigente etarra José Javier Arizcuren Ruiz Kantauri acusado en esta ocasión de depósito de armas y municiones, tenencia de explosivos y falsedad documental y de placas de matrícula como responsable del comando Araba de ETA. Por todos estos delitos fue juzgado ayer por la Sección Tercera de la Audiencia Nacional. Aunque también se solicitó su entrega por el intento de asesinato de Juan María Atutxa en 1995, Francia excluyó esta acción del decreto de extradición del etarra, que llegó a España el 7 de noviembre de 2006. A- 3 rra para mantener una cita o que ETA tenga allí alguna infraestructura. La Guardia Civil mostró al taxista las fotografías de etarras reclamados por la Justicia. Al testigo le costó reconocer al sospechoso, ya que su siniestro cliente se había preocupado de ocultar suficientemente su rostro con la gorra y las gafas de sol de considerables proporciones, aunque, finalmente, el taxista le identificó como Ander Múgica Andonegui, según indicaron fuentes de la investigación. El Ministerio del Interior no descarta distribuir las fotos de otros etarras a fin de reconstruir los pasos de Múgica desde su llegada a Castellón y conocer los lugares en los que ha podido alojarse, como algún apartamento, pensión o cam- Reconocen a su compinche ping, así como identificar a sus posibles compinches. En este sentido, las Fuerzas de Seguridad ya están trabajando en la identificación y búsqueda del etarra que le acompañó a a coger el taxi en la estación de Renfe de Castellón. Las mismas fuentes de la investigación afirman que podría tratarse de Aitor Zubillaga Zurutuza, según el reconocimiento fotográfico realizado por el conductor, aunque el Ministerio del Interior no ha dado aún confirmación oficial sobre ambas identidades. Ander Múgica Andonegui fue detenido la víspera de Reyes en 2002, junto a Garikoitz Fernández Beristain, Paul Garin Elósegui, Jon Olazábal Pardo, Aitor Peralta Goñi y David Aguilar Vaquero, en Irún, durante el desarrollo de una operación destinada a prevenir ac- tos de violencia callejera. Todos ellos fueron acusados de delito de terrorismo por el juez de la Audiencia Nacional Juan del Olmo. No obstante, Múgica fue puesto en libertad bajo fianza de 15.000 euros. El Departamento de Interior del Gobierno vasco les acusó de formar parte de un grupo organizado de kale borroka que pretendía atacar entidades bancarias y la comisaría de Policía en Irún. Por su parte, Aitor Zubillaga Zurutuza, nacido en Zumárraga (Guipúzcoa) en 1977, fue detenido por la Ertzaintza en Legazpia, el 24 de octubre de 2000, junto a otras dos personas, acusado de formar parte de un grupo organizado dedicado a la violencia callejera. Tra yec t Modus operandi El modus operandi adoptado por este etarra confirma la tendencia que están adoptando los terroristas que procedentes de Francia entran a España para cometer atentados fuera del País Vasco y Navarra. Utilizan el transporte público y se alojan en camping como en el caso de Aritz Arginzoniz, detenido el pasado día 10 en la estación de autobuses de Santander. Los etarras temen que las Fuerzas de Seguridad tengan controladas viviendas de alquiler y establecimientos hoteleros en estas zonas turísticas. ABC. es Especial sobre el terrorismo etarra en abc. es nacional