Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 13- -7- -2007 Las temperaturas rebasarán los 40 grados y se mantendrán durante al menos cinco días 11 Sólo José Antonio Alonso hizo ayer referencia a la conmemoración de este décimo aniversario que durante unos meses hemos tenido de poder vivir el final definitivo de la violencia las ha vuelto a frustrar la organización terrorista. Es un crimen más a añadir a la larga lista de su historia Luego, abona la tesis de que es el Gobierno el que ejerce de adalid de la unión: Por ello, es especialmente importante ahora, en el décimo aniversario de aquel crimen que provocó un despertar colectivo, superar cualquier división que deje a los terroristas la ilusión de que tienen futuro, de que las diferencias entre los demócratas les dejan margen de maniobra. Esta es, hoy, nuestra principal obligación El colofón del artículo de Zapatero, tan elocuente como alejado del lamentable espectáculo de enfrentamiento y división que se ha vivido estos días en Ermua, alude a que hay que superar la división: Se lo debemos a la memoria de Miguel Ángel Blanco, cruelmente sacrificado pero fértil semilla de un cambio histórico Esa feraz simiente de la que habla el presidente del Gobierno no parece haber prendido especialmente entre los miembros de su Gabinete, que en estos días han eludido (salvo excepciones como la de José Antonio Alonso ayer) mencionar el aniversario del asesinato. En el caso de que sus agendas hayan impedido a los ministros desplazarse a Ermua, han tenido ocasión de mostrar su cariño a la familia del concejal en cualquiera de los actos que ha celebrado la Fundación Miguel Ángel Blanco a lo largo de este último mes. Esa entidad fletó el pasado 14 de junio en Madrid el llamado Bus de la Memoria que terminó su recorrido en Ermua el martes, después de recorrer once localidades españolas. En él se ha recibido la visita de miles de ciudadanos anónimos y de cuantos representantes políticos han deseado acercarse. Zapatero y parte de sus ministros dedicaron la jornada señalada del 12 de julio a una reunión de Ciencia y Tecnología en Vigo MIGUEL MUÑIZ Solidaridad por telegrama Nula presencia junto a la familia y mucho efectismo propagandístico. Así puede resumirse el pretendido compromiso del Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero con los actos conmemorativos del décimo aniversario del asesinato del concejal del PP B. TORQUEMADA MADRID. El Gobierno ha desplegado estos días todos sus resortes ante la opinión pública para intentar reflejar una implicación en el aniversario del secuestro y asesinato de Miguel Ángel Blanco que, en todo caso, no se ha traducido en lo fundamental: acompañar a la familia de Miguel Ángel Blanco hasta el cementerio de Ermua en la manifestación y la posterior ofrenda floral celebrados el pasado martes en esa localidad vizcaína. La ofensiva propagandística del Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero, que culminó ayer con la publicación de un artículo del jefe del Gobierno en dos diarios vascos, ha actuado en varias direcciones: en primer término, el presidente ensayó el golpe de efecto de enviar un telegrama con un mensaje de solidaridad y de apoyo dirigido al alcalde de Ermua, Carlos Totorica, quien lo leyó en el acto de homenaje celebrado en el Ayuntamiento de Ermua en la noche del día 10. Al día siguiente, el portavoz parlamentario de los socialistas, Diego López Garrido (quien había tomado parte la víspera en ese acto del Consistorio, junto al delegado del Gobierno en el País Vasco, Paulino Luesma, y el secretario general del PSE, Patxi López) ofreció una rueda de prensa en la que aventó la tesis de que los representantes del PSOE habían tomado parte en el acto unitario frente a los del PP, que fueron al que habían convocado ellos mismos Ese acto pretendidamente unitario al que aludió López Garrido, al que en todo caso no asistió ni un solo ministro, había dejado de serlo desde el momento en el que todos los dirigentes socialistas (incluido, para estupor y dolor de muchas víctimas, el propio alcalde de Ermua) habían renunciado previamente a asistir a la marcha convocada por la Fundación Miguel Ángel Blanco. Cierto es que esa entidad había tenido que deshacer en los días previos un entuerto generado por un dirigente del PP vasco, que atribuyó a su partido la convocatoria de la manifestación. Pero cuando llegó el día de autos, el alcalde (y, por ende, todos sus compañeros socialistas) debían tener ya muy claro que no se trataba de una iniciativa del Partido Popular desde el momento en el que el propio Torotica visitó por la mañana el autobús fletado por la Fundación Miguel Ángel Blanco, organizadora de estos actos. Así, el hecho de que la familia Blanco no se quedase para asistir al acto unitario del Ayuntamiento de Ermua fue una respuesta al vergonzoso desaire que se les había hecho dos horas antes, y no un vacío premeditado ni de sesgo partidista según la Fundación. Pero el miércoles no sólo se le dio cuerda a López Garrido para que difundiera públicamente su versión de lo ocurrido. En paralelo, los medios de comunicación afines al Gobierno se encargaron de airear que José Luis Rodríguez Zapatero no sólo había enviado un telegrama al alcalde de Ermua, sino que además había remitido otro a la familia de Miguel Ángel Blanco. Y Carlos Totorica concedía una entrevista a la Cadena Ser en la que se justificaba: le había sido imposible, dijo, manifestarse junto a personas que tantas insidias y falsedades habían dicho sobre él. Un argumento que, en opinión de la Fundación Miguel Ángel Blanco, jamás debería haber aplacado la suficente grandeza de miras para rendir homenaje a quien fue su compañero en el Consistorio, al lado de la familia. En esa manifestación de partido convocada por el PP según la versión gubernamental, sí participó Mapi de las Heras, viuda de Fernando Múgica. Y Pilar Ruiz, madre de Joseba Pagaza. Socialistas asesinados por su defensa de la libertad de todos. Mientras, en el pueblo, en vez de velas encendidas y fotografías de Miguel Ángel, había, diez años después, carteles de homenaje a una etarra. Alguien ha descuidado la llama de Ermua. Un mes entero de actos ABC. es Vídeo con las palabras de Don Juan Carlos y especial sobre el secuestro y asesinato de Miguel Ángel Blanco en www. abc. es El supuesto acto unitario del Ayuntamiento de Ermua dejó de serlo en el momento en el que sus organizadores no arroparon a la familia en la manifestación que se había celebrado dos horas antes