Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES 6 s 7 s 2007 CULTURAyESPECTÁCULOS 75 Mi voz es mi forma de plasmar el mensaje contra el racismo Lila Downs s Cantante y compositora Lila Downs es la anfitriona de la XIII edición del festival La Mar de Músicas que comienza hoy en Cartagena- -se desarrolla hasta el 28 de julio- -y que está dedicado a México. Más de doce grupos tocarán en el Auditorio Parque Torres POR S. GARCÍA FOTO: SIGEFREDO MADRID. Este año, el festival de Cartagena, uno de los más prestigiosos de Europa, estará dedicado al país azteca y Lila Downs es la encargada de inaugurarlo. La artista, que a los 5 años empezó a cantar, a los 8 ya iba acompañada de mariachis. De madre oaxaqueña y padre escocés- americano, creció entre Oaxaca, California y Minnesota. Downs heredó el amor por la música de su madre, la cantante Anita Sánchez, y ahora pasea sus raíces oaxaqueñas por todo el mundo. Desde Nueva York, la artista conversa telefónicamente con ABC. -Al principio, adoraba cantar, pero después vino una época en la que no me convencía. Lo veía un mundo con demasiadas vanidades, y en esa etapa, estaba buscando una parte de mi identidad: la indígena. En Estados Unidos hay mucho rechazo hacia la cultura mexicana, y yo llegué a despreciar esa parte de mí. Pero lo superé. sa también es un matriarcado. Mi marido muchas veces me dice que en casa sólo hay hembras: perras, gatas, cacatúas... La Mar de Músicas México sigue siendo el rey MANUEL DE LA FUENTE MADRID. El Festival La Mar de Músicas viene muy, pero que muy picante, cargadito de tacos, chiles rellenos y tamales, porque como habrá adivinado ya el lector, en la muestra cartagenera, México, lindo y querido, sigue siendo el rey. El país hermano es el gran protagonista del festival, en el que se ofrecerá un intenso y extenso mosaico de las músicas populares de aquella tierra. Lila Downs abrirá de par en par al Mediterráneo y al mundo las puertas de las tres semanas de conciertos. Pero México aporta al festival propuestas que conviene detallar, como la de Cecilia Touissant, rockera azteca que rinde homenaje a Consuelo Velásquez, la mujer que compuso el bolerazo Bésame mucho Eugenia León, para muchos la gran diva de la canción mexicana; Panteón Rococó, el ska a la mexicana de Los de Abajo, y La Negra Graciana. No faltarán los aires más clásicos que aportarán grupos como Son de Madera (son jarocho) el Mariachi Real de Jalisco, y un tributo que se espera sentidísimo a Armando Manzanero, que actuará acompañado por la Sinfónica de Murcia. Pero no sólo de salsa de chiles vivirá La Mar de Músicas porque otro coloso iberoamericano también va a tener una destacada presencia en Cartagena. De Brasil llegarán Paula Morelembaun, la mejor voz, según se cuenta, para la música de Antonio Carlos Jobim; el cuarteto formado por Adriana Calcanhotto, Kassin, Domenico y Moreno Veloso, hijo de Caetano como su propio nombre indica; y la sensual Daniela Mercury, que cerrará la muestra con su discoteca bahiano- carnavalera. También participarán en el festival el italiano Vinicio Capossela, Peret, El Cigala, Youssou N Dour, Renegades Steel Band (una de las orquestas de metales más antiguas del Caribe) El encuentro cartagenero alumbrará otros apartados además del musical, como La Mar de Arte La Mar de Letras (con la presencia de autores mexicanos tal que Elena Poniatowska, Juan Villoro y Jorge Volpi) y La Mar de Cine que promete un auténtico jolgorio cinéfilo, ya que está dedicado al cine mexicano de cienciaficción bajo el nombre de El futuro más acá con una suculenta mezcla de luchadores enmascarados y alienígenas. A sus trece añitos, el festival cartagenero ya puede ser considerado mayor de edad. ¿Qué es lo que más detesta en el mundo? -No tengo paciencia con el machismo. Si me encuentro con un machista, va a salir a flote mi lado menos amable. Lo hay en México, pero también en Estados Unidos. Son distintas formas de machismo. En todas partes hay hombres machistas, y también bondadosos y respetuosos, solidarios con la mujer. Las nuevas generaciones afortunadamente vienen cambiando en este aspecto. ¿Y lo que más le conmueve? ¿Que recuerda de esos inicios en la música? -Lila Downs es una mujer comprometida. Ha dedicado un disco a la inmigración. ¿Cómo se ve el muro que separa su país de EE. UU. desde el otro lado? -El cielo y la montaña de Oaxaca desde las ruinas de Montealbán. Lila Downs tistas. Se están escuchando ritmos más básicos, letras más críticas, más intimistas. Y creo que esta corriente se va a extender pronto al resto del mundo. -Para mí es todo un orgullo que hayan pensado en mí. Además, los cantantes que vamos a participar en Cartagena somos todos buenos amigos. Más información sobre el festival: http: www. lamardemusicas. com -No me gusta el lado narcisista Para ser cantante uno tiene que tener un gran ego. Por otro lado, la música, para mí, es un gran regalo de Dios, y me siento humilde frente a ella. Es una responsabilidad plasmar el mensaje que a mí me tocó. La discriminación, el racismo... Además, por medio del arte se puede abordar de otra manera, menos trágica quizás. -Y ahora, para usted, ¿cuál es el lado positivo y el lado negativo de su trabajo? -Sin duda en Oaxaca. Allí me siento a gusto rodeada de mis tías, la comida... Oaxaca me alimenta el espiritu y me hace bien; me aterriza. Allí no hay egos, eres parte de una textura, lo que importa es lo que aportas tú a la sociedad y esa es una lección muy importante. -Vive a caballo entre dos sociedades diferentes. ¿Dónde se siente más cómoda? -Oaxaca es una sociedad matriarcal. En su casa, ¿manda Ud. -Pues la verdad es que mi ca- -Hasta ahora la moda o lo que más vendía era la música comercial. Pero, últimamente, están cambiando las cosas en EE. UU. La gente es consciente de lo que está pasando en el mundo con las guerras, están haciendo sondeos y el presidente Bush está saliendo muy mal parado. Parece que hay un gran descontento. Y, por otro lado, da la sensación que el declive de Britney Spears ha marcado el final de esta tendencia musical. Ahora se están escuchando otro tipo de ritmos: Brandy Carlay, Amos Lee... Las discográficas pequeñas están vendiendo muchos más discos. Hay una nueva hornada de ar- ¿Cree que la realidad política y social está cambiando el mundo de la música? -Lo del muro es muy triste. Las relaciones México- EE. UU. nunca han sido muy buenas por los problemas del territorio. Y ahora son todavía peores. Me parece una acción muy agresiva por parte del Gobierno norteamericano. Son los más pobres los que cruzan la frontera tratando de mejorar su vida. Habría que intentar resolver sus problemas. En eso debería esforzarse el Gobierno mexicano. ¿Qué le parece la invitación de la ciudad de Cartagena para participar en La Mar de Músicas