Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
24 ESPAÑA LUNES 2 s 7 s 2007 ABC Edurne Uriarte Se está enseñando una historia desfigurada de buenos y malos José Luis Comellas s Historiador Declararse español, o antiespañol, sin saber lo que es, se ha convertido en una de nuestras más graves carencias. Pocos como el profesor Comellas para ponernos en claro sobre este asunto clave POR JOSÉ GRAU FOTO ÁNGEL DE ANTONIO MADRID. José Luis Comellas (Ferrol, 1928) catedrático de Historia, es un sabio universal, que se mueve con tanta brillantez en ese campo como en el de la astronomía o la música. Quedan ya pocas personas como él. Conversa con ABC con ocasión de su conferencia, en la sede del IESE, titulada Qué es España EL ESTADO DEL PRESIDENTE N o tiene mucho sentido seguir hablando del debate sobre el estado de la Nación, tras lo revelado hoy por este periódico. El debate de mañana se ha convertido en el debate sobre el estado del presidente. Sobre su mentira sistemática a los españoles, al líder del PP, al resto de partidos y, lo que parece cada vez más evidente a la luz de las nuevas revelaciones, incluso a sus propios correligionarios. La reunión secreta con ETA tras la ruptura de la tregua y después de pedir apoyo a la oposición para derrotarla deja fuera de lugar el debate sobre las políticas para la nación. No hay políticas ni interlocución ni pactos sobre el engaño. Pero no sólo para el PP. La nueva reunión con ETA deja en una situación complicada incluso al resto de partidos. Una cosa es que hayan colaborado, algunos a regañadientes, a justificar las negociaciones posteriores al 30- D dando por buenos los trucos argumentativos del Gobierno, y otra que puedan sostener una negociación con la tregua rota aún más obviamente contraria a las condiciones de la moción para el diálogo con ETA del 2005. Y lo más significativo, una lectura atenta de las informaciones y la opinión de los medios afines al Gobierno indica que desconocían completamente la nueva reunión, que los analistas cercanos a Moncloa habían dado por supuesto que el proceso estaba acabado. Y que, aun sin que Zapatero lo hubiera certificado con sus propias palabras, les parecía descabellado que pudiera ser de otra forma. O políticamente suicida. Esta es la nueva dimensión del proceso de Zapatero. Que ya no se trata sólo de la confrontación con el PP, sino del engaño al resto de la oposición y el enfrentamiento a las peticiones de los suyos. Que el proceso se ha adueñado patológicamente del presidente. Y que los únicos que saben de sus andanzas son los etarras con los que se reúnen sus emisarios. Gara revelaba ayer el documento que Batasuna explica a sus bases y las expectativas etarras de que el proceso se recupere y los interlocutores vuelvan a la mesa. ETA, al parecer, sabía algo que los españoles desconocíamos. Nuevamente. El profesor José Luis Comellas, durante la entrevista con ABC -El nacionalismo vasco es la obra de un hombre, Sabino Arana, que, digámoslo así, era paranoico. Los mismo políticos vascos sienten vergüenza ajena con Sabino Arana. Fue un hombre que odiaba profundamente lo español y prefabricó un nacionalismo vasco que antes no existía. Un hombre que da a lo vasco un carácter completamente impropio. siglo XXI. Si hablamos de Felipe II, no podemos exigir que sea democrático. Porque ni él ni nadie en el mundo entonces sabía lo que era la democracia. En la prehistoria, no se puede exigir que se domine internet. Amoldar lo que ha sido a los cánones de ahora es desfigurarlo todo y también es despreciarse a sí mismo, porque somos también lo que hemos sido. -Recomendaría en Edad Media a Sánchez Albornoz, que es todo un maestro. En historia moderna a Vicente Palacio Attard y José María Jover. En historia contemporánea a Federico Suárez y Jesús Pabón. ETA necesitaría seguir matando, incluso en un hipotético País Vasco independiente Hay tendencias laicistas que buscan prosélitos con el ahínco con que lo harían devotos religiosos ¿Le parece a usted que nuestro presidente, José Luis Rodríguez Zapatero, sabe lo que es España? -Por los hechos da la impresión de que no lo tiene del todo claro. -Debería saberlo. No lo he examinado. -Posiblemente, en el sentido de que parece ir hacia un sistema presidencialista, y España siempre ha sido diversa, pero una en la vocación histórica. ¿Hay solución para ETA? -Un profesor sevillano, el profesor Pabón, un buen historiador del siglo XX, habla de incomprensión por ambas partes. A un madrileño, o a un gallego, o a un andaluz, a veces le cuesta saber cómo sienten, cómo respiran los catalanes. Por otra parte, un catalán, cuando piensa en España, tiende a identificarla con Castilla, cuando en realidad hay una realidad española muy amplia y muy variada. ¿Cree usted que muchos españoles, en concreto muchos madrileños, no entienden lo que es Cataluña? con tres idiomas, con un régimen federal, y sin embargo, los suizos son profundamente suizos. -Es posible que sí, pero lo que falta es espíritu común. Una federación de estados es Estados Unidos. Sin embargo, todos qué americanos son, cómo ponen la mano en el pecho cuando suena el himno común. Se sienten muy americanos. En Suiza, con cuatro religiones, ¿Sería una federación de estados, al estilo alemán, una solución para el problema de España? ¿Es el nacionalismo vasco y la banda terrorista ETA la consecuencia de la política de Francisco Franco? -Siempre hubo un sentimiento español, pero en el siglo XIX empieza a haber un cierto descontento, la crisis de fin de siglo. Los españoles se avergüenzan de sí mismos, se consideran africanos y no europeos, retrasados, con una serie de defectos. Basta leer a Valle- Inclán, o a Antonio Machado, o a Baroja. Un pueblo de imbéciles, incapaz de progresar. Y ese complejo de inferioridad que nació por entonces, hace que algunos españoles periféricos digan: Bueno, los españoles son así, pero nosotros no Es una reacción propia del catalán, o del vasco. El nosotros no es una de estas reacciones características de la crisis del 98 que dura todo el siglo XX. ¿Por qué falla esto en España de forma tan clamorosa? -No. Creo que muy mal. Muy mal porque no hay unas directrices claras, porque cada autonomía quiere potenciar lo diferente, y se ignora la historia de Europa, de la que formamos parte, y la de España, de la que también formamos parte todos los españoles. Sin entender lo que España ha sido durante siglos, es muy difícil entender lo que somos ahora. Se está enseñando una historia parcial, una historia completamente desfigurada, una historia de buenos y malos, en la que se quieren atribuir a gentes de siglos pasados actitudes que nosotros quisiéramos tener en el ¿Se está enseñando bien la asignatura de Historia en España? -Imagino que la habrá. Pero desde luego, estos hombres son muy maniáticos. Cuando surge una organización que vive de odiar y de matar, es muy difícil. Primero hay que conseguir que dejen de odiar, porque si no, no dejarán de matar. Me pongo ahora en un plan hipotético: ETA necesitaría seguir matando incluso en un País Vasco independiente. Mataría peneuvistas, o qué sé yo, pero seguiría matando, porque no sabe hacer otra cosa. ¿Qué obras de historia deberíamos leer todos los españoles? -Él dice que España es una cosa simpática. No sé. Pero es posible que cuando un español niegue que es español, esté afirmando que lo es. Está negando lo evidente. Propio del español es la vehemencia del corazón, un ánimo esforzado, un sentir profundamente. Muy típico nuestro es sostenella y no enmendalla lo que nos ha llevado a muchas guerras civiles. Y un carácter religioso lo tenemos también, seamos o no seamos practicantes. Madariaga comentaba que los españoles son religiosos lo mismo cuando, en una época histórica, quemaban herejes que, cuando en otra época histórica, quemaban iglesias. Hay tendencias laicistas que buscan prosélitos con el ahínco con que lo harían devotos religiosos. ¿Cuáles son los rasgos propios del ser español? ¿Es, por ejemplo, para usted, español un personaje notable como Jordi Pujol?