Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
38 INTERNACIONAL www. abc. es internacional DOMINGO 1- -7- -2007 ABC El todoterreno, envuelto en llamas, que ayer se lanzó con intenciones criminales contra la terminal del aeropuerto de Glasgow AP Alerta en el Reino Unido tras empotrarse un jeep contra el aeropuerto de Glasgow Después de los coches bomba de Londres, ayer un todoterreno en llamas y a toda velocidad incendió la fachada de una terminal EMILI J. BLASCO CORRESPONSAL LONDRES. El Reino Unido se vio envuelto ayer en una emergencia global después de que un todoterreno se estrellara a toda velocidad contra la entrada de la principal terminal del aeropuerto de Glasgow. El nuevo ataque terrorista, que probablemente pretendía ser suicida y que milagrosamente no provocó víctimas, parecía emprender una ola de atentados siguiendo el fallido ataque de la madrugada del jueves en Londres, donde dos coches bomba no llegaron a explotar posiblemente porque falló la detonación mediante móvil. La alarma se extendió a diversos aeropuertos, como el de Heathrow, donde hubo rumores de una explosión en el aparcamiento, y los de Blackpool y Liverpool, que fueron cerrados al tráfico. Algunos edificios fueron evacuados y se extremó la vigilancia en las estaciones centrales de ferrocarril y en otros puntos vitales de las principales ciudades británicas. El nivel de alarma fue elevado de grave a crítico el más alto, que significa que un ataque es esperado de forma inminente. La ministra del Interior, Jacqui Smith, calificó la situación de grave El ataque de ayer en Glasgow tiene vinculación con los del viernes en Londres, según fuentes del Gobierno. En todo caso, se perpetró siguiendo la intención de golpear duramente contra el Reino Unido. Dos personas iban en el interior del Jeep Cherokee que se empotró contra la terminal del aeropuerto de Glasgow, procedimiento habitual entre los seguidores del extremismo de Al Qaida. Habían introducido en el vehículo bombonas de gas, siguiendo el ejemplo de los dos mercedes de Londres, para provocar una gran explosión. Cabe recordar que, tras el atentado del 7 de julio de 2005 en Londres, otro grupo de terrorristas repitió por su cuenta la acción dos semanas después, aunque sus explosivos fallaron en el momento de ser detonados. Los momentos dramáticos de un Jeep Cherokee envuelto en grandes llamas, estrellado contra la entrada de la terminal del aeropuerto de Gasglow, desataron la psicosis de una ola de atentados en el Reino Unido. La Policía, que detuvo a los dos ocupantes del automóvil, ambos de rasgos asiáticos y uno de ellos con extensas quemaduras, reconoció anoche que no se había tratado de un accidente, sino de un atentado. Los confusos incidentes se produjeron a las tres y cuarto de la tarde. Algunos testigos presenciales vieron cómo un todoterreno enfilaba a toda velocidad hacia la puerta de la principal terminal del aeropuerto, con llamas en su parte inferior. Otras versiones aseguran que el fuego sólo se declaró después del choque. El automóvil se estrelló contra la pared acristalada del edificio y quedó de inmediato envuelto en llamas. No se produjo ninguna gran explosión, aunque al parecer se escucharon algunas pequeñas detonaciones. Los agentes de Policía destacados en el aeropuerto corrieron hasta el coche. Uno de los ocupantes salió con la ropa y el pelo ardiendo. El otro fue arrastrado fuera por los policías. Ambos opusieron resistencia, pero los agentes, ayudados por algunos de los testigos presenciales, los tumbaron en el suelo y fueron esposados. El conduc- La Policía reconoció que había relación entre el atentado de ayer y los intentos fallidos en Londres